Liquidación de la primavera de Life Extension

Escleroderma

Diagnosis y tratamiento convencional

Los médicos pueden sospechar el escleroderma basado en la presentación de las muestras características y de los síntomas mencionados previamente. Aunque no haya prueba específica para el escleroderma, un workup de diagnóstico puede incluir un historial médico detallado, hallazgos del laboratorio, y la biopsia de la piel (NIAMS 2010; Nashel 2012; Khoo 2011).

Los doctores pueden probar para los autoanticuerpos contra el topoisomerase (Scl-70), las proteínas centrómero-asociadas, y los antígenos nucleares (ANECDOTARIO); esto puede ayudar en diagnosis pero se debe apoyar por otras pruebas (Grassegger 2008). El factor reumatoide, otro autoanticuerpo, puede estar presente en algunos pacientes también. Las anormalidades en pruebas de laboratorio rutinarios pueden ayudar a identificar la implicación de los órganos específicos (2013 ferri). Los niveles elevados de la proteína C-reactiva del marcador inflamatorio (CRP) se han asociado a resultados peores en algunos pacientes y pueden ayudar a influenciar las decisiones del tratamiento (Muangchan 2012). El diagnóstico de escleroderma puede ser difícil debido a la variabilidad significativa en la presentación de la enfermedad.

El escleroderma no tiene ninguna curación sabida. Hay una variedad de medicaciones que pueden ayudar a paliar síntomas y a reducir complicaciones del escleroderma, pero las medicaciones que modifican el curso de la enfermedad están careciendo (Kowal-Bielecka 2009; Opitz 2011; Baumhakel 2010; Gayraud 2007).

Tratamientos para las complicaciones Órgano-específicas del escleroderma (Hinchcliff 2008)

Complicación

Tratamiento

El fenómeno de Raynaud

  • Drogas que pueden mejorar el flujo de sangre:
    • α – moldes adrenérgicos
    • Moldes del receptor de la angiotensina-Ii
    • Moldes de acción prolongada del canal del calcio (dihydropyridines)
    • Pentoxifylline (Trental®)
  • Sympathectomy de Digitaces (cirugía que interrumpe los pequeños nervios a las arterias que alimentan el finger)

Fibrosis de la piel

Drogas inmunomoduladores (D-penicilamina [Cuprimine®], mofetil del mycophenolate [Cellcept®], ciclofosfamida [Cytoxan®])

Enfermedad del reflujo gastroesofágico (GERD)

  • Antiacidos
  • Drogas que reducen el ácido de estómago:
    • Moldes de la histamina H2
    • Inhibidores de la bomba de Proton

Dysmotility intestinal y/o crecimiento excesivo bacteriano

  • Antibióticos
  • Corrección de deficiencias alimenticias
  • Agentes de Promotility

Fibrosis o alveolitis pulmonar (del pulmón)

ciclofosfamida (Cytoxan®; una droga de inmune-supresión)

Hipertensión arterial pulmonar

  • La diurética
  • Oxígeno suplemental
  • Las drogas que minimizan vaso sanguíneo coagulan (Warfarin [Coumadin®])
  • Drogas incluyendo las cuales mejore el flujo de sangre:
    • Inhibidores del receptor Endothelin-1 (bosentan [Tracleer®])
    • Inhibidores Phosphodiesterase-5 (sildenafil [Revatio®])
    • Análogos de la prostaciclina (epoprostenol [Flolan®], treprostinil [Remodulin®], iloprost [Ventavis®])

Crisis renal del escleroderma

  • Diálisis
  • Presión arterial que baja las drogas (eg., inhibidores enzimáticos angiotensina-que convierten de acción corta)

Los efectos secundarios del tratamiento convencional varían con la medicación, y pueden incluir la acumulación flúida en los pies, el estreñimiento y los disturbios gastrointestinales, el cansancio, el limpiar con un chorro de agua, los síntomas alérgicos, la gingivitis (inflamación de las gomas), y la disfunción eréctil. Los esteroides tales como prednisona se utilizan con frecuencia para su acción antiinflamatoria. Sin embargo, los esteroides tienen efectos secundarios significativos, incluyendo la pérdida de aumento de la densidad y de peso del hueso.