Liquidación de la primavera de Life Extension

Extractos

Hipertensión y enfermedad vascular hipertensa
Actualizado: 08/26/2004

EXTRACTOS

Calcio dietético y presión arterial: un meta-análisis de ensayos clínicos seleccionados al azar.

Allender picosegundo, cuchillero JA, Follmann D, y otros.

Ann Intern Med. 1 de mayo 1996; 124(9):825-31.

PROPÓSITO: Para evaluar el efecto de la suplementación dietética del calcio sobre la presión arterial. ORÍGENES DE DATOS: Los informes publicados de los ensayos que estudiaban el efecto de la suplementación dietética del calcio sobre la presión arterial fueron identificados por una búsqueda de comentarios anteriores, una búsqueda de MEDLINE, un comentario manual de los artículos de diario, y un comentario de extractos de reuniones científicas. SELECCIÓN DEL ESTUDIO: Ensayos clínicos seleccionados al azar en los cuales la toma dietética del calcio variada por el grupo de la intervención fue seleccionada. Los ensayos multifactoriales no eran incluidos. SÍNTESIS DE LOS DATOS: Los datos a partir de 28 brazos o estratos activos del tratamiento a partir del 22 seleccionaron al azar ensayos clínicos fueron reunidos usando un método de la media ponderada, con los pesos proporcionales a lo contrario de la variación del efecto del tratamiento. La muestra total comprendió a 1231 personas. Porque los ensayos de personas normotensivas e hipertensas eran incluidos, los análisis del subgrupo podrían ser hechos. Las estimaciones reunidas del efecto de la suplementación del calcio sobre la presión arterial eran -0,18 milímetros hectogramo para la presión arterial diastólica (los milímetros hectogramo del ci del 95% -0,75 a 0,40,) y -0,89 milímetros hectogramo para la presión arterial sistólica (-1,74 a -0,05 los milímetros hectogramo del ci,). Las estimaciones reunidas para la presión arterial sistólica eran -0,53 milímetros hectogramo (-1,56 a 0,49 los milímetros hectogramo del ci,) para los ensayos de personas normotensivas y -1,68 milímetros hectogramo (-3,18 a -0,18 los milímetros hectogramo del ci,) para los ensayos de personas hipertensas. La presión arterial diastólica no fue afectada perceptiblemente en cualquier subgrupo. CONCLUSIÓN: La estimación reunida muestra una disminución estadístico significativa de la presión arterial sistólica con la suplementación del calcio, para las personas hipertensas y para la muestra total. Sin embargo, el efecto es demasiado pequeño apoyar el uso de la suplementación del calcio para prevenir o tratar la hipertensión

Un ensayo clínico de los efectos de modelos dietéticos sobre la presión arterial.

Appel LF, ESTRALLA al grupo de investigación colaborativo.

MED de N Inglés J. 1997;(336):1117.

ningunos

Adiete la suplementación con los aceites de pescado y la reducción de la presión arterial: un metabolismo-análisis.

Appel LF MESAWP.

Ann Intern Med. 1994;120-9.

¿La suplementación de la dieta con el “aceite de pescado” reduce la presión arterial? Un meta-análisis de ensayos clínicos controlados.

Appel LJ, Miller ER, III, Seidler AJ, y otros.

MED del interno del arco. 28 de junio 1993; 153(12):1429-38.

FONDO: Varias líneas de pruebas sugieren esa suplementación de la dieta con los ácidos grasos poliinsaturados omega-3 (omega-3 PUFA), designada comúnmente los aceites de pescado, pueden reducir la presión arterial (BP). Sin embargo, la mayoría de los ensayos clínicos de la suplementación de omega-3 PUFA han estado del tamaño escaso para detectar los cambios relevantes de BP. MÉTODOS: Condujimos un meta-análisis de 17 controlamos ensayos clínicos de la suplementación de omega-3 PUFA. Para estimar un efecto total de la suplementación de omega-3 PUFA sobre BP, calculábamos el cambio neto de BP en cada ensayo (delta de BP en grupo de omega-3 PUFA menos el delta de BP en grupo de control), que entonces fue cargado según lo contrario de la variación. RESULTADOS: En los 11 ensayos que alistaron a individuos normotensivos (n = 728), la suplementación de omega-3 PUFA llevó a las reducciones significativas de BP sistólico (SBP) y de BP diastólico (DBP) en los ensayos dos y uno, respectivamente. En los seis estudios que alistaron hypertensives no tratados (n = 291), las reducciones significativas de SBP y el DBP estaba presente en dos y cuatro ensayos, respectivamente. Las estimaciones cargado, reunido del cambio de SBP y del DBP (milímetro hectogramo) con intervalos de confianza del 95% eran -1,0 (- 2,0 a 0,0) y -0,5 (- 1,2 a +0,2) en los ensayos de normotensives, y -5,5 (- 8,1 a -2,9) y -3,5 (- 5,0 a -2,1) en los ensayos de hypertensives no tratados. En 13 de 17 estudios, la duración de ensayo era menos de 3 meses. Las dosis de omega-3 PUFA tendieron a ser altas (la dosis media > 3 g/d en 11 ensayos). La magnitud de reducción de BP era la más grande en alto BP pero no fue asociada perceptiblemente a la dosis de omega-3 PUFA. Los efectos secundarios, lo más comúnmente posible eructación y un gusto a pescado, ocurrieron más con frecuencia en participantes de omega-3 PUFA que en los participantes del control (el 28% contra el 13%, P < .001). CONCLUSIONES: Nuestros análisis indican que la suplementación de la dieta con una dosis relativamente alta de omega-3 PUFA, generalmente más de 3 g/d, puede llevar a BP clínico relevante reducciones en individuos con la hipertensión no tratada. Sin embargo, el uso de omega-3 PUFA como terapia del antihypertensive requerirá la demostración de la aceptación a largo plazo de la eficacia y del paciente de dosis más bajas

la suplementación dietética ácida Gamma-linolenic puede invertir la influencia del envejecimiento en actividad de la desaturasa del delta 6 del microsoma del hígado de la rata.

Biagi PL, Bordoni A, Hrelia S, y otros.

Acta de Biochim Biophys. 8 de mayo 1991; 1083(2):187-92.

Hemos demostrado recientemente que en ratas el proceso de la desaturación del delta 6 de ácidos linoleicos y alfa-linolenic se reduce con el envejecimiento. Un método de contrarrestar el efecto de la desaturación reducida del ácido linoleico sería proporcionar 6 el metabilito desaturado, ácido gamma-linolenic (18:3 (n-6) GLA) directamente. Aquí hemos investigado la desaturación 6 de ácidos linoleicos y alfa-linolenic en los microsomas del hígado de las ratas jovenes y viejas dadas GLA bajo la forma de aceite de la onagra (EPO) (dieta de B) con respecto a los animales dados el aceite de haba de la soja solamente (dieta de A), la supervisión también la composición de ácido graso de los microsomas y de relacionarse del hígado esto con el microviscosity de las membranas. En ratas jovenes las diversas dietas experimentales no produjeron ninguna diferencia en actividad de la desaturasa del delta 6 (D6D) en cualquier substrato que sugería que, cuando la actividad de D6D está en o cerca de su pico, las variaciones en la dieta probada no pueden influenciarla. En los animales viejos el índice de la desaturación 6 de linoleico y particularmente de ácido alfa-linolenic era perceptiblemente mayor en la dieta de B alimentada animales que en la dieta FED de A. Los efectos de las dietas sobre la composición de ácido graso de los microsomas del hígado eran constantes con los hallazgos con respecto a la desaturación 6. La administración de GLA corrigió parcialmente las anormalidades del metabolismo esencial del ácido graso n-6 (EFA) aumentando la concentración del 20:4 (n-6) y otros 6 EFAs desaturado. Además, los ricos de GLA adietan también aumentaron los niveles de ácido dihomo-gamma-linolenic y de 6 n-3 desaturados EFAs en los microsomas del hígado. El microviscosity de membranas microsomales según lo indicado por la polarización de DPH fue correlacionado con el índice de la no saturación de las mismas membranas. Había una correlación muy fuerte entre los dos. En ratas jovenes y viejas la dieta de B redujo el microviscosity y aumentó el índice de la no saturación. Sin embargo, el efecto era mucho mayor en los animales viejos

La concentración de dimethylarginine asimétrico, un inhibidor endógeno del plasma del synthase del óxido nítrico, se eleva en monos con inemia o hipercolesterolemia del hyperhomocyst (e).

El derecho de Boger, presagia-Boger SM, Sydow K, y otros.

Biol de Arterioscler Thromb Vasc. El 2000 de junio; 20(6):1557-64.

El inemia de Hyperhomocyst (e) se asocia a la disfunción endotelial. Los mecanismos responsables de la disfunción endotelial en inemia del hyperhomocyst (e) pueden implicar biodisponibilidad empeorada del óxido nítrico dependiente del endotelio. Probamos la hipótesis que el inemia del hyperhomocyst (e) está asociado a una concentración elevada del plasma del dimethylarginine asimétrico (ADMA), un inhibidor endógeno del synthase del óxido nítrico. Un grupo de monos adultos del cynomolgus fue alimentado un control o la dieta inemic del hyperhomocyst (e) por 4 semanas en un diseño de cruce seleccionado al azar. Alimentaron el segundo grupo una dieta atherogenic que produce inemia y la hipercolesterolemia del hyperhomocyst (e) por 17 meses, seguida por una dieta atherogenic complementado con las vitaminas de B por 6 meses para disminuir la concentración del ine del homocyst del plasma (e). Las células endoteliales humanas fueron utilizadas para estudiar los efectos de la metionina y de la homocisteina en la presencia o la ausencia de vitaminas o del inhibidor S-adenosylhomocysteine de B de la metilación sobre la formación de ADMA y de su estereoisómero inactivo, dimethylarginine simétrico. La dieta inemic del hyperhomocyst (e) produjo 2 - a los aumentos des tres veces en niveles del plasma del ine y de ADMA (ambos P<0.05) del homocyst (e). Los niveles elevados también producidos atherogenic del plasma de la dieta del ine y de ADMA (ambos P<0 del homocyst (e). 05). La suplementación de la dieta atherogenic con las vitaminas de B disminuyó los niveles del plasma de ine del homocyst (e) pero no afectó a los niveles del plasma de ADMA o de función endotelial. Había una correlación fuerte entre el plasma ADMA e ine del homocyst (e) y una correlación inversa fuerte entre ADMA y la relajación de la arteria carótida a la acetilcolina. El lanzamiento de ADMA por las células endoteliales cultivadas fue aumentado perceptiblemente en presencia de la metionina o de la homocisteina. Este efecto fue bloqueado por S-adenosylhomocysteine pero no por las vitaminas de B. Concluimos que los niveles del plasma de ADMA están elevados en inemia del hyperhomocyst (e). Porque ADMA actúa como inhibidor competitivo del synthase endotelial del óxido nítrico, estos hallazgos sugieren un mecanismo nuevo para la función endotelial empeorada en inemia del hyperhomocyst (e)

Pruebas de diferencias relativas a la edad en la composición de ácido graso del tejido adiposo humano, independiente de la dieta.

Bolton-Smith C, Woodward M, Tavendale R.

EUR J Clin Nutr. El 1997 de sept; 51(9):619-24.

OBJETIVO: Para probar la nulo-hipótesis que existe ninguna diferencia de la edad en la composición de ácido graso del tejido adiposo independiente del consumo de grasa dietético. DISEÑO: Una encuesta seccionada transversalmente de los factores de riesgo coronarios de la enfermedad cardíaca, el estudio escocés de la salud del corazón, con tal que los datos y la comida del ácido graso del tejido adiposo de la biopsia de la aguja frecuencia-derivaran datos dietéticos. DETERMINACIÓN: Veintidós distritos escoceses entre 1984 y 1986. TEMAS: Reclutaron a un total de 10.359 hombres y mujeres envejecidos 40-59 y aleatoriamente en sexo y bandas de cinco años de la edad de listas del GP. Un subconjunto de 2308 hombres y de 2049 mujeres (el 42%) proporcionó el tejido adiposo satisfactorio y datos dietéticos. RESULTADO Y MEDIDAS PRINCIPALES: Análisis de regresión múltiple (que ajusta según grasas dietéticas, índice de masa corporal y fumando, con y sin la situación de la menopausia para las mujeres) de la relación entre los ácidos grasos individuales en tejido adiposo y la edad, y entre la edad y el ratio del ácido linoleico (C18: 2, n-6) al ácido gamma-linolenic (C18: 3, n-6) como indicador de la actividad de la desaturasa delta-6. RESULTADOS: los cambios Sexo-constantes con edad ocurrieron para el linoleato (cuesta ajustada de la regresión +/- s.e. para los hombres -0,299 +/- 0,1339 y para las mujeres -0,504 +/- 0,1731) y gamma-linolenato (cuesta ajustada de la regresión +/- s.e. para los hombres -0,141 +/- 0,0341 y para las mujeres -0,154 +/- 0,0469) ambo P < 0,0001. Estos cambios dieron lugar a un aumento significativo (P < o = “0,005)” en el C18: 2, n-6 a C18: 3, ratio n-6 con edad). ácido Dihomo-gamma-linolenic (C20: 3, n-6) y docosahexa- más los ácidos docosapentaenoic (C22: 5 + C22: 6, n-3) también creciente perceptiblemente con edad (P < o = “0,01).” Para estes último, las cuestas ajustadas de la regresión eran lejos mayores para las mujeres (0,596 +/- 0,0575) que los hombres (0,131 +/- 0,0417). CONCLUSIONES: Los resultados muestran que el envejecimiento influencia a la independiente de la composición de ácido graso del tejido adiposo de la dieta. Las diferencias del sexo pueden parcialmente ser debido al ajuste inadecuado para los cambios en la situación de la hormona de sexo en varones con el envejecimiento. Usando el indicador actual, una disminución en la tarifa que limitaba el paso de la desaturación beta-6 aparecía ocurrir con edad, y era mayor en mujeres que en hombres. Estos resultados pueden indicar que un aumento en el ácido gamma-linolenic dietético (C18: 3, n-6) es necesarios con edad compensar el desequilibrio relativo entre los niveles de PUFA que aparece ocurrir. Sin embargo, ningunos subsidio por enfermedad directa con respecto a las enfermedades comunes del envejecimiento de tal estrategia todavía quedan aclarar

La relación entre la sensibilidad de la insulina y la composición del graso-ácido de los fosfolípidos del esquelético-músculo.

Borkman M, LH de Storlien, cacerola DA, y otros.

MED de N Inglés J. 28 de enero 1993; 328(4):238-44.

FONDO. La resistencia a la insulina y el hyperinsulinemia son características de la obesidad, de la diabetes no-insulina-dependiente mellitus, y de otros desordenes. El músculo esquelético es un sitio importante de la acción de la insulina, y la sensibilidad de la insulina se puede relacionar con la composición del graso-ácido de los fosfolípidos dentro de las membranas del músculo implicadas en la acción de la insulina. MÉTODOS. Determinamos la relación entre la composición del graso-ácido de los fosfolípidos del esquelético-músculo y la sensibilidad de la insulina en dos grupos de temas. En un estudio, obtuvimos las muestras de los abdominis del músculo recto muscle a partir de 27 pacientes que experimentaban cirugía de la arteria coronaria; los niveles de ayuno de la insulina del suero proporcionaron un índice de la sensibilidad de la insulina. En el segundo estudio, una biopsia del músculo vasto de los lateralis fue realizada en 13 hombres normales, y la sensibilidad de la insulina fue evaluada por estudios de la euglycemic-abrazadera. RESULTADOS. En los pacientes que experimentaban cirugía, la concentración de ayuno de la insulina del suero (una medida de resistencia a la insulina) fue correlacionada negativamente con el porcentaje de ácidos grasos poliinsaturados de cadena larga individuales en la fracción del fosfolípido del músculo, particularmente ácido araquidónico (r = -0,63, P < 0,001); el porcentaje total de los ácidos grasos poliinsaturados C20-22 (r = “- 0,68,” P < 0,001); el grado medio de no saturación del graso-ácido (r = “- 0,61,” P < 0,001); y el ratio del porcentaje de C20: 4 ácidos grasos n-6 al porcentaje de C20: 3 ácidos grasos n-6 (r = “- 0,55,” P < 0,01), un índice de la actividad de la desaturasa del graso-ácido. En los hombres normales, la sensibilidad de la insulina fue correlacionada positivamente con el porcentaje del ácido araquidónico en músculo (r = “0,76,” P < 0,01), el porcentaje total de los ácidos grasos poliinsaturados C20-22 (r = “0,76,” P < 0,01), el grado medio de no saturación del graso-ácido (r = “0,62,” P < 0,05), y el ratio de C20: 4 n-6 a C20: 3 n-6 (rho = “0,76,” P = “0,007).” CONCLUSIONES. La sensibilidad disminuida de la insulina se asocia a las concentraciones disminuidas de ácidos grasos poliinsaturados en fosfolípidos del esquelético-músculo, mencionando la posibilidad que los cambios en la composición del graso-ácido de músculos modulan la acción de la insulina

Hyperhomocysteinemia en causa del movimiento-predominio, y la relación al tipo de factores del movimiento y de riesgo del movimiento.

Brattstrom L.

El EUR J Clin invierte. 1992;(22):214-21.

Los alimentos curativos en 1987.

Braverman EPC.

1987;

ningunos

Modulación dietética de la función endotelial: implicaciones para la enfermedad cardiovascular.

Brown AA, Hu FB.

J Clin Nutr. El 2001 de abril; 73(4):673-86.

El endotelio vascular es el sitio primario de la disfunción en muchas enfermedades, particularmente enfermedad cardiovascular. Una variedad de factores de riesgo, incluyendo fumar, hipercolesterolemia, hyperhomocysteinemia, hipertensión, y diabetes mellitus, afectan al contrario a la función endotelial. Las pruebas emergentes sugieren un papel importante de factores dietéticos en la modulación de la función endotelial. Particularmente, n-3 ácidos grasos, vitaminas antioxidantes (especialmente las vitaminas E y C), el ácido fólico, y la L-arginina aparecen tener efectos beneficiosos sobre la función endotelial vascular, disminuyendo la activación endotelial o mejorando la vasodilatación dependiente del endotelio en pacientes en de alto riesgo de la enfermedad cardiovascular así como en temas sanos. Estos efectos pueden servir como un mecanismo potencial a través del cual estos alimentos reduzcan el riesgo de enfermedad cardiovascular, según lo observado en estudios epidemiológicos y varios ensayos clínicos. Este artículo revisa pruebas clínicas y experimentales con respecto al papel de estos alimentos en la modulación de la función endotelial y de su potencial de prevenir enfermedad cardiovascular

Activación del transporte de la L-arginina en células mononucleares de la sangre periférica en insuficiencia renal crónica.

Brunini TM, Roberts NOTA, Yaqoob milímetro, y otros.

Arco de Pflugers. El 2002 de oct; 445(1):147-51.

El transporte de la LL-arginina, el precursor para la síntesis del óxido nítrico (NO), se ha investigado en las células mononucleares de la sangre periférica humana (PBMCs) obtenidas de voluntarios sanos y de pacientes crónicos de la insuficiencia renal. Los pacientes crónicos de la insuficiencia renal estaban en el tratamiento por la hemodialisis o la diálisis peritoneal ambulativa continua (CAPD). La afluencia saturable de la L-arginina en PBMCs fue mediada por los sistemas de transporte catiónicos del aminoácido y (+) y y (+) L. Los índices iniciales de transporte de la L-arginina (microM 2) vía el sistema y (+) fueron aumentados perceptiblemente de pacientes crónicos de la insuficiencia renal, mientras que el transporte vía el sistema y (+) L era inafectado. El aumento en transporte de la L-arginina vía el sistema y (+) era: 1.7-fold en pacientes urémicos en CAPD, doblez 4,3 en pre-hemodialisis de los pacientes urémicos y posts-hemodialisis de 2,6 dobleces. Cuando el perfil intracelular del aminoácido de PBMCs era analizado en pacientes de la insuficiencia renal y temas crónicos del control, las concentraciones de la L-lisina y de la L-arginina fueron aumentadas perceptiblemente de pacientes urémicos de la pre-hemodialisis y restauradas a los valores normales por la hemodialisis y el CAPD. El actual estudio proporciona las primeras pruebas que el sistema y (+) media el transporte creciente de la L-arginina en PBMCs de pacientes con la insuficiencia renal crónica. La actividad creciente del sistema y (+) puede proporcionar la fuente necesaria de L-arginina para no sostener NINGUNA síntesis en PBMCs expuso a los niveles crecientes de cytokines de circulación en insuficiencia renal crónica

Ácidos grasos poliinsaturados N-3 en enfermedad cardíaca coronaria: un meta-análisis de ensayos controlados seleccionados al azar.

Hoguera HC, Hengstler P, Schindler C, y otros.

MED de la J. El 2002 de marcha; 112(4):298-304.

PROPÓSITO: Los estudios de observación han mostrado una asociación contraria entre los ácidos grasos poliinsaturados n-3 y el riesgo de enfermedad cardíaca coronaria. Investigamos los efectos de la toma (suplemental) dietética y no-dietética de los ácidos grasos poliinsaturados n-3 sobre enfermedad cardíaca coronaria. TEMAS Y MÉTODOS: Buscamos la literatura para identificar los ensayos controlados seleccionados al azar que compararon la toma dietética o no-dietética de los ácidos grasos poliinsaturados n-3 con una dieta del control o del placebo en pacientes con enfermedad cardíaca coronaria. Los estudios tuvieron que tener por lo menos 6 meses de datos de la continuación, y tener datos clínicos divulgados de la punto final. Identificamos 11 ensayos, publicados entre 1966 y 1999, que incluyeron 7951 pacientes en la intervención y a 7855 pacientes en los grupos de control. RESULTADOS: El ratio del riesgo de infarto del miocardio no fatal en los pacientes que estaban en las dietas ácido-enriquecidas grasas poliinsaturadas n-3 comparadas con dietas o placebo del control era 0,8 (el intervalo de confianza del 95% [ci]: 0,5 a 1,2, P = 0,16; Prueba del Breslow-día para la heterogeneidad, P = 0,01), y el ratio del riesgo de infarto del miocardio fatal era 0,7 (ci del 95%: 0,6 a 0,8, P 0,20). En 5 ensayos, la muerte súbita fue asociada a un ratio del riesgo de 0,7 (ci del 95%: 0,6 a 0,9, P 0,20), mientras que el ratio del riesgo de mortalidad total era 0,8 (ci del 95%: 0,7 a 0,9, P 0,20). No había estimaciones de la diferencia en resumen entre las intervenciones dietéticas y no-dietéticas de los ácidos grasos poliinsaturados n-3 para todas las puntos finales. CONCLUSIÓN: Este meta-análisis sugiere que la toma dietética y no-dietética de los ácidos grasos poliinsaturados n-3 reduzca mortalidad total, la mortalidad debido al infarto del miocardio, y la muerte súbita en pacientes con enfermedad cardíaca coronaria

Ensayo seleccionado al azar, de doble anonimato, placebo-controlado de la coenzima Q10 en la hipertensión sistólica aislada.

Burke SEA, Neuenschwander R, Olson RD.

MED del sur J. el 2001 de nov; 94(11):1112-7.

FONDO: Los números cada vez mayores de la población adulta están utilizando recursos sanitarios alternativos o complementarios en el tratamiento de dolencias crónicas. La hipertensión sistémica afecta a más de 50 millones de adultos y es uno de los factores de riesgo mas comunes para la morbosidad y la mortalidad cardiovasculares. Este estudio evalúa la eficacia del antihypertensive de la coenzima oral Q10 (CoQ), de un suplemento alimenticio legal, en una cohorte de 46 hombres y de 37 mujeres con la hipertensión sistólica aislada. MÉTODOS: Condujimos un ensayo de la semana 12 dos veces al día seleccionado al azar, de doble anonimato, placebo-controlado con la administración del magnesio 60 de CoQ oral y la determinación de los niveles de CoQ del plasma antes y después de las 12 semanas del tratamiento. RESULTADOS: La reducción mala en la presión arterial sistólica del grupo CoQ-tratado era 17,8 +/- 7,3 milímetros hectogramo (medio +/- SEM). Ningunos de los pacientes exhibieron cambios ortostáticos de la presión arterial. CONCLUSIONES: Nuestros resultados sugieren que CoQ se pueda ofrecer con seguridad a los pacientes hipertensos como opción alternativa del tratamiento

Hipertensión.

Calvert J.

Clínicas en práctica de la familia. 2001;(3):733-56.

ningunos

Efecto de la L-arginina sobre la hemodinámica sistémica y renal en pacientes sensibles a la sal con la hipertensión esencial.

Campese VM, Amar M, Anjali C, y otros.

Ronquido Hypertens de J. El 1997 de agosto; 11(8):527-32.

En respuesta a una alta toma del sodio (Na+), los pacientes sensibles a la sal con la hipertensión conservan más Na+ y manifiestan una mayor subida de la presión arterial que pacientes sal-resistentes. Porque hay información limitada con respecto al papel del óxido nítrico (NO) en sal-sensibilidad examinamos los efectos de la L-arginina (500 mg/kg, i.v. para el minuto 30) en la presión arterial mala y la hemodinámica renal en 21 afroamericanos hipertensos y cinco normotensivos. En el final del medio de la infusión de la L-arginina la presión arterial bajó más en sensible a la sal (- 11,5 +/- 2,5) que en temas sal-resistentes (- 3,7 +/- 1,5 milímetros hectogramo) y del control (- 3,2 +/- 3,8 milímetros hectogramo). En el extremo del plasma renal eficaz de la infusión de la L-arginina el flujo (ERPF) aumentó más (P < 0,05) en ml/min/1.73 m2 de los controles (+108 +/- 13,9) que en ml/min/1.73 sal-resistente (+55 +/- 16,0 ml/min/1.73 m2) y sensible a la sal m2 de los pacientes (+22 +/- 21,5). Este estudio ha mostrado que los afroamericanos sensibles a la sal manifiestan diversas respuestas hemodinámicas sistémicas y renales a la L-arginina que pacientes sal-resistentes y controles. La caída en L-arginina de siguiente mala de la presión arterial era mayor en sensible a la sal que en pacientes sal-resistentes y controles, mientras que el aumento en ERPF fue reducido en sensible a la sal comparado a los temas sal-resistentes y normales. Los datos son de acuerdo con la noción que un defecto en NINGUNA producción puede participar a la génesis de la sensibilidad de la presión arterial para salar

El séptimo informe del comité nacional común sobre la prevención, la detección, la evaluación, y el tratamiento de la tensión arterial alta: el informe de JNC 7.

Chobanian sistema de pesos americano, Bakris GL, hora negra, y otros.

JAMA. 21 de mayo 2003; 289(19):2560-72.

“El séptimo informe del comité nacional común sobre la prevención, la detección, la evaluación, y el tratamiento de la tensión arterial alta” proporciona una nueva pauta para la prevención y la gestión de la hipertensión. Los siguientes son los mensajes dominantes (1) en más viejos de 50 años de las personas, la presión arterial sistólica (BP) de más de 140 milímetros hectogramo es un factor de riesgo mucho más importante de la enfermedad cardiovascular (CVD) que BP diastólico; (2) el riesgo de CVD, comenzando en 115/75 milímetro hectogramo, dobla con cada incremento de 20/10 milímetro hectogramo; los individuos que son normotensivos en 55 años de edad tienen un riesgo del curso de la vida del 90% para desarrollar la hipertensión; (3) los individuos con BP sistólico de 120 a 139 milímetros hectogramo o BP diastólico de 80 a 89 milímetros hectogramo deben ser considerados como prehypertensive y requerir salud-promover modificaciones de la forma de vida para prevenir el CVD; (4) el Thiazide-tipo la diurética se debe utilizar en el tratamiento de la droga para la mayoría de los pacientes con la hipertensión sencilla, solamente o combinar con las drogas de otras clases. Ciertas condiciones de alto riesgo están obligando las indicaciones para el uso inicial de otras clases de la droga de antihypertensive (angiotensina-que convierten los inhibidores enzimáticos, los moldes del angiotensina-receptor, los betabloqueadores, a los moldes del canal del calcio); (5) la mayoría de los pacientes con la hipertensión requerirán 2 o más medicaciones del antihypertensive alcanzar la meta BP (<140/90 milímetro hectogramo, o <130/80 milímetro hectogramo para los pacientes con diabetes o enfermedad de riñón crónica); (6) si BP es más de 20/10 milímetro hectogramo sobre la meta BP, la consideración se debe dar a iniciar la terapia con 2 agentes, 1 cuyo generalmente debe estar un thiazide-tipo diurético; y (7) la terapia más eficaz prescrita por el clínico más cuidadoso controlará la hipertensión solamente si los pacientes son motivados. La motivación mejora cuando los pacientes tienen experiencias positivas con y confían en el clínico. La empatía construye confianza y es un motivador potente. Finalmente, en la presentación de estas instrucciones, el comité reconoce que el juicio del médico responsable sigue siendo supremo

La adrenalina venosa de reclinación del plasma en hombres de 70 años correlacionó positivamente a la supervivencia en un estudio de población: la significación de la capacidad de funcionamiento física.

Christensen NJ, Schultz-Larsen K.

MED del interno de J. El 1994 de marcha; 235(3):229-32.

OBJETIVO. El objetivo del estudio era evaluar la noradrenalina del plasma (NA) y la adrenalina del plasma (a) pues los calculadores de la mortalidad en un estudio de población. TEMAS. Todos los temas eran 70 años de edad en 1984. Los seleccionaron de Person Register nacional. En conjunto, 804 temas participaron en un examen médico completo. INTERVENCIONES. El NA y A del plasma fueron medidos en las muestras de sangre recogidas después de que los temas hubieran descansado en la posición supina por 15 Min. Los temas ahora se han seguido por 7 años. MEDIDAS PRINCIPALES DEL RESULTADO. Siete años más adelante, 115 hombres y 63 mujeres habían muerto. RESULTADOS. El análisis de regresión de $cox mostró que la mortalidad en el grupo masculino fue correlacionada positivamente al NA del plasma (P < 0,002) y correlacionada inverso a la capacidad vital forzada (P < 0,0000) y al plasma A (P < 0,02). Una correlación positiva fue obtenida entre la capacidad de funcionamiento física y el plasma A. Cuando un índice de la capacidad de funcionamiento física fue incluido en el análisis de regresión de $cox, el NA del plasma y el plasma A llegaron a ser insignificantes, mientras que una correlación positiva fuerte apareció entre la capacidad de funcionamiento física y la supervivencia (P < 0,0000). Los que tenían que bajo el plasma A valoran tendieron en 1984 a morir de enfermedades cardiovasculares en el período de la continuación, mientras que en los que murieron de cáncer, los valores del plasma A eran similares a los de la población en general. CONCLUSIONES. Los temas con altos valores del plasma A tenían la mejor tasa de supervivencia durante el período de la continuación de 7 años, probablemente porque también tenían la mejor capacidad de funcionamiento física. Los altos valores del NA del plasma, como se esperaba, fueron asociados a una tasa de supervivencia reducida. Las medidas de la capacidad de funcionamiento física pueden ser una medida barata de la supervivencia probable en temas de 70 años

Hyperhomocysteinemia: un factor de riesgo independiente para la enfermedad vascular.

Clarke R, Daly L, Robinson K, y otros.

MED de N Inglés J. 25 de abril 1991; 324(17):1149-55.

FONDO. Hyperhomocysteinemia que se presenta del metabolismo empeorado de la metionina, probablemente generalmente debido a una deficiencia del beta-synthase del cystathionine, se asocia a enfermedad vascular cerebral, periférica, y posiblemente coronaria prematura. La fuerza de esta asociación y su independencia de otros factores de riesgo para la enfermedad cardiovascular son inciertas. Estudiamos el grado al cual la asociación se podría explicar por deficiencia heterozigótica del beta-synthase del cystathionine. MÉTODOS. Primero establecimos un criterio de diagnóstico para el hyperhomocysteinemia comparando niveles máximos del suero de homocisteina después de que una prueba estándar del metionina-cargamento en 25 obligue a heterocigotos en cuanto a la deficiencia del beta-synthase del cystathionine (cuyos conocían a niños para ser homocigóticos para el homocystinuria debido a este defecto de la enzima) con los niveles en la edad sin relación 27 y sexo-hiciera juego temas normales. Un nivel del mumol 24,0 por litro o más era específico del por ciento sensible y 100 del 92 por ciento en la distinción de los dos grupos. Los niveles máximos de la homocisteina del suero en estos temas normales entonces fueron comparados con ésos en 123 pacientes cuya enfermedad vascular había sido diagnosticada antes de que fueran 55 años de edad. RESULTADOS. Hyperhomocysteinemia fue detectado en 16 de 38 pacientes con la enfermedad cerebrovascular (el 42 por ciento), 7 de 25 con la enfermedad vascular periférica (el 28 por ciento), y 18 de 60 con la enfermedad vascular coronaria (el 30 por ciento), pero en ningunos de los 27 temas normales. Después del ajuste para los efectos de los factores de riesgo convencionales, el límite de confianza más bajo del 95 por ciento para el ratio de las probabilidades para la enfermedad vascular entre los pacientes con hyperhomocysteinemia, con respecto a los temas normales, era 3,2. El nivel de la homocisteina del suero del pico del geométrico-medio era 1,33 veces más arriba en los pacientes con enfermedad vascular que en los temas normales (P = 0,002). La presencia de deficiencia del beta-synthase del cystathionine fue confirmada en 18 de 23 pacientes con la enfermedad vascular que tenía hyperhomocysteinemia. CONCLUSIONES. Hyperhomocysteinemia es un factor de riesgo independiente para la enfermedad vascular, incluyendo enfermedad coronaria, y en la mayoría de los casos es probablemente debido a la deficiencia del beta-synthase del cystathionine

El endotelio: una nueva blanco para la terapia.

Cooke JP.

MED de Vasc. 2000; 5(1):49-53.

Al mismo tiempo considerado simplemente una capa monomolecular de las células que alineaban el conducto vascular, el endotelio ha emergido recientemente como órgano con las funciones tan complejas como ningunos en el cuerpo. Un órgano regulador altamente activo, el endotelio detecta y evalúa las señales hemodinámicas, humorales, e inflamatorias a las cuales es expuesto constantemente por la sangre y responde secretando los factores que afectan a tono del buque y lo estructuran. Estas interacciones no están simplemente de interés académico. Se ha reconocido cada vez más que la disfunción endotelial desempeña un papel fundamental en el desarrollo y la progresión de la ateroesclerosis y de la enfermedad de la arteria coronaria

Prevención y tratamiento del estudio de la hipertensión (TRAYECTORIAS): efectos de un programa de tratamiento del alcohol sobre la presión arterial.

WC de Cushman, cuchillero JA, Hanna E, y otros.

MED del interno del arco. 8 de junio 1998; 158(11):1197-207.

OBJETIVO: Para determinar si la presión arterial está reducida por lo menos 6 meses con una intervención a la toma de poco alcohol en moderado a los bebedores pesados con óptimo antedicho a la presión arterial diastólica levemente elevada, y si la reducción de la toma del alcohol se puede mantener por 2 años. DISEÑO: Un ensayo controlado seleccionado al azar. MÉTODOS: Seiscientos cuarenta y uno veteranos del paciente no internado con una toma media de 3 o más bebidas alcohólicas por día en los 6 meses antes de la entrada en el estudio y con la presión arterial diastólica 80 a 99 milímetros hectogramo fueron asignados aleatoriamente a un programa de intervención cognoscitivo-del comportamiento de la reducción del alcohol o a un grupo de la observación del control por 15 a 24 meses. La meta de la intervención era la más baja de 2 o menos bebidas diarias o de una reducción del 50% en toma. Definieron a un subgrupo con la hipertensión como teniendo una presión arterial diastólica de 90 a 99 milímetros hectogramo, o 80 a 99 milímetros hectogramo si recientemente tomó la medicación para la hipertensión. RESULTADOS: La reducción en el semanario medio uno mismo-divulgó que toma del alcohol era perceptiblemente mayor (P<.001) en cada evaluación a partir del 3 a 24 meses en el grupo de la intervención contra el grupo de control: los niveles disminuyeron a partir de 432 g/wk en la línea de fondo por 202 g/wk en el grupo de la intervención y a partir de 445 g/wk por 78 g/wk en el grupo de control en los primeros 6 meses, con reducciones similares después de 24 meses. El grupo de la intervención tenía una mayor reducción del 1.2/0.7-milímetro hectogramo en la presión arterial que el grupo de control (para cada uno, P = “.17" y P = “.18)” para la punto final primaria de seis meses; para el estrato hipertenso la diferencia era 0.9/0.7 milímetros hectogramo (para cada uno, P = “.58" y P = “.44).” CONCLUSIONES: Las 1,3 bebidas por la diferencia media del día entre los cambios en la toma uno mismo-divulgada del alcohol observada en este ensayo produjeron solamente pequeños efectos no significativos sobre la presión arterial. Los resultados de la prevención y del tratamiento del estudio de la hipertensión (TRAYECTORIAS) no proporcionan el fuerte apoyo para reducir el consumo del alcohol en bebedores moderados nondependent como único método para la prevención o el tratamiento de la hipertensión

Ácido Docosahexaenoic, un ligand para el receptor retinoide de X en cerebro del ratón.

de Urquiza AM, Liu S, Sjoberg M, y otros.

Ciencia. 2000 15 de diciembre; 290(5499):2140-4.

El receptor retinoide de X (RXR) es un receptor nuclear ese las funciones como factor ligand-activado de la transcripción. Poco se sabe sobre los ligands que activan RXR in vivo. Aquí, identificamos un factor en el tejido cerebral de ratones adultos que activa RXR en análisis célula-basados. La purificación y el análisis del factor por espectrometría de masa revelaron que es el ácido docosahexaenoic (DHA), un ácido graso poliinsaturado de cadena larga que se enriquece altamente en el cerebro mamífero adulto. El trabajo previo ha mostrado que el DHA es esencial para la maduración del cerebro, y la deficiencia del DHA en ambos roedores y seres humanos lleva a las anormalidades de aprendizaje y otras espaciales empeoradas. Estos datos sugieren que el DHA pueda influenciar la función de los nervios con la activación de un camino de la señalización de RXR

Mecanismo de la acción de la coenzima Q10 en la hipertensión esencial.

Digiesi V.

Curr Ther Res. 1992;(51):668-72.

ningunos

Efecto de la coenzima Q10 sobre la hipertensión arterial esencial.

Digiesi V CFBB.

Curr Ther Res. 1990;(47):841-5.

ningunos

Tratamiento de la hipertensión con el ácido ascórbico.

Duffy SJ, Gokce N, Holbrook M, y otros.

Lanceta. 11 de diciembre 1999; 354(9195):2048-9.

En un estudio seleccionado al azar, de doble anonimato, placebo-controlado mostramos que el tratamiento de pacientes hipertensos con el ácido ascórbico baja la presión arterial. Otros estudios del ácido ascórbico para tratar la hipertensión, con puntos finales clínicas, se autorizan

El ácido gamma-linolenic dietético baja la presión arterial y altera metabolismo aórtico de la reactividad y del colesterol en la hipertensión.

Engler milímetro, MB de Engler, Erickson SK, y otros.

J Hypertens. El 1992 de oct; 10(10):1197-204.

OBJETIVO: Para determinar los efectos del ácido gamma-linolenic dietético sobre la presión arterial, la reactividad aórtica y el metabolismo del colesterol en espontáneamente las ratas hipertensas (SHR) y normotensivas de Wistar-Kyoto (WKY). DISEÑO: Estudio seleccionado al azar del paralelo-grupo. MÉTODOS: Las ratas de SHR y de WKY fueron alimentadas una dieta purificada que contenía a ricos del aceite del sésamo o de la borraja en el ácido gamma-linolenic por 7 semanas. La presión arterial medida por el método del cola-puño y el peso fueron supervisados semanalmente. En el final del estudio, las respuestas pressor intrarteriales a la noradrenalina y a la angiotensina II, y la reactividad de anillos aórticos aislados a la noradrenalina, a la angiotensina II, al KCl y a la acetilcolina eran resuelto. El colesterol y los triglicéridos de suero fueron medidos. Las enzimas y los receptores hepáticos e intestinales del metabolismo del colesterol también fueron medidos. RESULTADOS: El aceite dietético de la borraja disminuyó perceptiblemente la presión arterial en SHR y las ratas de WKY comparadas con sésamo aceite-alimentaron ratas. Las respuestas Pressor a la noradrenalina y a la angiotensina II, y la reactividad aórtica a la noradrenalina, a la angiotensina II, al KCl y a la acetilcolina no eran perceptiblemente diferentes. La dieta del aceite de la borraja aumentó niveles de colesterol de suero en ratas de WKY y reductasa hepática de la coenzima A de B-hydroxy-3-methylglutaryl en SHR. CONCLUSIÓN: Estos datos indican que el aceite dietético de la borraja tiene una presión arterial que baja efecto en ratas hipertensas y normotensivas. Sin embargo, el efecto no se puede explicar por sensibilidad alterada a los vasoconstrictors o a los cambios humorales y de los nervios en metabolismo del colesterol. Otros mecanismos deben ser investigados

Estudio comparativo de las dietas enriquecidas con la onagra, la grosella negra, la borraja o aceites fungicidas en la presión arterial y las respuestas pressor en ratas espontáneamente hipertensas.

Engler milímetro.

Ácidos grasos esenciales de Leukot de las prostaglandinas. El 1993 de oct; 49(4):809-14.

Los efectos de los aceites enriquecidos con el ácido gamma-linolenic (GLA) sobre la presión arterial y las respuestas pressor fueron examinados en las ratas espontáneamente hipertensas (SHR). Las ratas fueron alimentadas las dietas purificadas que contenían la onagra (EPO), la grosella negra (BCO), la borraja (BOR) o los aceites fungicidas (FGO) por 7 semanas. Las reducciones significativas en la presión arterial fueron obtenidas en las ratas de SHR mantenidas en las dietas enriquecidas con aceites de GLA. El efecto del antihypertensive no fue asociado a sensibilidad pressor aumentada a la noradrenalina o a la angiotensina II. Por otra parte, no se encontró ningunas diferencias en respuestas de la presión arterial al molde del canal del calcio, verapamil. Los resultados sugieren que los aceites GLA-enriquecidos inhiban el desarrollo de la hipertensión en la rata de SHR. La presión arterial que baja efecto no es mediada por respuestas pressor alteradas a las hormonas vasoconstrictores o a los mecanismos intracelulares del calcio

Efectos del ácido gamma-linolenic dietético sobre la presión arterial y de los receptores suprarrenales de la angiotensina en ratas hipertensas.

Engler milímetro, Schambelan M, MB de Engler, y otros.

MED del Biol de Proc Soc Exp. El 1998 de julio; 218(3):234-7.

En un estudio anterior, mostramos ese ácido gamma-linolenic dietético (GLA), un ácido graso poliinsaturado omega-6 encontrado en el aceite de la borraja (BOR), atenuamos el desarrollo de la hipertensión en las ratas hipertensas de los jóvenes espontáneamente (SHR). El propósito de este estudio era determinar los efectos de GLA dietético sobre la hipertensión establecida en ratas adultas, así como sus efectos sobre los componentes del eje de la renina-angiotensina-aldosterona. Por 5 semanas, alimentaron el varón SHR (14-15 semanas de viejo) una dieta sin grasa básica a la cual el 11% en peso del aceite de sésamo (SES) o de BOR fueron añadidos. La presión arterial sistólica (SBP), determinada por el método del puño de la cola, y el peso fueron medidos semanalmente. La actividad de renina de plasma (PRA), la aldosterona (PA), y los niveles del corticosterone (PC) fueron medidos en el final de los tratamientos dietéticos. Las glándulas suprarrenales fueron homogeneizadas, y la angiotensina II (atascamiento del ANG II) fue medido y trazado según Scatchard. La presión arterial sistólica era 12 mmHg más baja en la semana 5 en SHR alimentó la dieta de BOR comparada a las ratas SES-alimentadas (P < 0,005). Los aumentos de peso eran similares en ambos grupos dietéticos. La aldosterona del plasma era más baja, PRA era más alto, y el ratio de PA/PRA era perceptiblemente más bajo (P < 0,05) en ratas BOR-alimentadas. Los niveles de PC estaban lo mismo en ambos grupos. La dieta BOR-enriquecida redujo densidad suprarrenal y la afinidad del receptor del ANG II comparadas a la dieta de SES. Los resultados sugieren que BOR inhiba sensibilidad suprarrenal a ANG II por una acción en los receptores suprarrenales. Nuestros hallazgos demostraron que GLA dietético baja SBP en el adulto SHR. Este efecto se puede mediar, por lo menos en parte, por la interferencia con el sistema de la renina-angiotensina-aldosterona en el nivel de receptores suprarrenales del ANG II

El ácido Docosahexaenoic es un alimento del antihypertensive que afecta a la producción de la aldosterona en SHR.

Engler milímetro, MB de Engler, Goodfriend TL, y otros.

MED del Biol de Proc Soc Exp. 1999 mayo; 221(1):32-8.

Los efectos del ácido docosahexaenoic dietético (DHA), de un ácido graso poliinsaturado omega-3, sobre la presión arterial y de algunos sistemas de presión-regulación fueron medidos en las ratas hipertensas de los jóvenes espontáneamente (SHR). Los niveles de la aldosterona y del corticosterone del plasma, la producción suprarrenal de la aldosterona in vitro, y las características de los receptores suprarrenales de la angiotensina fueron medidos después de 6 semanas de la dieta. La expresión génica renal 4A del citocromo P450 (CYP) y el metabolismo del ácido araquidónico por los microsomas renales también fueron investigados. El colesterol del plasma, los triglicéridos, y el colesterol de la lipoproteína de alta densidad fueron medidos. Las dietas contuvieron maíz/el aceite de soja solamente (CSO), o el aceite enriquecido con el DHA. Después de 6 semanas, las ratas alimentaron el DHA tenían presiones arteriales sistólicas que hacían un promedio 34 mmHg de menos que controles (P < 0,001). Los niveles de la aldosterona del plasma eran los 33% más bajo en los animales DHA-alimentados que en los controles (22 +/- 3 contra 33 +/- 3,7 ng/dl, P < 0,05). Los niveles del plasma de corticosterone eran los 18% más bajo en los animales alimentados el DHA que en controles, pero esta diferencia no era estadístico significativa. Las células suprarrenales del glomerulosa de ratas DHA-alimentadas produjeron menos aldosterona in vitro en respuesta a la angiotensina II, a las HORMONAS ADRENOCORTICOTRÓFICAS, o al potasio. La diferencia fue marcada menos cuando la producción de la aldosterona fue estimulada suministrando corticosterone exógeno, sugiriendo que un efecto del DHA sobre postreceptor camina en la transducción de la señal o el camino temprano del aldosteronogenesis. No encontramos ninguna diferencia significativa en subtipo, número, o afinidad del receptor de la angiotensina. La producción de epóxidos araquidónicos por los microsomas renales era el 17% más bajo en animales DHA-alimentados que en controles (P < 0,05). Niveles corticales renales del mRNA de genes de CYP4A y formación de 19 - y el ácido hydroxyeicosatetraenoic 20 (HETE) no diferenció entre los grupos dietéticos. Los niveles totales del colesterol y de la alto-densidad-lipoproteína del plasma (HDL) fueron reducidos perceptiblemente en SHR alimentaron el suplemento del DHA, pero los niveles del triglicérido no eran perceptiblemente diferentes. Los efectos del DHA sobre el esteroide y el metabolismo del eicosanoid pueden ser parte del mecanismo por el cual este ácido graso previene algo de la hipertensión en el crecimiento de SHR

Toma y mortalidad de la vitamina C entre una muestra de la población de Estados Unidos.

Enstrom JE, Kanim LE, Klein mA.

Epidemiología. 1992 mayo; 3(3):194-202.

Examinamos la relación entre la toma de la vitamina C y la mortalidad en la primera cohorte epidemiológica nacional del estudio complementario de la encuesta sobre el examen de la salud y de la nutrición (NHANES I). Esta cohorte se basa en una muestra representativa de edad noninstitutionalized de 11.348 adultos de los E.E.U.U. 25-74 años que fueron examinados alimenticio durante 1971-1974 y seguidos para la mortalidad (1.809 muertes) hasta el 1984, un punto medio de 10 años. Un índice de la toma de la vitamina C se ha formado de medidas y del uso dietéticos detallados de los suplementos de la vitamina. La relación del ratio de mortalidad estandardizado (SMR) para todas las causas de la muerte a la toma cada vez mayor de la vitamina C es fuertemente inversa para los varones y débil lo contrario para las hembras. Entre ésos con la toma más alta de la vitamina C, los varones tienen un SMR (intervalo de confianza del 95%) de 0,65 (0.52-0.80) para todas las causas, 0,78 (0.50-1.17) para todos los cánceres, y 0,58 (0.41-0.78) para todas las enfermedades cardiovasculares; las hembras tienen un SMR de 0,90 (0.74-1.09) para todas las causas, 0,86 (0.55-1.27) para todos los cánceres, y 0,75 (0.55-0.99) para todas las enfermedades cardiovasculares. Las comparaciones se hacen en relación con todos los blancos de los E.E.U.U., para los cuales el SMR se define para ser 1,00. No hay relación clara para los sitios individuales del cáncer, excepto posiblemente una relación inversa para el cáncer del esófago y de estómago entre varones. Sigue habiendo la relación con todas las causas de la muerte entre varones después del ajuste para la edad, el sexo, y 10 variables potencialmente de la confusión (tabaquismo incluyendo, educación, raza, y la historia de la enfermedad)

Calculadores y mediadores del retiro a largo plazo acertado de medicaciones del antihypertensive. TONE Cooperative Research Group. Ensayo de las intervenciones de Nonpharmacologic en los ancianos.

Espeland mA, Whelton PK, Kostis JB, y otros.

MED de Fam del arco. 1999 mayo; 8(3):228-36.

FONDO: Las instrucciones nacionales recomiendan la consideración de descender o del retiro de la medicación en pacientes con la hipertensión bien-controlada, pero el conocimiento de los factores que predicen o del éxito mediato en la realización de esta meta es limitado. OBJETIVO: Para identificar características pacientes se asoció a éxito en la presión arterial que controlaba (BP) después del retiro de la medicación del antihypertensive. DISEÑO: El ensayo de las intervenciones de Nonpharmacologic en los ancianos probados si las intervenciones de la forma de vida diseñaron promover pérdida de peso o una toma reducida del sodio, solamente o en la combinación, con tal que BP satisfactorio controle entre los pacientes mayores (envejecidos 60-80 años) con la hipertensión después de retiro de la medicación del antihypertensive. Observaron a los participantes por 15 a 36 meses después del retiro de droga frustrado. MEDIDAS PRINCIPALES DEL RESULTADO: Los puntos de ensayo del extremo fueron definidos por (1) BP continuo de 150/90 milímetro hectogramo o más alto, (2) un evento cardiovascular clínico, o (3) una decisión de los participantes o de sus médicos personales para reanudar la medicación de BP. RESULTADOS: Los análisis de regresión proporcionales de los peligros indicaron que el peligro (+/- SE) de experimentar una punto final entre las personas asignadas a las intervenciones activas era el 75% el +/- 9% (pérdida de peso), el 68% el +/- 7% (reducción del sodio), y el 55% el +/- 7% (reducción combinada de la pérdida/del sodio de peso) el del peligro para ésos asignados al cuidado usual. Baje la línea de fondo BP sistólico (P < .001), menos años desde la diagnosis de la hipertensión (P < .001), menos años de tratamiento del antihypertensive (P < .001), y no hay historia de la enfermedad cardiovascular (P = “.01)” calculadores importantes de mantener el control nonpharmacological acertado de BP en la continuación, sobre la base de análisis de regresión logístico. La edad, la pertenencia étnica, el nivel de la línea de fondo de peso de la línea de fondo de la actividad física, la clase de la medicación, la situación que fumaba, y la toma del alcohol no eran estadístico calculadores significativos. Durante la continuación, el grado de la pérdida de peso (P = “.001)” y la excreción urinaria del sodio (P = “.04)” fueron asociados a una reducción en el riesgo de puntos de ensayo del extremo en una moda calificada. CONCLUSIONES: El retiro de la medicación del antihypertensive es más probable ser acertado en los pacientes con la hipertensión bien-controlada que (en el plazo de 5 años) se han diagnosticado o se han tratado recientemente, y que se adhieren a las intervenciones de la forma de vida que implican la reducción de la pérdida y del sodio de peso. Más el de 80% de estos pacientes pueden tener éxito en el retiro de la medicación por más de largo de 1 año

Hiperaldosteronismo primario en hypertensives esenciales: predominio, perfil bioquímico, y biología molecular.

CE de Fardella, Mosso L, Gómez-Sánchez C, y otros.

J Clin Endocrinol Metab. 2000 mayo; 85(5):1863-7.

Hay evidencia de que el aldosteronism primario (PA) puede ser común en pacientes con la hipertensión esencial (EH) cuando las determinaciones de la aldosterona del suero (SA), de la actividad de renina de plasma (PRA), y del ratio de SA/PRA se utilizan como investigación. Una forma heredada de hiperaldosteronismo primario es el aldosteronism glucocorticoide-remediable (GRA) causado por una travesía desigual encima entre los genes CYP11B1 y CYP11B2 que dé lugar a un gen quimérico, que tiene actividad del synthase de la aldosterona regulada por las HORMONAS ADRENOCORTICOTRÓFICAS. El objetivo de este estudio era evaluar el predominio del PA y del GRA en 305 pacientes del EH y 205 controles normotensivos. Medimos SA (1-16 ng/dL) y PRA (1-2.5 ng/mL x h) y calculaban el ratio de SA/PRA en todos los pacientes. Un nivel del ratio de SA/PRA mayor de 25 fue definido como siendo elevado. El PA fue diagnosticado en presencia de los altos niveles del SA (>16 ng/dL), niveles bajos de PRA (50). El PA probable fue diagnosticado cuando era el ratio de SA/PRA más de 25 pero los otros criterios no estaban presentes. Una prueba de Fludrocortisone fue hecha para confirmar la diagnosis. GRA fue distinguido de otras formas de PA cerca: la prueba de la supresión de la aldosterona con dexamethasone, los niveles del hydroxycortisol 18, y la detección genética del gen quimérico. En pacientes del EH, 29 de 305 (9,5%) tenían PA, 13 de 29 cumplieron todos los criterios para el PA, y 16 de 29 fueron diagnosticados como teniendo un PA probable y confirmados inicialmente por la prueba del fludrocortisone. El potasio del plasma era normal en todos los pacientes. La prueba de la supresión del dexamethasone era positiva para GRA en 10 de 29 y 18 niveles del hydroxycortisol eran altos en 2 de 29 pacientes que tenían también un gen quimérico. En temas normotensivos, 3 de 205 (1,46%) tenían PA, y 1 de 205 tenían un GRA. En resumen, encontramos un de alta frecuencia del PA normokalemic en pacientes del EH. Una parte elevada de PA suprimió el SA con dexamethasone, pero solamente algunas tenían un gen quimérico o niveles del hydroxycortisol 18. Estos resultados acentúan la necesidad de investigar más lejos a pacientes del EH

Testosterona del plasma en la hipertensión sistólica aislada.

Fogari R MEPP.

2003.Sep.5: 42.

ningunos

Las drogas hipolipidémicas, los ácidos grasos poliinsaturados, y los eicosanoids son ligands para la alfa y el delta proliferator-activados peroxisome de los receptores.

BM de Forman, Chen J, RM de Evans.

Proc Acad nacional Sci los E.E.U.U. 29 de abril 1997; 94(9):4312-7.

Los ácidos grasos (FAs) y sus derivados son los metabilitos celulares esenciales cuyas concentraciones deben ser reguladas de cerca. Esto implica que existen los circuitos reguladores que pueden detectar cambios en niveles del FA. De hecho, la alfa proliferator-activada peroxisome del receptor (PPARalpha) regula homeostasis del lípido y transcriptionally es activada por una variedad lípido-como compuestos. Sigue siendo confuso en cuanto a cómo estos compuestos estructural diversos pueden activar un solo receptor. Hemos desarrollado un análisis conformación-basado nuevo que defiende los activadores para que su capacidad ate a PPARalpha/al delta e induzca el atascamiento de la DNA. Mostramos aquí que el específico FAs, los eicosanoids, y las drogas hipolipidémicas son ligands para PPARalpha o PPARdelta. Porque los niveles alterados del FA se asocian a obesidad, a ateroesclerosis, a la hipertensión, y a la diabetes, PPARs puede servir como sensores moleculares que sean centrales al desarrollo y al tratamiento de estos desordenes metabólicos

Uso de Aspirin y mortalidad por todas causas entre pacientes que son evaluados para la enfermedad de la arteria coronaria sabida o sospechosa: Un análisis de la propensión.

Engome PA, Thamilarasan M, Watanabe J, y otros.

JAMA. 12 de septiembre 2001; 286(10):1187-94.

CONTEXTO: Aunque aspirin se haya mostrado para reducir morbosidad cardiovascular y la mortalidad a corto plazo que seguían el infarto del miocardio agudo, la asociación entre su uso y mortalidad por todas causas a largo plazo no ha estado bien definida. OBJETIVOS: Para determinar si aspirin está asociado a una ventaja de la mortalidad en pacientes estables con enfermedad coronaria sabida o sospechosa e identificar las características pacientes que predicen la ventaja absoluta máxima de la mortalidad de aspirin. DISEÑO Y AJUSTE: Estudio ficticio anticipado, nonrandomized, de observación conducido entre 1990 y 1998 en una institución médica académica, con una continuación mediana de 3,1 años. PACIENTES: De 6174 adultos consecutivos que experimentaban la ecocardiografía de tensión para la evaluación de la enfermedad coronaria sabida o sospechosa, 2310 (el 37%) tomaban aspirin. Excluyeron a los pacientes con enfermedad valvular significativa o la contraindicación documentada al uso de aspirin, incluyendo enfermedad de la úlcera péptica, escasez renal, y el uso del antiinflamatorio no esteroideo droga. MEDIDA PRINCIPAL DEL RESULTADO: Mortalidad por todas causas según el uso de aspirin. RESULTADOS: Durante 3,1 años de continuación, 276 pacientes (4,5%) murieron. En un análisis univariable simple, no había asociación entre el uso y la mortalidad (4,5% de aspirin contra 4,5%). Sin embargo, después del ajuste para la edad, el sexo, los factores de riesgo cardiovasculares estándar, el uso de otras medicaciones, la historia de la enfermedad coronaria, la fracción de la eyección, la capacidad del ejercicio, la recuperación del ritmo cardíaco, y la isquemia ecocardiográfica, uso de aspirin fueron asociados a la mortalidad reducida (ratio del peligro [hora], 0,67; intervalo de confianza del 95% [ci], 0.51-0.87; P =.002). En análisis adicional usando hacer juego por la cuenta de la propensión, 1351 pacientes que tomaban aspirin estaban en más poco arriesgado para la muerte que 1351 pacientes no usando aspirin (el 4% contra el 8%, respectivamente; Hora, 0,53; Ci del 95%, 0.38-0.74; P =.002). Después de ajustar según la propensión para usar aspirin, así como otros factores de confusión e interacciones posibles, uso de aspirin seguían siendo asociados con un más poco arriesgado para la muerte (ajustada hora, 0,56; Ci del 95%, 0.40-0.78; P<.001). Las características pacientes asociadas a las reducciones aspirin-más relacionadas de la mortalidad eran una más vieja edad, enfermedad de la arteria coronaria sabida, y capacidad empeorada del ejercicio. CONCLUSIÓN: El uso de Aspirin entre los pacientes que experimentaban la ecocardiografía de tensión fue asociado independientemente a mortalidad por todas causas a largo plazo reducida, particularmente entre más viejos pacientes, ésos con enfermedad de la arteria coronaria sabida, y ésos con capacidad empeorada del ejercicio

Los niveles bajos de andrógenos endógenos aumentan el riesgo de ateroesclerosis en hombres mayores: el estudio de Rotterdam.

Hak AE, Witteman JC, de Jong FH, y otros.

J Clin Endocrinol Metab. El 2002 de agosto; 87(8):3632-9.

En ambos hombres y mujeres, los niveles de circulación del andrógeno disminuyen con edad de avance. Hasta ahora, los resultados de varios pequeños estudios en la relación entre los niveles endógenos del andrógeno y la ateroesclerosis han sido contrarios. En el estudio sobre la base de la población de Rotterdam, investigamos la asociación de niveles del sulfato del dehydroepiandrosterone (DHEAS) y la testosterona total y bioavailable con ateroesclerosis aórtica entre 1.032 hombres y mujeres no fumadores envejeció 55 años y encima. La ateroesclerosis aórtica fue evaluada por la detección radiográfica de depósitos calcificados en la aorta abdominal, que se han mostrado para reflejar ateroesclerosis íntima. En relación con hombres con los niveles de testosterona total y bioavailable en el tertile más bajo, los hombres con los niveles de estas hormonas en el tertile más alto edad-habían ajustado riesgos relativos de 0,4 [el intervalo de confianza del 95% (ci), 0.2-0.9] y 0,2 (ci, 0.1-0.7), respectivamente, según la presencia de ateroesclerosis aórtica severa. Los riesgos relativos correspondientes para las mujeres eran 3,7 (ci, 1.2-11.6) y 2,3 (ci, 0.7-7.8). El ajuste adicional para los factores de riesgo de la enfermedad cardiovascular no afectó materialmente a los resultados en hombres, mientras que en mujeres las asociaciones diluyeron. Protegieron a los hombres con los niveles de testosterona total y bioavailable en tertiles subsiguientes también contra la progresión de la ateroesclerosis aórtica medida después de 6,5 años (SD +/- 0,5 años) de la continuación (P para la tendencia = 0,02). No se encontró ninguna asociación clara entre los niveles de DHEAS y la presencia de ateroesclerosis aórtica severa, en hombres o en mujeres. En hombres, un efecto protector de niveles más altos de DHEAS contra la progresión de la ateroesclerosis aórtica fue sugerido, pero la prueba correspondiente para la tendencia no alcanzó la significación estadística. En conclusión, encontramos una asociación inversa independiente entre los niveles de testosterona y la ateroesclerosis aórtica en hombres. En mujeres, las asociaciones positivas entre los niveles de testosterona y la ateroesclerosis aórtica eran en gran parte debido a los factores de riesgo adversos de la enfermedad cardiovascular

El efecto del ácido docosahexaenoic sobre la agresión en adultos jovenes. Un estudio de doble anonimato placebo-controlado.

Hamazaki T, Sawazaki S, Itomura M, y otros.

J Clin invierte. 15 de febrero 1996; 97(4):1129-33.

41 estudiantes tomaron el ácido docosahexaenoic (DHA) - cápsulas ricas del aceite que contenían 1.5-1.8 gramos de DHA/day (17 hembras y 5 varones) o cápsulas del aceite del control que contenían el aceite de soja del 97% más el aceite de pescado del 3% (12 hembras y 7 varones) para 3 MESes en una moda de doble anonimato. Tomaron una prueba psicológica (P-F Study) y Stroop y las pruebas de la demencia-detección al comienzo y final del estudio. El actual estudio comenzó a finales de las vacaciones de verano y terminó en el medio de stress mental tal como exámenes finales. En el extraggression del grupo de control (agresión contra otras) en P-F Study fue aumentado perceptiblemente en el final del estudio con respecto a eso medida al principio (delta = +8,9%, P = 0,0022), mientras que no fue cambiado perceptiblemente en el grupo del DHA (delta = -1,0%). Los ci del 95% de diferencias entre el DHA y los grupos de control eran -16,8 a -3,0%. La suplementación del DHA no afectó al Stroop y las pruebas de la demencia-detección. Así, la toma del DHA evitó que el extraggression aumentara en tiempos de stress mental. Este hallazgo pudo ayudar a entender cómo los aceites de pescado previenen enfermedad como enfermedad cardíaca coronaria

Corrección de la disfunción endotelial en paro cardíaco crónico: efectos adicionales del entrenamiento del ejercicio y de la suplementación oral de la L-arginina.

Hambrecht R, Hilbrich L, Erbs S, y otros.

J Coll Cardiol. 2000 1 de marzo; 35(3):706-13.

OBJETIVOS: El objetivo de este estudio era analizar si la L-arginina (L-arg.) tiene efectos comparables o aditivos al ejercicio físico con respecto a la vasodilatación dependiente del endotelio en pacientes con el paro cardíaco crónico (CHF). FONDO: La disfunción endotelial en pacientes con el CHF se puede corregir por ambos suplementación dietética con L-arg. y ejercicio físico regular. MÉTODOS: Seleccionaron al azar a cuarenta pacientes con CHF severo (fracción ventricular izquierda 19 el +/- 9% de la eyección) a un L-arg. grupo (8 g/day), grupo de entrenamiento (t) con el entrenamiento diario del mango, L-arg. y T (L-arg. + T) o un grupo de control inactivo (c). El diámetro radial interno malo de la arteria fue determinado al principio y después de cuatro semanas en respuesta a la administración arterial braquial de la acetilcolina (ACh) (7,5, 15, 30 microg/minuto) y la nitroglicerina (0,2 mg/min) con un sistema de seguimiento de alta resolución transcutáneo del eco del Uno-modo de 10 megaciclos juntado con un dispositivo de Doppler. El poder del estudio de detectar clínico diferencias significativas en la vasodilatación dependiente del endotelio era 96,6%. RESULTADOS: Al principio, la vasodilatación dependiente del endotelio mala en respuesta a ACh, 30 microg/minuto era 2,54 +/- 0,09% (p = NS entre los grupos). Después de cuatro semanas, el diámetro radial interno de la arteria aumentó en 8,8 +/- 0,9% después del microg/del minuto de ACh 30 en L-arg. (p < 0,001 contra C), por 8,6 +/- 0,9% en T (p < 0,001 contra C) y antes de 12,0 +/- 0,3% en L-arg. +/- T (p < 0,005 contra C, L-arg. y T). La vasodilatación independiente del endotelio según lo evaluado por la infusión de la nitroglicerina era similar en todos los grupos al principio y en el final del estudio. CONCLUSIONES: Suplementación dietética de L-arg. así como el ejercicio físico regular mejorado agonista-medió, vasodilatación dependiente del endotelio a un grado similar. Ambas intervenciones juntas parecen producir efectos aditivos en cuanto a la vasodilatación dependiente del endotelio

Una descripción de los 4 ensayos aleatorizados de la terapia de aspirin en la prevención primaria de la enfermedad vascular.

Banda de Hebert, Hennekens CH.

MED del interno del arco. 2000 13 de noviembre; 160(20):3123-7.

FONDO: En la prevención primaria de la enfermedad cardiovascular, en contraste con las recomendaciones de la universidad americana de los médicos del pecho y de la asociación americana del corazón, los E.E.U.U. Food and Drug Administration indicaron recientemente que había prueba insuficiente de juzgar si la terapia de aspirin disminuye el riesgo de un primer infarto del miocardio. OBJETIVO: Para realizar una descripción de los 4 ensayos primarios de la prevención de la terapia de aspirin para obtener las estimaciones más confiables de los efectos de la terapia de aspirin sobre diversa enfermedad vascular termine los puntos. MÉTODOS Y RESULTADOS: Estos 4 ensayos incluyeron más de 51.000 temas y 2284 eventos vasculares importantes. Ésos asignaron aspirin a experimentado terapia reducciones significativas del 32% (intervalo de confianza del 95% [ci], 21%-41%) para el infarto del miocardio no fatal y el 13% (ci del 95%, 5%-19%) para cualquier evento vascular importante. Había aumentos pequeños pero no significativos posibles en riesgos de la muerte enfermedad-relacionada vascular (el 1%; Ci del 95%, -12% a el 16%) y movimiento no fatal (el 8%; Ci del 95%, -12% a el 33%). Cuando los movimientos fueron subdivididos por el tipo, no había efecto significativo de la terapia de aspirin sobre el riesgo de movimiento isquémico, pero, mientras que está basado en pequeños números, había un aumento evidente de 1,7 dobleces (ci del 95%, 6%-269%) en el riesgo de movimiento hemorrágico, que alcanzó la significación estadística. CONCLUSIONES: Para la prevención primaria de la enfermedad vascular, la terapia de aspirin confiere los efectos beneficiosos significativos sobre el primer infarto del miocardio y, como consecuencia, sobre cualquier evento vascular importante; estos efectos son clínico importantes. Si hay cualquier reducción en la muerte o el movimiento enfermedad-relacionada vascular asociado al tratamiento sigue siendo confusa debido a números inadecuados de eventos en los ensayos primarios de la prevención terminados hasta la fecha. Más datos sobre movimiento hemorrágico también se necesitan. Además, los datos del ensayo aleatorizado, especialmente en mujeres pero también en hombres, son necesarios ayudar a formular una política sanitaria pública racional para los individuos en el riesgo usual. Mientras tanto, estos datos proporcionan las pruebas para una ventaja significativa de la terapia de aspirin en la prevención primaria del infarto del miocardio

Pérdida de actividad de delta-6-desaturase como factor clave en el envejecimiento.

Horrobin DF.

Med Hypotheses. El 1981 de sept; 7(9):1211-20.

El envejecimiento es caracterizado por una amplia variedad de defectos, particularmente en los sistemas cardiovasculares e inmunes. Los niveles cíclicos del amperio caen, especialmente en linfocitos. Los niveles de Delta-6-desaturase (D6D) se han encontrado para caer rápidamente en los testículos y más lentamente en el hígado en ratas del envejecimiento. D6D es una enzima que convierte el ácido cis-linoleico al ácido gamma-linolenic (GLA). Otros factores que inhiben actividad de D6D son la diabetes, el alcohol y la radiación, que se pueden asociar al envejecimiento acelerado. En los comedores o los omnívoros de la carne que pueden adquirir el ácido araquidónico de la comida, las consecuencias principales de la pérdida de D6D serán deficiencias de GLA, del ácido dihomogamma-linolenic (DGLA) y de la prostaglandina (PÁGINA) E1. PGE1 activa linfocitos de T, inhibe la proliferación del músculo liso y la trombosis, es importante en la función gonadal y aumenta niveles cíclicos del amperio en muchos tejidos. Es un buen candidato a un factor clave perdido en el envejecimiento. La restricción moderada de la comida, la única maniobra que reduce constantemente el envejecimiento en homoiotherms, aumenta actividad de D6D por el 300%. Otro descompone en factores importante en la regulación de D6D y la conversión de GLA a PGE1 es cinc, piridoxina, ácido ascórbico, la hormona pineal, melatonin, y posiblemente la vitamina B3. La administración de GLA a los seres humanos se ha encontrado a tensión arterial baja y a colesterol, y causar la mejora clínica en pacientes con el síndrome, el escleroderma y el alcoholismo de Sjogren. Estas enfermedades se asocian a algunas características del envejecimiento acelerado. El asunto que la pérdida de D6D es no sólo marcador del envejecimiento pero de una causa de algunas de sus manifestaciones importantes es favorable a la prueba experimental incluso en seres humanos. La enzima bloqueada puede ser puenteada dando GLA directamente

La regulación de la biosíntesis de la prostaglandina por la manipulación del metabolismo esencial del ácido graso.

Horrobin DF.

Rev Pure Appl Pharmacol Sci. El 1983 de oct; 4(4):339-83.

Dos de los grupos más ampliamente utilizados de drogas en práctica médica son los agentes antiinflamatorios no-esteroidales y los esteroides. Ambos actúan modulando la conversión de ácidos grasos esenciales a las prostaglandinas, a los leukotrienes y a las sustancias relacionadas. Las acciones de estas drogas deben por lo tanto probablemente ser modificadas por variaciones en los niveles de substratos, ácido notablemente araquidónico y ácido dihomogammalinolenic, disponibles para el metabolismo por las enzimas de la lipooxigenasa y de la ciclo-oxigenasa. Con todo la mayoría de los doctores que utilizan las drogas y a muchos científicos que realizan la investigación sobre ellos parecen inconscientes de los factores que determinan las concentraciones de los ácidos grasos esenciales del substrato. Este papel revisa detalladamente el metabolismo de ácidos grasos esenciales y las interacciones entre la toma nutritiva y el metabolismo subsiguiente que determinan las concentraciones de los ácidos grasos individuales. Se concluye que la eficacia de la medicación hasta los esteroides y las drogas antiinflamatorias no-esteroidales están referidas se podrían aumentar substancialmente por el mayor conocimiento de los factores cuál determina la disponibilidad de substratos a las enzimas dominantes

Comidas ácido-enriquecidas Docosahexaenoic: producción y efectos sobre los lípidos de la sangre.

LA de Horrocks, Yeo YK.

Lípidos. 1999; 34 Suppl: S313.

Subsidios por enfermedad del ácido docosahexaenoic (DHA).

LA de Horrocks, Yeo YK.

Pharmacol Res. El 1999 de sept; 40(3):211-25.

El ácido Docosahexaenoic (DHA) es esencial para el crecimiento y el desarrollo funcional del cerebro en niños. El DHA también se requiere para el mantenimiento de la función normal del cerebro en adultos. La inclusión del DHA abundante en la dieta mejora capacidad de aprendizaje, mientras que las deficiencias del DHA se asocian a déficits en el aprendizaje. El DHA es tomado por el cerebro preferentemente a otros ácidos grasos. El volumen de ventas del DHA en el cerebro es muy rápido, más así que se observa generalmente. La agudeza visual de sano, lleno-término, fórmula-alimentado niños se aumenta cuando su fórmula incluye el DHA. Durante los 50 años pasados, han alimentado muchos niños las dietas de la fórmula que carecían el DHA y otros ácidos grasos omega-3. Las deficiencias del DHA se asocian al síndrome de alcohol fetal, desorden de la hiperactividad del déficit de atención, fibrosis quística, phenylketonuria, depresión unipolar, hostilidad, y adrenoleukodystrophy agresivos. Las disminuciones del DHA en el cerebro se asocian a la disminución cognoscitiva durante el envejecimiento y a inicio de la enfermedad de Alzheimer esporádica. La causa de la muerte principal en estados occidentales es enfermedad cardiovascular. Los estudios epidemiológicos han mostrado una correlación fuerte entre el consumo de pescados y la reducción en muerte súbita del infarto del miocardio. La reducción es el aproximadamente 50% con día del magnesio 200 (- 1) de DHA de pescados. El DHA es el componente activo en pescados. No sólo el aceite de pescado reduce los triglicéridos en la sangre y disminuye trombosis, pero también previene arritmias cardiacas. La asociación de la deficiencia del DHA con la depresión es la razón de la correlación positiva robusta entre la depresión y el infarto del miocardio. Aconsejan los pacientes con enfermedad cardiovascular o el diabetes tipo II a menudo adoptar una dieta baja en grasa con una parte elevada del carbohidrato. Un estudio con las mujeres muestra que este tipo de dieta aumenta los triglicéridos del plasma y la severidad del diabetes tipo II y de la enfermedad cardíaca coronaria. El DHA está presente en los pescados grasos (salmones, atún, caballa) y la leche de madre. El DHA está presente en los niveles bajos en carne y huevos, pero no está generalmente presente en fórmulas infantiles. EPA, otro ácido graso de cadena larga n-3, está también presente en pescados grasos. El ácido graso más corto de la cadena n-3, ácido alfa-linolenic, no se convierte muy bien al DHA en hombre. Estos ácidos grasos de larga cadena n-3 (también conocidos como ácidos grasos omega-3) están estando disponibles ahora en algunas comidas, especialmente fórmula infantil y huevos en Europa y Japón. El aceite de pescado disminuye la proliferación de las células del tumor, mientras que ácido araquidónico, n-6 un ácido graso de larga cadena, aumentos su proliferación. Estos efectos opuestos también se consideran con la inflamación, particularmente con artritis reumatoide, y con asma. El DHA tiene un efecto positivo sobre enfermedades tales como hipertensión, artritis, ateroesclerosis, depresión, infarto mellitus, del miocardio de la diabetes del adulto-inicio, trombosis, y algunos cánceres

Toma de los pescados y del ácido graso omega-3 y riesgo de enfermedad cardíaca coronaria en mujeres.

Hu FB, Bronner L, WC de Willett, y otros.

JAMA. 10 de abril 2002; 287(14):1815-21.

CONTEXTO: Un consumo más alto de pescados y de los ácidos grasos omega-3 se ha asociado a un más poco arriesgado de la enfermedad cardíaca coronaria (CHD) en hombres, pero los datos limitados están disponibles mirando a mujeres. OBJETIVO: Para examinar la asociación entre los pescados y el consumo de cadena larga del ácido graso omega-3 y el riesgo de CHD en mujeres. DISEÑO, AJUSTE, Y PARTICIPANTES: Los datos dietéticos del consumo y de la continuación a partir de 84 688 enfermeras de sexo femenino alistadas en la salud de las enfermeras estudian, envejecido 34 a 59 años y liberan de enfermedad cardiovascular y el cáncer en la línea de fondo en 1980, fue comparado a partir de los cuestionarios validados terminados en 1980, de 1984, de 1986, de 1990, y de 1994. MEDIDAS PRINCIPALES DEL RESULTADO: Infarto del miocardio no fatal del incidente y muertes de CHD. RESULTADOS: Durante 16 años de continuación, había los casos 1513 del incidente de CHD (484 muertes de CHD y 1029 infartos del miocardio no fatales). Comparado con las mujeres que comieron raramente los pescados (<1 por mes), ésos con una toma más alta de pescados tenían un más poco arriesgado de CHD. Después del ajuste para la edad, fumando, y otros factores de riesgo cardiovasculares, los riesgos relativos multivariables (RRs) de CHD eran 0,79 (el intervalo de confianza del 95% [ci], 0.64-0.97) para el consumo de pescados 1 a 3 veces por mes, 0,71 (ci del 95%, 0.58-0.87) para una vez por semana, 0,69 (ci del 95%, 0.55-0.88) para 2 a 4 veces por semana, y 0,66 (ci del 95%, 0.50-0.89) por 5 o más veces por la semana (P para la tendencia = " .001).” Semejantemente, las mujeres con una toma más alta de los ácidos grasos omega-3 tenían un más poco arriesgado de CHD, con RRs multivariable de 1,0, 0,93, 0,78, 0,68, y 0,67 (P<.001 para la tendencia) a través de quintiles de la toma. Para la toma de los pescados y los ácidos grasos omega-3, la asociación inversa aparecía ser más fuerte para las muertes de CHD (RR multivariante para el consumo de pescados 5 veces por la semana, 0,55 [ci del 95%, 0.33-0.90] para las muertes de CHD contra 0,73 [0.51-1.04]) que para el infarto del miocardio no fatal. CONCLUSIÓN: Entre mujeres, un consumo más alto de pescados y los ácidos grasos omega-3 se asocia a un más poco arriesgado de CHD, particularmente muertes de CHD

Los ácidos grasos dietéticos n-3 influencian la composición de lípido y las propiedades físicas de las membranas microsomales del hígado en ratas diabéticas.

Igal A, Gómez Dumm NT.

Ácidos grasos esenciales de Leukot de las prostaglandinas. El 1997 de marcha; 56(3):245-52.

Examinamos el efecto del consumo del ácido graso n-3 sobre la composición de lípido y las propiedades físicas de las membranas microsomales del hígado en ratas diabéticas normales y experimentales. El análisis del lípido mostró un aumento significativo en el colesterol: el ratio del fosfolípido en las membranas de animales normales alimentó a n-3 los ácidos grasos así como en ambos grupos de ratas diabéticas. Estos cambios estarían en la parte responsable de la polarización fluorescente más alta de DPH (hexatriene 1,6-diphenyl-1,3,5) observado en los grupos diabéticos comparados con los normales. Estas alteraciones fueron compensadas parcialmente por un aumento en la cantidad de fosfatidilcolina en las ratas diabéticas alimentadas en los ácidos grasos n-3. Sin embargo, las proteínas también desempeñan un papel en la determinación de las propiedades físicas de los microsomas del hígado porque en los liposomas derivados de ellos, la polarización fluorescente de DPH disminuida en los diabéticos alimentados los ácidos grasos n-3. Las medidas de la anisotropía de la fluorescencia de las puntas de prueba de la NAS (2, (el anthroyloxy 9) el ácido esteárico 7 y 12) revelaron una movilidad rotatoria restricta en la zona media del bilayer. Constantemente con este encontrar había una elevación en la densidad calculada de la no saturación de los ácidos grasos en la posición del carbono 8. Estos experimentos confirman las anormalidades del lípido que ocurren en diabetes experimental y muestran más lejos que la administración del graso-ácido n-3 causa cierto compensatorio, y así beneficioso, los cambios en estas anormalidades

Doxazosin y el estudio de ALLHAT.

IHP, información para los profesionales de salud.

2000

Estudio anticipado de la toma de la grasa y de la proteína y riesgo de hemorragia intraparenchymal en mujeres.

ISO H, Stampfer MJ, Manson JE, y otros.

Circulación. 13 de febrero 2001; 103(6):856-63.

FONDO: - La grasa animal y la proteína dietéticas se han asociado inverso a un riesgo de hemorragia intraparenchymal en estudios ecológicos. MÉTODOS Y RESULTADOS: En 1980, 85 764 mujeres en la salud de las enfermeras estudian la cohorte, que estaban 34 a 59 años y libres de enfermedad cardiovascular y de cáncer diagnosticados, los cuestionarios dietéticos terminados. De estos cuestionarios, calculábamos la toma de la grasa y de la proteína. En 1994, después de 1,16 millones de personas-año de continuación, 690 movimientos del incidente, incluyendo 74 hemorragias intraparenchymal, habían sido documentados. el riesgo Multivariante-ajustado de hemorragia intraparenchymal era más alto entre mujeres en el quintile más bajo del consumo de grasa saturado energía-ajustado que en todos los niveles más altos de toma (riesgo relativo [RR], 2,36; Ci del 95%, 1,10 a 5,09; P: =0.03). Para la grasa no saturada del transporte, el RR correspondiente era 2,50 (ci del 95%, 1,35 a 4,65; P: =0.004). La toma animal de la proteína fue asociada inverso al riesgo (RR en el más alto contra los quintiles más bajos, 0,32; Ci del 95%, 0,10 a 1,00; P: =0.04). Exceso del riesgo asociado al consumo de grasa saturado punto bajo fue observado sobre todo entre mujeres con una historia de la hipertensión (RR, 3,66; Ci del 95%, 1,09 a 12,3; P=0.04), sino tal interacción no fue visto para la proteína gorda del transporte o animal no saturada. Estos alimentos no fueron relacionados con el riesgo de otros subtipos del movimiento. El colesterol dietético y la grasa monounsaturated y poliinsaturada no fueron relacionados con el riesgo de ningún subtipo del movimiento. CONCLUSIONES: La toma baja de la proteína de la grasa saturada y del animal fue asociada a un riesgo creciente de hemorragia intraparenchymal, que puede ayudar a explicar la alta tasa de este subtipo del movimiento en países asiáticos. El riesgo creciente con la toma baja de la grasa saturada y de la grasa no saturada del transporte es compatible con la asociación divulgada entre el colesterol bajo del total del suero y el riesgo

Efectos del entrenamiento de la fuerza sobre poder del músculo y de las hormonas del suero en hombres de mediana edad y más viejos.

Izquierdo M, Hakkinen K, Ibanez J, y otros.

J Appl Physiol. El 2001 de abril; 90(4):1497-507.

Los efectos de 16 semanas del entrenamiento de la fuerza sobre el funcionamiento máximo de la fuerza y del poder de los músculos del brazo y de la pierna y de las concentraciones del suero [testosterona (t), testosterona libre (pie), y cortisol] fueron examinados en 11 de mediana edad (M46; 46 +/- 2 años) y 11 más viejos hombres (M64; 64 +/- 2 años). Durante las 16 semanas del entrenamiento, los aumentos del pariente en la salida de poder máxima de la fuerza y del músculo de los músculos del brazo y de la pierna eran significativos en ambos grupos (P < 0.05-0.001), sin diferencias significativas entre los dos grupos. Los aumentos absolutos eran más altos (P < 0.01-0.05) en M46 que en M64 principalmente durante las 8 semanas pasadas de entrenamiento. No se observó ningunos cambios significativos para el suero T y las concentraciones del pie. El análisis de la covariación mostró que, durante el período de entrenamiento de 16 semanas, las concentraciones del pie del suero tendieron a disminuir en M64 y a aumentar de M46 (P < 0,05). Sin embargo, las correlaciones significativas entre el nivel malo del suero individual T y las concentraciones del pie y los cambios individuales en fuerza máxima fueron observadas en un grupo combinado durante las 16 semanas del entrenamiento (r = “0,49" y 0,5, respectivamente; P < 0,05). Estos datos indican que un programa total prolongado del fuerza-entrenamiento llevaría a los aumentos grandes en características máximas de la carga de la fuerza y del poder de los músculos superiores y más bajos de la extremidad, pero el modelo del desarrollo máximo y del poder parecía diferenciar entre las extremidades superiores y más bajas en ambos grupos, limitados posiblemente en magnitud debido a debilitaciones endocrinas neuromusculares y/o relativas a la edad

Declaración consultiva clínica. Importancia de la presión arterial sistólica en más viejos americanos.

Izzo JL, Jr., recaudación D, HORA negra.

Hipertensión. 2000 mayo; 35(5):1021-4.

¿Es la relación de la presión arterial sistólica al riesgo de enfermedad cardiovascular continua y calificada, o hay los valores críticos?

WB de Kannel, Vasan RS, recaudación D.

Hipertensión. El 2003 de oct; 42(4):453-6.

Ciencia de la bioquímica Pharmacol.

JR NSVL de Kellis JT.

Ciencia de la bioquímica Pharmacol. 1984;(225):1032-4.

EFA y Eicosanoids. Ácidos grasos poliinsaturados Omega-6 y omega-3 en la regresión experimental de la ateroesclerosis.

EM de Khalilov.

1997;

ningunos

Ácido docosahexaenoic dietético (22: 6n-3) previene el desarrollo de la hipertensión en SHRSP.

Kimura S, Minami M, Saito H, y otros.

Clin Exp Pharmacol Physiol Suppl. DEC 1995; 22(1): S308-S309.

1. Divulgamos previamente que la hipertensión en las ratas hipertensas movimiento-propensas (SHRSP) causó espontáneamente la degradación renal del fosfolípido de la membrana. Los fosfolípidos crecientes y membranosos de la actividad renal de la fosfolipasa A2 disminuyeron junto con edad en SHRSP. Las anormalidades membranosas inducidas por los cambios de la permeabilidad de la fluidez y del calcio de la membrana pueden contribuir a la elevación de la presión arterial en SHRSP. El DHA, un componente importante del aceite de pescado, constituye una parte de acylchains del fosfolípido de la membrana. 2. El propósito de este estudio era aclarar el efecto del DHA sobre la relación entre la función renal y el desarrollo de la hipertensión en SHRSP. 3. Alimentaron el viejo varón de seis semanas SHRSP una dieta semipurificada complementada con DHA (0, 1 y el 5%) por 14 semanas. 4. La presión arterial sistólica del control SHRSP (DHA el 0%) aumentó perceptiblemente a partir 120,2 mmHg a 202,9 mmHg. Este aumento en la presión arterial sistólica fue inhibido perceptiblemente en una manera dosis-dependiente por la dieta de 1 y del 5% DHA a 167,8 a 149,8 mmHg, respectivamente. 5. El nitrógeno de urea de la concentración y de sangre de la creatinina del suero (BOLLO) era perceptiblemente más bajo en DHA (el 5%) - SHRSP tratado que en el control SHRSP. 6. Estos resultados indican que el DHA previene el desarrollo de la hipertensión en SHRSP, que se asocia a los cambios en la función renal

Nutrición moderna en salud y enfermedad.

Kotchen TA KJ.

1999; 9:1217-27.

ningunos

Efectos del entrenamiento de la pesado-resistencia sobre modelos hormonales de la respuesta en más joven contra más viejos hombres.

Kraemer WJ, Hakkinen K, Newton RU, y otros.

J Appl Physiol. El 1999 de sept; 87(3):982-92.

Para examinar las adaptaciones del sistema endocrino al entrenamiento de la pesado-resistencia en más joven contra más viejos hombres, dos grupos de los hombres (30 y 62 años) participaron en un programa de entrenamiento periodized 10 semanas del fuerza-poder. La sangre fue obtenida antes, inmediatamente después, y el minuto 5, 15, y 30 después de ejercicio de en descanso antes y después del entrenamiento y en descanso en -3, 0, 6, y 10 semanas para el análisis de la testosterona total, de la testosterona libre, del cortisol, de la hormona de crecimiento, del lactato, y del análisis de las HORMONAS ADRENOCORTICOTRÓFICAS. Los valores de reclinación para insulina-como el factor de crecimiento (IGF) - I y protein-3 IGF-obligatorio eran resueltos antes y después del entrenamiento. Una prueba del ejercicio de la pesado-resistencia fue utilizada para evaluar las respuestas ejercicio-inducidas (4 sistemas de 10 posiciones en cuclillas máximas de la repetición con 90 s de resto entre los sistemas). La fuerza agazapada y el muslo muscle la superficie transversal creciente para ambos grupos. El grupo más joven demostró una testosterona total y libre más alta e IGF-I que los más viejos hombres, entrenamiento-indujeron aumentos en testosterona libre en descanso y con ejercicio, y aumentos en protein-3 IGF-obligatorio de reclinación. Con el entrenamiento el más viejo grupo demostró un aumento significativo en testosterona total en respuesta a la tensión del ejercicio junto con disminuciones significativas del cortisol de reclinación. Estos datos indican que más viejos hombres responden con un perfil hormonal aumentado en la fase temprana de un programa de entrenamiento de la resistencia, pero la respuesta es diferente de la de hombres más jovenes

Influencia del ácido linoleico conjugado (CLA) en el establecimiento y progresión de la ateroesclerosis en conejos.

Kritchevsky D, Tepper SA, Wright S, y otros.

J Coll Nutr. El 2000 de agosto; 19(4): 472S-7S.

OBJETIVO: Para determinar efectos del ácido linoleico conjugado (CLA) sobre el establecimiento y la progresión de la ateroesclerosis experimental-inducida en conejos. MÉTODOS: Para el establecimiento de ateroesclerosis, los conejos blancos de Nueva Zelanda fueron alimentados una dieta semipurificada que contenía 0,1% a 0,2% colesteroles por 90 días. Alimentaron algunos grupos dieta y el CLA. Para los efectos sobre la progresión de la ateroesclerosis, los conejos con ateroesclerosis establecida fueron alimentados una dieta semipurificada +/- el CLA por 90 días. RESULTADOS: En los niveles dietéticos de hasta sólo 0,1%, el CLA inhibió atherogenesis. En los niveles dietéticos del 1%, el CLA causó la regresión sustancial (del 30%) de la ateroesclerosis establecida. Éste es el primer ejemplo de la regresión sustancial de la ateroesclerosis que es causada por dieta solamente. CONCLUSIÓN: El CLA dietético es un inhibidor eficaz del atherogenesis y también causa la regresión de la ateroesclerosis establecida

¿Los radicales libres están implicados en el pathobiology de la hipertensión esencial humana?

Kumar kilovoltio, la O.N.U del Das.

Radic libre Res Commun. 1993; 19(1):59-66.

La implicación posible de la especie reactiva del oxígeno y del óxido nítrico en la patogenesia de la hipertensión esencial humana fue investigada. Fue observado que el anión del superóxido y la producción del peróxido de hidrógeno por los leucocitos polimorfonucleares y los niveles del plasma de peróxidos del lípido son más altos en la hipertensión esencial incontrolada comparada con controles normales. Los niveles del óxido nítrico medidos como su nitrito estable del metabilito, como índice de la síntesis del óxido nítrico, revelaron sus niveles para ser bajos en pacientes hipertensos. El anión del superóxido, el peróxido de hidrógeno, los peróxidos del lípido y los niveles del óxido nítrico invirtieron a los valores normales después del control de la hipertensión por las drogas. Las concentraciones de antioxidantes tales como vitamina E y dismutasa del superóxido fueron encontradas para ser disminuidas en pacientes con la hipertensión incontrolada. Varias drogas anti-hipertensas inhibieron la peroxidación del lípido in vitro. Angiotensina-Ii, una generación vasoconstrictor, estimulada potente del radical libre en los leucocitos normales que podrían ser bloqueados por los antagonistas de la calmodulina. Estos resultados sugieren que un aumento en la generación del radical libre y una disminución simultánea de la producción de óxido nítrico y de los antioxidantes tales como CÉSPED y vitamina E ocurra en la hipertensión esencial. Este aumento en la generación del radical libre puede desactivar la prostaciclina y el óxido nítrico y disminuir su semivida que pueda llevar a un aumento en resistencia y la hipertensión vasculares periféricas

Utilidad de la coenzima Q10 en cardiología clínica: un estudio a largo plazo.

Langsjoen H, Langsjoen P, Langsjoen P, y otros.

Mol Aspects Med. 1994; 15 Suppl: s165-s175.

Durante un período de ocho años (1985-1993), tratamos a 424 pacientes con las diversas formas de enfermedad cardiovascular añadiendo la coenzima Q10 (CoQ10) a sus regímenes médicos. Las dosis de CoQ10 se extendieron a partir del 75 a 600 mg/día de palabra (magnesio de la media 242). El tratamiento fue dirigido sobre todo por la respuesta clínica del paciente. En muchos casos, los niveles CoQ10 fueron empleados con el objetivo de producir un nivel de sangre entera mayor o igual 2,10 micrograms/ml (media 2,92 micrograms/ml, n = 297). Siguieron a los pacientes para una media de 17,8 meses, con una acumulación total de 632 años pacientes. Omitieron a once pacientes de este estudio: 10 debido al incumplimiento y uno quién experimentó náusea. Dieciocho muertes ocurrieron durante el período del estudio con 10 atribuibles a las causas cardiacas. Dividieron a los pacientes en seis categorías de diagnóstico: cardiomiopatía isquémica (ICM), cardiomiopatía dilatada (DCM), disfunción diastólica primaria (PDD), hipertensión (HTN), prolapso de válvula mitral (MVP) y enfermedad cardíaca valvular (VHD). Para el grupo entero y para cada categoría de diagnóstico, evaluamos respuesta clínica según la escala funcional de la asociación del corazón de Nueva York (NYHA), y encontramos la mejora significativa. De 424 pacientes, el 58 por ciento mejoró por una clase de NYHA, el 28% por dos clases y 1,2% por tres clases. Una mejora estadístico significativa en la función del miocardio fue documentada usando los parámetros ecocardiográficos siguientes: grueso de pared ventricular izquierdo, cuesta de la afluencia de la válvula mitral y acortamiento fraccionario. Antes del tratamiento con CoQ10, la mayoría de los pacientes tomaban a partir una a cinco medicaciones cardiacas. Durante este estudio, requisitos totales de la medicación caídos considerablemente: el 43% parado entre una y tres drogas. El solamente 6% de los pacientes requirieron la adición de una droga. No se observó ningunos efectos secundarios evidentes del tratamiento CoQ10 con excepción de un solo caso de la náusea transitoria. En conclusión, CoQ10 es un tratamiento adjunctive seguro y de manera efectiva para una amplia gama de enfermedades cardiovasculares, produciendo respuestas clínicas de satisfacción mientras que facilita la carga médica y financiera de la terapia del multidrug

Tratamiento de la hipertensión esencial con la coenzima Q10.

Langsjoen P, Langsjoen P, Willis R, y otros.

Mol Aspects Med. 1994; 15 Suppl: S265-S272.

Observaron a un total de 109 pacientes con la hipertensión esencial sintomática que presentaba a una práctica privada de la cardiología después de la adición de CoQ10 (dosis media, de 225 mg/día de palabra) a su régimen existente de la droga de antihypertensive. En el 80 por ciento de pacientes, la diagnosis de la hipertensión esencial fue establecida por un año o más antes de comenzar CoQ10 (media 9,2 años). Cayeron a solamente un paciente del análisis debido al incumplimiento. La dosificación de CoQ10 no era fija y fue ajustada según niveles clínicos de la respuesta y de la sangre CoQ10. Nuestro objetivo era lograr los niveles de sangre mayores de 2,0 micrograms/ml (media 3,02 micrograms/ml en CoQ10). Siguieron de cerca con visitas frecuentes de la clínica a la presión arterial de registro y a la situación clínica y hacen a los pacientes ajustes necesarios en medicación. Los ecocardiogramas fueron obtenidos en la línea de fondo en el 88% de pacientes y en la línea de fondo y durante el tratamiento en el 39% de pacientes. Una mejora definida y gradual en la situación funcional fue observada con la necesidad concomitante de disminuir gradualmente medicación del antihypertensive en el plazo de los primeros un a seis meses. Después de eso, la situación clínica y los requisitos cardiovasculares de la droga se estabilizaron con una presión arterial sistólica y diastólica perceptiblemente mejorada. La clase funcional total de la asociación del corazón de Nueva York (NYHA) mejorada de un medio de 2,40 a 1,36 (P < 0,001) y el 51% de pacientes salió totalmente entre de una y tres drogas de antihypertensive en una media de 4,4 meses después de comenzar CoQ10. El solamente 3% de pacientes requirieron la adición de una droga de antihypertensive. En los 9,4% de los pacientes con los ecocardiogramas ambos antes y durante el tratamiento, observamos una mejora altamente significativa en grueso de pared ventricular izquierdo y la función diastólica. (EXTRACTO TRUNCADO EN 250 PALABRAS)

Tratamiento de la cardiomiopatía hipertrófica con la coenzima Q10.

Langsjoen pH, Langsjoen A, Willis R, y otros.

Mol Aspects Med. 1997; 18 Suppl: S145-S151.

La cardiomiopatía hipertrófica (HCM) es manifestada por el espesamiento severo del ventrículo izquierdo con la disfunción diastólica significativa. Las observaciones anteriores respecto a la mejora en la función diastólica y al grueso de pared ventricular dejado a través de la administración terapéutica de la coenzima Q10 (CoQ10) en pacientes con enfermedad cardíaca hipertensa incitaron la investigación de su utilidad en HCM. Trataron a siete pacientes con HCM, seis no-obstructor y uno obstructor, con una media de 200 mg/día de CoQ10 con el nivel malo de la sangre entera CoQ10 del tratamiento de 2,9 micrograms/ml. Los ecocardiogramas fueron obtenidos en los siete pacientes en la línea de fondo y otra vez 3 o más posts-tratamientos de los meses. Todos los pacientes observaron la mejora en síntomas del cansancio y de la disnea sin los efectos secundarios conocidos. El grueso septal interventricular malo mejoró perceptiblemente a partir de 1,51 +/- 0,17 cm a 1,14 +/- 0,13 cm, una reducción del 24% (P < 0,002). El grueso de pared posterior malo mejoró perceptiblemente a partir de 1,37 +/- 0,13 cm a 1,01 +/- 0,15 cm, una reducción del 26% (P < 0,005). La cuesta de la afluencia de la válvula mitral por la onda pulsada Doppler (cuesta EF) mostró una tendencia no significativa hacia la mejora, 1,55 +/- 0,49 m/sec2 a 2,58 +/- 1,18 m/sec2 (P < 0,08). El un paciente con la obstrucción subaortic mostró una mejora en pendiente de presión de reclinación después del tratamiento CoQ10 (70 mmHg a 30 mmHg)

El ácido linoleico conjugado reduce el grado de ácido araquidónico y la síntesis PGE2 en keratinocytes murine.

Liu kilolitro, Belury mA.

Cáncer Lett. 15 de mayo 1998; 127(1-2):15-22.

El ácido linoleico conjugado dietético (CLA) se asocia a 12-O-tetradecanoyl-phorbol-13-acetate disminuido (TPA) - promoción inducida del tumor en piel del ratón. Además, las disminuciones del CLA TPA-indujeron síntesis de la prostaglandina E y actividad de la decarboxilasa de la ornitina en los keratinocytes cultivados comparados con el ácido linoleico (LA) y el ácido araquidónico (AA). Cuando el LA o el CLA fue añadido a los cultivos celulares del keratinocyte, las cantidades de cada uno de estos ácidos grasos celulares aumentaron perceptiblemente de una manera dosis-dependiente. Además, el tratamiento del LA fue asociado al AA celular creciente mientras que el contenido del AA de keratinocytes fue reducido cuando las culturas fueron tratadas con el CLA. Por otra parte, el CLA (16 microg/ml) era más potente que el LA en la disminución del nivel de 14C-AA incorporado en la fosfatidilcolina celular. Para determinar el efecto del CLA sobre PGE2 araquidonato-derivado, el lanzamiento de 14C-AA y la síntesis 14C-PGE2 fueron medidos en las culturas pretratadas con LA/14C-AA o CLA/14C-AA para 12 H. La cantidad del lanzamiento 14C-AA inducida por TPA en culturas pretratadas CLA/14C-AA era perceptiblemente más baja que las culturas pretratadas con LA/14C-AA. Además, 14C-PGE2 TPA-inducido era perceptiblemente más bajo en las culturas pretratadas con CLA/14C-AA comparado con las culturas pretratadas con LA/14C-AA. Los efectos del LA y del CLA sobre la composición del AA de fosfolípidos y la síntesis araquidonato-derivada subsiguiente PGE2 proporcionarán la penetración en los mecanismos del anti-promotor del CLA

Globulina hormona-obligatoria de la dieta y del sexo.

Longcope C, Feldman ha, McKinlay JB, y otros.

J Clin Endocrinol Metab. El 2000 de enero; 85(1):293-6.

La concentración del suero de la globulina hormona-obligatoria del sexo (SHBG) se relaciona inverso con el peso y en los estudios animales se relaciona inverso con la toma de la proteína. Pues SHBG puede afectar a la actividad biológica de la testosterona y del estradiol, deseábamos determinar el papel de la toma de la proteína en niveles de SHBG en hombres. Usando datos del Massachusetts que el envejecimiento masculino nos estudia examinó relaciones seccionadas transversalmente entre los hombres dietéticos de los componentes y de los niveles de SHBG en 1552 (envejecidos 40-70 año) para quién estos factores eran conocidos. Analizado por la regresión múltiple, controlando para los niveles de la testosterona y del estradiol, la edad (P<0.001) y la toma de la fibra (P = “0,02)” fueron correlacionadas positivamente a la concentración de SHBG, mientras que el índice de masa corporal (P<0.001) y la toma de la proteína (P<0.03) fueron correlacionados negativamente a la concentración de SHBG. Las tomas de calorías, de la grasa (animal o verdura), y del carbohidrato no fueron relacionadas con la concentración de SHBG. Concluimos que la edad y el índice de masa corporal son determinantes importantes de las concentraciones de SHBG en más viejos hombres, y la toma de la fibra y de la proteína es también contribuidores significativos a los niveles de SHBG, pero la aportación calórica total y la toma del carbohidrato o de la grasa no son significativas. Así, las dietas bajas en proteína en hombres mayores pueden llevar elevaron niveles de SHBG y disminuyeron bioactividad de la testosterona. La disminución de la testosterona bioavailable puede entonces dar lugar a disminuciones en masa sexual de la función y del músculo y del glóbulo rojo, y contribuye a la pérdida de densidad del hueso

Mecanismo supuesto de la reducción de la presión arterial inducida por aumentos en toma dietética del calcio.

Luft FC.

J Hypertens. 1990 agosto; 3 (8 pintas 2): 156S-60S.

Un aumento en toma dietética del calcio baja la presión arterial en ratas espontáneamente hipertensas y en algunos pacientes con la hipertensión arterial. Los mecanismos por los cuales esta disminución viene no están alrededor claros. Un efecto membrana-estabilizador labrado por un aumento en calcio extracelular aparecería inverosímil, puesto que los aumentos en la concentración extracelular del calcio con la ingestión dietética creciente son mínimos. Las hormonas reguladoras del calcio pueden ser los mediadores, y se ha sugerido un marco cibernético. Los defectos llamativos se han divulgado en la dirección del calcio y el hogar hormonal de la rata espontáneamente hipertensa. Sin embargo, una relación clara en términos de “plantilla hormonal” todavía no se ha identificado en experimentos anticipados. Los datos se han presentado para mostrar que la toma creciente del calcio tiene un efecto directo sobre áreas reguladoras en el cerebro. Sin embargo, los mecanismos por los cuales tal respuesta sería mediada son totalmente desconocidos. La toma creciente del calcio puede inducir natriuresis. Se ha sugerido que la toma creciente del calcio ayuda a “sensible a la sal”; sin embargo, los estudios anticipados a este efecto no se han presentado. La toma creciente del calcio puede inducir phosphaturia. Sin embargo, las pruebas que la presión arterial que baja efectos es mediada por el agotamiento del fosfato son poco convincentes. Un ciertas pruebas sugieren que la toma creciente del calcio pueda influenciar procesos reguladores locales que a su vez influencia integridad y crecimiento de la célula. A este punto, una hipótesis de la unificación no está disponible. Sin embargo, las pistas a las diversas posibilidades son intrigantes

proteína C-reactiva, ácidos grasos dietéticos n-3, y el grado de la enfermedad de la arteria coronaria.

Madsen T, Skou ha, Hansen VE, y otros.

J Cardiol. 15 de noviembre 2001; 88(10):1139-42.

La proteína C-reactiva el reactivo de la agudo-fase (CRP) ha emergido como factor de riesgo independiente para la enfermedad de la arteria coronaria. Los estudios experimentales y clínicos proporcionan pruebas de efectos antiinflamatorios de los ácidos grasos poliinsaturados n-3 (PUFA) derivados de pescados. Hemos estudiado el efecto de n-3 marino PUFA sobre niveles de CRP en 269 pacientes referidos para la angiografía coronaria debido a la sospecha clínica de la enfermedad de la arteria coronaria. Todos los pacientes completaron un cuestionario de la comida con respecto a toma de los pescados. El contenido de n-3 PUFA de las membranas del granulocyte era resuelto y la concentración de CRP en suero fue medida usando un análisis altamente sensible. Los resultados fueron relacionados con los hallazgos angiográficos. CRP era perceptiblemente más alto en pacientes con estenosis coronarias significativas que en ésos sin los cambios angiográficos significativos (p <0.001), pero los niveles de CRP no fueron asociados al número de buques enfermos. Los temas con los niveles de CRP en la cuartila más baja tenían un contenido perceptiblemente más alto del ácido docosahexaenoic (DHA) en granulocytes que los temas con los niveles de CRP en la cuartila superior (p = “0,02),” y en un análisis de regresión linear multivariante, DHA fueron correlacionados independientemente a CRP (R (2) = “0,179; ” p = “0,003).” La correlación inversa entre CRP y el DHA puede reflejar un efecto antiinflamatorio del DHA en pacientes con enfermedad de la arteria coronaria estable y sugerir un mecanismo nuevo por el cual el consumo de pescados pueda disminuir el riesgo de enfermedad de la arteria coronaria

En seres humanos, los niveles poliinsaturados del ácido graso del suero predicen la respuesta de cytokines proinflammatory a la tensión sicológica.

Maes M, Cristóbal A, Bosmans E, y otros.

Psiquiatría del Biol. 2000 15 de mayo; 47(10):910-20.

FONDO: La tensión sicológica en seres humanos induce la producción de cytokines proinflammatory, tales como gamma del interferón (IFN-gamma), alfa del factor de necrosis de tumor (TNF-alfa), e interleukin-6 (IL-6), y el del cytokine inmunoregulador negativo, IL-10. Un desequilibrio de omega6 a los ácidos grasos poliinsaturados omega3 (PUFAs) en la sangre periférica causa una superproducción de cytokines proinflammatory. Los omega3 PUFAs reducen la producción de cytokines proinflammatory. MÉTODOS: Este estudio examina si un desequilibrio en omega6 a omega3 PUFAs en sangre humana predice una mayor producción de cytokines proinflammatory en respuesta a la tensión sicológica. Veintisiete estudiantes universitarios hicieron el suero muestrear algunas semanas antes y después así como 1 día antes de un examen oral difícil. Determinamos las fracciones omega6 y omega3 en fosfolípidos del suero así como ex vivo la producción de IFN-gamma, de TNF-alfa, de IL-6, de IL-10, y de IL-5 por la sangre entera diluida estimulada con los activadores policlonales. RESULTADOS: La tensión académica del examen aumentó perceptiblemente ex vivo, producción estimulada de IFN-gamma, TNF-alfa e IL-10, y el ratio de la producción IFN-gamma/IL-5. Los temas con niveles más bajos del suero omega3 PUFA o con un ratio más alto omega6/omega3 tenían respuestas tensión-inducidas perceptiblemente mayores de la TNF-alfa y de la IFN-gamma que temas con un suero más alto omega3 PUFAs y un ratio más bajo omega6/omega3, respectivamente. Los temas con niveles más bajos del suero omega3 PUFA o con un ratio más alto omega6/omega3 tenían un aumento perceptiblemente más arriba tensión-inducido en el ratio IFN-gamma/IL-5 que los temas restantes. CONCLUSIONES: La tensión sicológica induce un Th-1-like o una respuesta proinflammatory en algunos temas. Un desequilibrio en el omega6 al ratio de omega3 PUFA aparece predisponer a seres humanos hacia una respuesta exagerada de Th-1-like y una producción creciente de cytokines monocytic, tales como TNF-alfa, en respuesta a la tensión sicológica. Los resultados sugieren que los niveles crecientes de omega3 PUFA puedan atenuar la respuesta proinflammatory a la tensión sicológica

[Homocisteina como factor del nonlipid en la patogenesia de la ateroesclerosis].

Magott M.

Postepy Hig Med Dosw. 1998; 52(3):259-67.

Anormalidades genéticas en dos pasos metabólicos en la degradación de la homocisteina: el transsulfuration y el remetylation pueden causar la concentración aumentada de la homocisteina del plasma. La homocisteina aparecía ser un factor de riesgo arterioesclerótico independiente en el coronario, la circulación cerebral y periférica y los niveles elevados de la homocisteina se han encontrado en los pacientes crónicos de la insuficiencia renal que experimentaban el tratamiento de hemodialisis y en pacientes trasplantados también. La homocisteina tiene un efecto tóxico directo sobre las células endoteliales, reduce la activación normal de la proteína C por las células endoteliales, aumenta el atascamiento del Lp (a) a la fibrina plasmina-modificada, induce actividad procoagulante del factor del tejido e inhibe la actividad del cofactor del thrombomodulin. El tratamiento con el ácido fólico y el piridoxine puede bajar el de alto nivel de la homocisteina y se debe asociar a una ventaja clínica

Acercamientos integrantes a la hipertensión.

Maíces V.

Práctica de Fam de las clínicas. 2002;(4):895-905.

Calcio dietético y presión arterial: factores de modificación en poblaciones específicas.

McCarron DA, CD de Morris, E joven, y otros.

J Clin Nutr. El 1991 de julio; 54 (1 Suppl): 215S-9S.

Los hallazgos epidemiológicos continúan añadiendo al cuerpo de las pruebas que apoya una relación entre la toma del calcio y la presión arterial. Estos hallazgos también indican que hay un umbral del efecto protector potencial de la toma adecuada del calcio, debajo del cual el riesgo de hipertensión aumenta a una mayor tarifa. El punto de ajuste de este umbral, estimado en 700-800 mg/d, se puede modificar por una variedad de factores incluyendo modelos y los componentes dietéticos, forma de vida, y genética. Esto puede explicar, por lo menos en parte, la respuesta heterogénea observada en estudios de la dietético-intervención. En los modelos animales de la hipertensión fue mostrado que mayores cantidades de calcio deben ser determinadas causar un cambio de la presión arterial comparable con ése en los animales normales, sugiriendo eso en las poblaciones humanas de alto riesgo en quienes el metabolismo del calcio puede ser desordenado, toma del calcio pueden tener que ser aumentado a las cantidades mayor de 700-800 mg/d para demostrar el efecto de sangre-presión-baja. La toma del calcio en o por encima del subsidio diario actualmente recomendado del magnesio 800 podría estar de ventaja potencial a ciertos grupos raciales, a los individuos que injerían el alcohol excesivo, y a las mujeres embarazadas, todos los cuales consumen generalmente cantidades bajas de calcio y quién están en un riesgo más alto de desarrollar la hipertensión

Papel de la toma dietética adecuada del calcio en la prevención y la gestión de la hipertensión sensible a la sal.

McCarron DA.

J Clin Nutr. El 1997 de febrero; 65 (2 Suppl): 712S-6S.

Durante la última década, un cuerpo creíble de las pruebas ha emergido apoyando el concepto que manteniendo una toma mineral dietética adecuada, específicamente del calcio, el magnesio, y el potasio, protege contra la tensión arterial alta en seres humanos. Los estudios de observación e interventional en seres humanos y el uso extenso de los modelos del laboratorio mostraron que una parte significativa de variabilidad de la presión arterial en respuesta al cloruro sódico se puede ligar a la suficiencia del contenido mineral de la dieta. Este comentario resume los datos de observación de varias bases de datos grandes que muestran que cuando los adultos resuelven o exceden los permisos dietéticos recomendados de calcio, de potasio, y de magnesio, la ingestión simultánea de un alto de la dieta en el cloruro sódico no está asociada a la presión arterial elevada. De hecho, una toma más alta del cloruro sódico en estos adultos se asocia muy probablemente a la tensión arterial baja de la sociedad. Esta interacción entre la suficiencia de la toma mineral y la protección contra sensibilidad de la sal en seres humanos proporciona una oportunidad importante para más lejos mejorar control de la presión arterial en nuestra sociedad. La educación de individuos para mantener, sobre una base diaria, tomas adecuadas del calcio, el potasio, y el magnesio bastante que su cloruro sódico es una recomendación viable de la salud que los individuos pueden ejecutar para reducir su riesgo de hipertensión cloruro-inducida sodio

Importancia del calcio dietético en la hipertensión.

McCarron DA.

J Coll Nutr. El 1998 de febrero; 17(1):97-9.

Homocisteina y enfermedad vascular.

McCully KS.

Nat Med. El 1996 de abril; 2(4):386-9.

Homocisteina y disfunción endotelial: un vínculo con enfermedad cardiovascular.

McDowell SI, Lang D.

J Nutr. El 2000 de febrero; 130 (2S Suppl): 369S-72S.

La naturaleza del vínculo entre la homocisteina y la enfermedad cardiovascular todavía no se ha establecido claramente. El vasodilatation independiente del endotelio empeorado es una característica temprana de la enfermedad vascular. En estudios humanos, el cargamento de la metionina, que eleva agudo la homocisteina del plasma, induce la disfunción endotelial. La terapia del folato, que baja la homocisteina, aumenta la función endotelial. Ésta es constante con, pero no prueba, toxicidad de la homocisteina al endotelio de in vivo. La homocisteina, en la alta concentración, puede inducir la disfunción endotelial in vitro. Esto es acompañada por la producción creciente del superóxido, que cuando está inhibido, función endotelial normal de los restablecimientos. Estas observaciones sugieren que la homocisteina pueda inducir la disfunción endotelial vascular por un mecanismo que implica especie reactiva del oxígeno

Los efectos contrarios de los suplementos del calcio sobre la presión arterial en la hipertensión primaria.

RB de Meese, Gonzales DG, Casparian JM, y otros.

J Med Sci. El 1987 de oct; 294(4):219-24.

Los efectos del magnesio 800 del calcio elemental por día (carbonato de calcio o citrato del calcio) sobre la presión arterial fueron comparados con un placebo en haber seleccionado al azar controlada, cruce, ensayo doble-cegador que implicaba a 26 pacientes con la hipertensión primaria sencilla. Cada paciente tomó dos de las tres formas de terapia oral para los intervalos de ocho semanas con un período de dos semanas del desastre mientras tanto. La presión arterial mala derecha subió una media de 5,7 milímetros hectogramo en placebo, subió una media de 0,5 milímetros hectogramo en el carbonato de calcio, y bajó una media de 2,2 milímetros hectogramo en el citrato del calcio. Los cambios en sentar presiones malas hicieron un promedio de +1,9 milímetros hectogramo en placebo, de -0,4 milímetros hectogramo en el carbonato de calcio, y de -0,4 milímetros hectogramo en el citrato del calcio. Algunos pacientes tenían una caída, otras tenían una subida en la presión arterial en cada forma de calcio. Semejantemente, las respuestas contrarias fueron observadas entre los nueve pacientes que tomaron ambas formas de calcio. Ni rubrique ni las medidas bioquímicas del posts-tratamiento ni las características pacientes eran proféticas de la respuesta de la presión arterial. Las combinaciones de diversas medidas y de características analizadas por la técnica de la regresión múltiple explicaron el solamente 30% de la variabilidad total en la presión arterial. Por lo tanto, hasta que las maneras se puedan encontrar para predecir la respuesta, los suplementos del calcio no se deben prescribir rutinario para el tratamiento de la hipertensión y, si está dada para cualquier indicación, la presión arterial debe ser supervisada

Efecto de los ácidos grasos dietéticos del transporte sobre niveles de colesterol de la lipoproteína de alta densidad y de baja densidad en temas sanos.

Mensink RP, MB de Katan.

MED de N Inglés J. 16 de agosto 1990; 323(7):439-45.

FONDO. Los ácidos grasos que contienen un enlace doble del transporte se consumen en granes cantidades como aceites hidrogenados, pero sus efectos sobre niveles de la lipoproteína del suero son desconocidos. MÉTODOS. Colocamos a 34 mujeres (edad media, 26 años) y 25 hombres (edad media, 25 años) en tres mezclaron dietas naturales de la composición nutritiva idéntica, salvo que el 10 por ciento de la toma diaria de la energía fue proporcionado como el ácido oléico (que contiene un enlace doble cis), los transisómeros del ácido oléico, o ácidos grasos saturados. Las tres dietas fueron consumidas por tres semanas cada uno, en orden al azar. RESULTADOS. En la dieta del ácido oléico, los valores del suero del medio (+/- SD) para el grupo entero para el colesterol de la lipoproteína total, de baja densidad (LDL), y de la lipoproteína de alta densidad (HDL) eran 4,46 +/- 0,66. 2,67 +/- 0,54, y 1,42 +/- 0,32 mmol por el litro (172 +/- el magnesio 26, 103 +/- 21, y 55 +/- 12 por decilitro), respectivamente. En la dieta del transporte-graso-ácido, el nivel de colesterol malo del HDL de los temas era 0,17 mmol por el litro (magnesio 7 por decilitro) más bajo que el valor medio en la dieta alta en el ácido oléico (P menos de 0,0001; mmol del intervalo de confianza del 95 por ciento 0,13 a 0,20, por litro). El nivel de colesterol de HDL en la dieta saturar-gorda estaba lo mismo que en la dieta del ácido oléico. El nivel de colesterol de LDL era 0,37 mmol por el litro (magnesio 14 por decilitro) más arriba en la dieta del transporte-graso-ácido que en la dieta del ácido oléico (P menos de 0,0001; intervalo de confianza del 95 por ciento, 0,28 a 0,45 mmol por litro) y 0,47 mmol por el litro (magnesio 18 por decilitro) más arriba en la dieta saturar-gorda (P menos de 0,001; mmol del intervalo de confianza del 95 por ciento 0,39 a 0,55, por litro) que en la dieta del ácido oléico. Los efectos sobre niveles de la lipoproteína no diferenciaron entre las mujeres y los hombres. CONCLUSIONES. El efecto de los ácidos grasos del transporte sobre el perfil de la lipoproteína del suero es por lo menos tan desfavorable como el de los ácidos grasos saturados de colesterol-aumento, porque no sólo aumentan niveles de colesterol de LDL pero también más bajo niveles de colesterol de HDL

El efecto de los ácidos grasos cis y del transporte dietéticos sobre la lipoproteína del suero [a] nivela en seres humanos.

Mensink RP, Zock PL, MB de Katan, y otros.

Lípido Res de J. El 1992 de oct; 33(10):1493-501.

La lipoproteína del suero [a] (Lp [a]) es un factor de riesgo fuerte para la enfermedad cardíaca coronaria. Por lo tanto examinamos el efecto de la composición de ácido graso dietética sobre niveles del Lp del suero [a] en tres estrictamente experimentos controlados con los hombres y las mujeres normocholesterolemic sanos. En Expt. I, 58 temas consumió un alto de la dieta del control en los ácidos grasos saturados por 17 días. Para los 36 días próximos, 6,5% de toma de la energía total de los ácidos grasos saturados fueron substituidos por los monounsaturados más los polinsaturados (dieta monounsaturated del ácido graso; n = 29) o por los polinsaturados solamente (dieta poliinsaturada del ácido graso; n = 29). Ambas dietas causaron un leve, no significativo, aumento en niveles medianos del Lp [a], sin diferencia entre las dietas. En Expt. II, el 10% de energía del ácido graso saturado de colesterol-aumento de los ácidos (láureo, mirístico, y palmítico) fue substituido por el ácido oléico o por los ácidos grasos transporte-monounsaturated. Cada uno de los 59 participantes recibió cada dieta por 3 semanas en orden al azar. El de nivel mediano de Lp [a] era 26 mg/l en la dieta graso saturado del ácido; aumentó a 32 mg/l (P menos de 0,020) en la dieta del ácido oléico y a 45 mg/l (P menos de 0,001) en la dieta ácida transporte-grasa. La diferencia en Lp [a] entre el ácido transporte-graso y las dietas del ácido oléico era también altamente significativa (P menos de 0,001). Expt. III implicó 56 temas; todos recibieron el 8% de energía del ácido esteárico, del ácido linoleico, o de los transporte-monounsaturados, por 3 semanas cada uno. El resto de los alimentos eran iguales. (EXTRACTO TRUNCADO EN 250 PALABRAS)

El ácido linolenic gamma atenúa respuestas cardiovasculares a la tensión en ratas hipertensas de la frontera.

Molinos DE, SR. de los veranos, sala RP.

Lípidos. El 1985 de sept; 20(9):573-7.

El propósito del actual estudio era investigar los efectos del ácido linolenic gamma (GLA) sobre respuestas cardiovasculares a la tensión sicosocial (aislamiento) y a las hormonas pressor en genético la rata hipertensa de la frontera (SHR x WKY). Dividieron al varón adulto SHR x WKY en dos grupos que seguían cinco semanas de vivienda del grupo. Un grupo (GLA) recibió ocho bombas osmóticas del flujo constante de las semanas que lanzaban 0,04 magnesios GLA en la aceituna oil/kg-hr, mientras que el segundo grupo recibió las bombas simuladas (DUM). Una semana que seguía la implantación de la bomba, cada grupo fue dividida en dos subgrupos y expuesta a un período experimental cuatrisemanal de vivienda continua del grupo (ninguna tensión) o de aislamiento (tensión). Un período de dos semanas de la recuperación de vivienda del grupo siguió el período experimental. La presión arterial y el ritmo cardíaco eran semanario resuelto por la técnica del puño de la cola. En el final del período de la recuperación, los animales en la ninguna condición de la tensión fueron anestesiados y recibieron una cánula arterial para infusión NI y del ANG y registración directa de BP. Entonces las respuestas a un ED50 de NI y al ANG eran resueltas. Todos los animales entonces fueron matados para la determinación del peso del corazón y del peso suprarrenal. Todos los grupos tenían período de control malo que BP sistólico valora el extenderse a partir de 143-146 milímetros hectogramo. En la ninguna condición de la tensión, ni GLA ni DUM alteró BP a lo largo del estudio. Sin embargo, BP aumentó del grupo de DUM durante las cuatro semanas del período del aislamiento contra el período de control (p menos de 0,01), mientras que BP aumentó solamente de la semana 1 en el grupo de GLA (p menos de 0,05). El ritmo cardíaco aumentó durante la tensión en el grupo de DUM (p menos de 0,05), pero no en el grupo de GLA. La reactividad vascular a NI era inafectada por la administración de GLA. (EXTRACTO TRUNCADO EN 250 PALABRAS)

Efectos de la administración esencial del ácido graso sobre respuestas cardiovasculares a la tensión en la rata.

Molinos DE, sala RP.

Lípidos. El 1986 de febrero; 21(2):139-42.

Este estudio examinó los efectos del 18:2 (n-6), del 18:3 (n-6), del 20:4 (n-6) y del 18:3 (n-3) sobre respuestas cardiovasculares a la tensión del aislamiento en las ratas masculinas. las ratas Grupo-aclimatadas fueron ayunadas por 2 días, después colocadas en una dieta sin grasa. Dos de la semana animales más adelante fueron divididos en seis grupos (seis animales por grupo) y las bombas osmóticas intraperitoneales dadas ocho-semana que lanzaban 1,47 x 10 (- 7) mol/hr del aceite de oliva (OL), o del 18:2 (n-6), del 18:3 (n-6), del 20:4 (n-6) o del 18:3 (n-3) en OL. Otro grupo recibió las bombas simuladas. Dos semanas después de la implantación de la bomba, los animales fueron aislados por cuatro semanas. La presión arterial (BP), el ritmo cardíaco y el peso corporal fueron seguidos antes y durante la tensión. Después del período de la tensión, los animales fueron evaluados para la reactividad cardiovascular a la noradrenalina (NI) y a la angiotensina (ANG). Antes del aislamiento, el 18:3 (n-6) bajó BP contra OL (p menos de 0,01). Subraye BP creciente en el plazo de 24 horas en todos los grupos excepto el 18:3 (n-6) y el 20:4 (n-6). El tratamiento con el 20:4 (n-6) contra OL previno la subida de BP (p menos de 0,001) solamente para las primeras dos semanas de la tensión. La administración del 18:3 (n-6) contra OL previno cualquier aumento de BP durante el período de la tensión cuatro-semana (p menos de 0,001). Subraye el ritmo cardíaco creciente en todos los grupos excepto el 20:4 (n-6). El ritmo cardíaco fue bajado por el 18:3 (n-6) contra OL (p menos de 0,01) antes y durante la tensión. La reactividad vascular a NI era inafectada por el tratamiento, pero OL y el 18:3 (n-6) disminuyeron respuestas a la infusión del ANG. Estos datos sugieren que la suplementación del 18:3 (n-6) atenúe respuestas cardiovasculares a la tensión crónica, y que el delta 6 - y la actividad de la desaturasa del delta 5 se inhibe durante la tensión psicológica crónica

Relación de la presión arterial a la mortalidad de 25 años debido a la enfermedad cardíaca coronaria, a las enfermedades cardiovasculares, y a todas las causas en hombres adultos jovenes: el proyecto de la detección de la asociación del corazón de Chicago en industria.

Miura K, Daviglus ml, tintóreo AR, y otros.

MED del interno del arco. 25 de junio 2001; 161(12):1501-8.

FONDO: Los datos son limitados en la presión arterial (BP) en adultos jovenes y mortalidad a largo plazo. Por otra parte, el defender y las instrucciones del tratamiento de la hipertensión se han basado principalmente en los hallazgos para las poblaciones de mediana edad y más viejas. Este estudio evalúa relaciones de BP midió en hombres adultos jovenes a la mortalidad a largo plazo debido a la enfermedad cardíaca coronaria (CHD), a las enfermedades cardiovasculares (CVD), y a todas las causas. MÉTODOS: Esta cohorte del proyecto de la detección de la asociación del corazón de Chicago en industria incluyó a 10 874 hombres envejecidos 18 a 39 años en la línea de fondo (1967-1973), no recibiendo las drogas de antihypertensive, y sin CHD o diabetes. La relación de la línea de fondo BP a 25 años CHD, CVD, y mortalidad por todas causas fue evaluada. RESULTADOS: la asociación Edad-ajustada de BP sistólico a la mortalidad de CHD era continua y calificada. los ratios Multivariante-ajustados del peligro de CHD (horas) para 1 SD BP sistólico más alto (15 milímetros hectogramo) y BP diastólico (10 milímetros hectogramo) eran 1,26 (el intervalo de confianza del 95% [ci], 1.11-1.44) y 1,17 (ci del 95%, 1.01-1.35), respectivamente. Comparado con el sexto informe del comité nacional común sobre la prevención, la detección, la evaluación, y el tratamiento del estrato de la tensión arterial alta con BP normal (y las tasas de mortalidad más bajas), de los estratos grandes con BP alto-normal y efectúan 1 hipertensión tenían riesgos absolutos de 25 años para la muerte de 63 y de 72 por 1000, respectivamente, y de exceso de riesgos absolutos de 10 y 20 por 1000, respectivamente; 59,8% explicados de todo el exceso CHD, CVD, y mortalidad por todas causas; y eran estimados para hacer esperanza de vida acortar por 2,2 y 4,1 años, respectivamente. CONCLUSIONES: En hombres adultos jovenes, BP sobre normal fue relacionado perceptiblemente con la mortalidad a largo plazo creciente debido a CHD, al CVD, y a todo las causas. la prevención primaria Población-ancha, la detección temprana, y el control de BP más alto se indican de edad adulta joven encendido

El ácido Docosahexaenoic pero el ácido no eicosapentaenoic baja la presión arterial y el ritmo cardíaco ambulativos en seres humanos.

Mori TA, Bao DQ, Burke V, y otros.

Hipertensión. El 1999 de agosto; 34(2):253-60.

Los estudios animales sugieren que los 2 ácidos grasos principales omega3 encontrados en pescados, el ácido eicosapentaenoic (EPA) y el ácido docosahexaenoic (DHA), puede tener efectos diferenciados sobre la presión arterial (BP) y el ritmo cardíaco (hora). El objetivo de este estudio era determinar si había diferencias significativas en los efectos de EPA o del DHA sobre BP ambulativo y de la hora purificados en seres humanos. En un ensayo de doble anonimato, placebo-controlado del diseño paralelo, exceso de peso 59, seleccionaron al azar a 4 g/d de EPA, del DHA, o de las cápsulas purificado del aceite de oliva (placebo) y continuaron a los hombres suavemente hiperlipidémicos sus dietas usuales por 6 semanas. Cincuenta y seis temas terminaron el estudio. Solamente BP ambulativo (despierto) de 24 horas y diurno reducido DHA (P<0.05). En relación con el grupo del placebo, BP de 24 horas cayó 5.8/3.3 (sistólico/diastólico) milímetros hectogramo y el d3ia BP bajó 3.5/2.0 milímetros hectogramo con el DHA. El DHA también redujo perceptiblemente de 24 horas, diurno, y la noche horas ambulativas (dormidas) (P= " 0.” 001). En relación con el grupo del placebo, el DHA redujo la hora de 24 horas por el bpm 3. 5+/-0.8, el d3ia hora por el bpm 3.7+/-1.2, y la noche hora por 2. 8+/-1.2. EPA no tenía ningún efecto significativo el BP ambulativo u HORA. La suplementación con EPA aumentó el fosfolípido EPA del plasma a partir de 1. 66+/-0.07% a 9.83+/-0.06% (P<0.0001) pero no cambió niveles del DHA. El DHA purificado encapsula niveles crecientes del fosfolípido DHA del plasma a partir del 4.00+/-0.27% a 10.93+/-0.62% (P<0.0001) y llevado a un aumento pequeño, no significativo en EPA (1.52+/-0.12% a 2.26+/-0.16%). El DHA purificado pero no EPA redujo BP ambulativo y la hora en hombres suavemente hiperlipidémicos. Los resultados de este estudio sugieren que el DHA sea el ácido graso principal omega3 en el pescado y aceites de pescado que es responsable de su punto de ebullición y los efectos de la Hora-baja en seres humanos. Estos resultados tienen implicaciones importantes para la nutrición humana y la industria alimentaria

El extracto envejecido del ajo aumenta la producción de óxido nítrico.

Morihara N, Sumioka I, Moriguchi T, y otros.

Vida Sci. 21 de junio 2002; 71(5):509-17.

El óxido nítrico (NO) controla varias funciones fisiológicas del sistema cardiovascular. Tres clases de NINGUNOS synthases (NOSs), de no. constitutivos neuronales (ncNOS), de no. inducibles (iNOS) y de no. constitutivos endoteliales (ecNOS), eran responsables de NINGUNA biosíntesis. Este estudio investigó el efecto del extracto envejecido del ajo (EDAD) sobre NINGUNA producción no midiendo el NINGÚN metabilito nitrito y nitrato en el plasma de ratones. La EDAD (2,86 g/kg, p.o.) no aumentó temporalmente NINGUNA producción en 30-40% a partir minutos el 15 a 60 después de la administración. El curso del tiempo de la fluctuación en NINGUNOS niveles en el grupo Edad-tratado era claramente diferente a ése en un grupo de ratones tratados con los lipopolysaccharides, un inductor típico del iNOS. La arginina (63 mg/kg, p.o.) en la dosis equivalente de la EDAD no aumentó NINGUNA producción. Sin embargo el cloruro del diphenyleneiodonium (1 mg/kg, i.p.), un inhibidor selectivo del cNOS, administrado antes de EDAD, superó el efecto de la EDAD. Estos resultados indican que la EDAD no aumentó NINGUNA producción activando el cNOS, pero no iNOS. La arginina contenida en EDAD no era responsable del efecto. La EDAD puede ser una herramienta útil para la prevención de la enfermedad cardiovascular

El ácido de Eicosapentaenoic protege la función endotelial de la célula herida por la hipoxia/la reoxigenación.

Morita I, Zhang YW, Murota SI.

Ana N Y Acad Sci. DEC 2001; 947:394-7.

El ácido de Eicosapentaenoic (EPA) puede proteger contra ateroesclerosis mejorando metabolismo de lípido y modulando la función vascular de la célula. Lesión de la reperfusión de la isquemia es un factor de riesgo para la ateroesclerosis. Investigamos si EPA podría mejorar la hipoxia/la reoxigenación (H/R) - disfunción endotelial inducida de la célula de la comunicación intercelular junctional del hueco (GJIC). GJIC en las células endoteliales vasculares umbilicales humanas (HUVECs) fue medido usando una técnica photobleaching. Los resultados demostraron que H (24h) /R 2h) indujo una reducción de GJIC en HUVECs; sin embargo, fue inhibido por el tratamiento previo de EPA. H/R produjo especies reactivas del oxígeno, pero no fue afectado por EPA, y contribuyó poco a la disfunción de GJIC. Por el contrario, la cinasa de la tirosina activada por H/R fue inhibida por el tratamiento previo de EPA, y los inhibidores de la cinasa de la tirosina también suprimieron la reducción de H/R-induced GJIC. Los efectos protectores de EPA sobre la reducción de H/R-induced GJIC también fueron observados en las células tratadas con el inhibidor de la fosfatasa de la tirosina. Estos datos indican que el EPA mejora la disfunción endotelial de H/R-induced con la inhibición de la activación de la cinasa de la tirosina, y podría llevar a la prevención de la progresión y/o a la iniciación de la ateroesclerosis

Aceite de pescado para reducir la presión arterial: un metabolismo-análisis.

Morris bujía métrica SFRB.

Ann Intern Med. 1994;(120):10.

ningunos

Hipertensión responsiva del potasio. En: Hipertensión: patofisiología, diagnosis, y gestión. 2do Ed.

RC SA de Morris.

1995;2715-26.

ningunos

Hormonas de sexo endógenas y enfermedad cardiovascular en hombres.

Moleta M, van der Schouw YT, Thijssen JH, y otros.

J Clin Endocrinol Metab. El 2003 de nov; 88(11):5076-86.

A diferencia de mujeres, los hombres no experimentan una reducción precipitada en la producción endógena de la hormona de sexo. Tiene, sin embargo, póngase de manifiesto que ocurre una disminución edad-asociada de los niveles de hormonas de sexo (bioactivas). Si las hormonas de sexo endógenas tienen un impacto en enfermedad cardiovascular tiene seguía siendo durante muchos años en gran parte desconocido, pero durante la década pasada más atención ha sido exhausta a la importancia de la testosterona, de los estrógenos, y de los andrógenos suprarrenales en etiología, la prevención, y el tratamiento de la enfermedad cardiovascular masculina. El propósito de este artículo es resumir las pruebas actualmente disponibles en la asociación entre las hormonas de sexo endógenas y la enfermedad cardiovascular en varones. Los estudios publicados que se ocupaban de la relación entre los niveles de circulación de hormonas de sexo y la enfermedad cardiovascular en varones fueron revisados. Los estudios revisados en este artículo sugieren que las hormonas de sexo y los estrógenos endógenos de circulación tienen un efecto neutral o beneficioso sobre enfermedad cardiovascular en hombres

Endocrinol Metab.

Nadler JL RR.

Metab Clin N. 1995;(24):623-41.

Relaciones entre los tipos de grasa consumidos y concentraciones del estrógeno y del andrógeno del suero en hombres japoneses.

Nagata C, Takatsuka N, Kawakami N, y otros.

Cáncer de Nutr. 2000; 38(2):163-7.

Las relaciones entre los tipos de grasa consumidos y las concentraciones del suero de estrona, estradiol, testosterona total y libre, dihydrotestosterone, y globulina hormona-obligatoria del sexo fueron examinadas en 69 hombres japoneses envejecidos 43-88 años. La dieta fue evaluada por un cuestionario semiquantitativo de la frecuencia de la comida. La toma de saturado, monounsaturated, y las grasas poliinsaturadas fueron correlacionadas inverso con testosterona del total del suero después de controlar para la edad, la energía total, el índice de masa corporal, la toma del alcohol, y la situación que fumaba, pero la correlación era estadístico significativa solamente para la grasa poliinsaturada (r = -0,29, p = 0,02). Las tomas de los ácidos eicosapentanoic y docosahexaenoic, ácidos grasos n-3 de pescados, fueron correlacionadas perceptiblemente inverso con testosterona total (r = -0,25, p = 0,04 y r = -0,32, p = 0,01, respectivamente). La estrona del suero, el estradiol, y la testosterona libre no fueron correlacionados perceptiblemente con ningún tipo de grasa estudiado. Las correlaciones de la testosterona total con los ácidos grasos n-3 de pescados seguían siendo significativas después del ajuste adicional para las otras categorías de grasa (r = -0,27, p = 0. 03 para el ácido y r eicosapentanoic = -0,32, p = 0,01 para el ácido docosahexaenoic), mientras que las correlaciones con saturado y las grasas monounsaturated llegaron a ser casi nulas después del ajuste

Debilitación de funciones endoteliales por hyperhomocysteinemia agudo y de la revocación por las vitaminas antioxidantes.

Nappo F, De Rosa N, Marfella R, y otros.

JAMA. 9 de junio 1999; 281(22):2113-8.

CONTEXTO: Los niveles crecientes de homocisteina se asocian a riesgo de enfermedad cardiovascular. La homocisteina puede causar este riesgo empeorando la función endotelial de la célula. OBJETIVO: Para evaluar el efecto del hyperhomocysteinemia agudo con y sin el tratamiento previo antioxidante de la vitamina sobre factores de riesgo cardiovasculares y funciones endoteliales. DISEÑO Y AJUSTE: estudio Observador-cegador, seleccionado al azar de la cruce conducido en un hospital de la universidad en Italia. TEMAS: Veinte voluntarios sanos del personal hospitalario (10 hombres, 10 mujeres) envejecieron 25 a 45 años. INTERVENCIONES: Los temas fueron dados cada uno de 3 cargas en orden al azar en los intervalos de una semana: metionina oral, 100 mg/kg en zumo de fruta; la misma carga de la metionina inmediatamente después de la ingestión de la vitamina antioxidante E, 800 IU, y ácido ascórbico, magnesio 1000; y zumo de fruta metionina-libre (placebo). Diez de los 20 temas también injirieron una carga del placebo con las vitaminas. MEDIDAS PRINCIPALES DEL RESULTADO: Lípido, coagulación, glucosa, y parámetros de circulación de la molécula de la adherencia, presión arterial, y funciones endoteliales según lo evaluado por respuestas hemodinámicas y reológicas a la L-arginina, evaluada en la línea de fondo y 4 horas que siguen la ingestión de las cargas. RESULTADOS: La carga oral de la metionina aumentó el nivel de la homocisteina del plasma del medio (SD) a partir de 10,5 (3,8) micromol/L en la línea de fondo a 27,1 (6,7) micromol/L en 4 horas (P<.001). Un aumento similar fue observado con la misma carga más las vitaminas (10,0 [4,0] a 22,7 [7,8] micromol/L; No se observó P<.001) pero ningún aumento significativo con el placebo (10,1 [3,7] a 10,4 [3,2] micromol/L; P= " .75).” La coagulación y la molécula de circulación de la adherencia nivela aumentado perceptiblemente después de la ingestión de la metionina solamente (P<.05) pero no después de la ingestión del placebo o de la metionina con las vitaminas. Mientras que (SD) la presión arterial mala (- 7,0% [2,7%]; P<.001), respuesta de la agregación de la plaqueta al difosfato de adenosina (- 11,4% [4,5%]; P= " .009)” y viscosidad de la sangre (- 3,0% [1,2%]; P= " .04)” disminuyó en estos parámetros 10 minutos después de una carga de la L-arginina (3 g) después de placebo, el aumento después de la metionina solamente (- 2,3% [1,5%], 4,0% [3,0%], y 1,5% [1,0%], respectivamente; P<.05), no ocurrió después de carga de la metionina con el tratamiento previo de la vitamina (- 6,3% [2,5%], -7,9% [3,5%], y -1,5% [1,0%], respectivamente; P= " .24).” CONCLUSIÓN: Nuestros datos sugieren que eso suave moderar las elevaciones de los niveles de la homocisteina del plasma en temas sanos activen la coagulación, que modifiquen las propiedades adhesivas del endotelio, y que empeoren las respuestas vasculares a la L-arginina. El tratamiento previo con la vitamina antioxidante E y el ácido ascórbico bloquea los efectos del hyperhomocysteinemia, sugiriendo un mecanismo oxidativo

Thiolation de la lipoproteína de baja densidad por thiolactone de la homocisteina causa la agregación creciente y la interacción alterada con los macrófagos cultivados.

Naruszewicz M MEOA.

Nutr Metab Cardiovasc SID. 1994;(4):70-7.

ningunos

Efecto de la administración del cinc sobre la testosterona, el dihydrotestosterone, y el recuento de espermatozoides del plasma.

Netter A, Hartoma R, Nahoul K.

Arco Androl. El 1981 de agosto; 7(1):69-73.

Los efectos de la terapia del cinc sobre la testosterona del plasma (t), el dihydrotestosterone (DHT), y el recuento de espermatozoides fueron estudiados en 37 pacientes con infertilidad idiopática de más de cinco años de duración. En el primer grupo (T menos de 4,8 ng/ml; 22 pacientes), T y DHT subieron perceptiblemente después de la administración oral del cinc, al igual que el recuento de espermatozoides. Nueve esposas hicieron embarazadas, seis en el plazo de 3 meses y tres en el plazo de 2 meses de un segundo ensayo. En el segundo grupo (T mayor o igual 4,8 ng/ml; 15 pacientes), T y el recuento de espermatozoides eran inafectados por el cinc, mientras que DHT aumentó perceptiblemente. No había concepto observado. El análisis razonado de este tratamiento y la significación de los resultados se discuten

Eficacia del Antihypertensive del medoxomil olmesartan, nuevo antagonista del receptor de la angiotensina II, según lo evaluado por medidas ambulativas de la presión arterial.

Neutel JM, Elliott WJ, Izzo JL, y otros.

J Clin Hypertens (Greenwich). El 2002 de sept; 4(5):325-31.

El medoxomil de Olmesartan es un nuevo molde del receptor de la angiotensina II. En esto seleccionada al azar, el estudio de doble anonimato, placebo-controlado, la eficacia y la seguridad del medoxomil olmesartan fueron evaluados en 334 pacientes con el moderado a la hipertensión esencial severa. Seleccionaron al azar a los pacientes para recibir placebo; medoxomil olmesartan q.d del magnesio 5, 20, o 80.; o medoxomil olmesartan b.i.d del magnesio 2,5, 10, o 40. La presión arterial del ambulatorio y del puño fue medida antes y después de 8 semanas del tratamiento. El tratamiento con el medoxomil olmesartan dio lugar a una reducción placebo-ajustada significativa de la presión arterial diastólica ambulativa de 24 horas mala de 9,6 milímetros hectogramo, de 12,2 milímetros hectogramo, y de 10,6 milímetros hectogramo en 5, 20-, y 80 el magnesio q.d. grupos, respectivamente. Las reducciones de correspondencia en la presión arterial sistólica ambulativa mala eran 14,5 milímetros hectogramo, 16,5 milímetros hectogramo, y 15,4 milímetros hectogramo. Las reducciones similares de la presión arterial diastólica y sistólica fueron consideradas con b.i.d. dosificación. Los ratios diastólicos del canal-a-pico del q.d. las dosis del medoxomil olmesartan se extendieron a partir de la 57%-70%, indicando eficacia de 24 horas. El perfil de seguridad del medoxomil olmesartan era similar al del placebo. El medoxomil de Olmesartan aparece ser una vez al día un tratamiento seguro y de manera efectiva para la hipertensión

Efecto del tocotrienol gamma sobre la presión arterial, la peroxidación del lípido y la situación antioxidante total en las ratas espontáneamente hipertensas (SHR).

Newez mA.

Clin Exp Hyperten. 1999;(21):1297-313.

Evaluación longitudinal de la función neurocognitive después de la cirugía de las bypass de la arteria coronaria.

Newman frecuencia intermedia, Kirchner JL, Phillips-Bute B, y otros.

MED de N Inglés J. 8 de febrero 2001; 344(6):395-402.

FONDO: La disminución cognoscitiva complica la recuperación temprana después de las bypass de la arteria coronaria que injertan (CABG) y puede ser evidente en tanto como tres cuartos de pacientes a la hora de descarga del hospital y de un tercero de pacientes después de seis meses. Intentamos determinar el curso del cambio cognoscitivo durante los cinco años después de CABG y el efecto de la disminución perioperative sobre la función cognoscitiva a largo plazo. MÉTODOS: En 261 pacientes que experimentaron CABG, las pruebas neurocognitive fueron realizadas preoperatively (en la línea baja), antes de descarga, y de seis semanas, seis meses, y cinco años después de la cirugía de CABG. La disminución en la función postoperatoria fue definida como un descenso de 1 SD o más en las cuentas en pruebas de cuatro ámbitos de la función cognoscitiva. (La reducción de A de 1 SD representa una disminución en función del aproximadamente 20 por ciento.) La situación neurocognitive total fue evaluada con una cuenta cognoscitiva compuesta del índice que representaba la suma de las cuentas para los ámbitos individuales. Los factores que predecían la disminución cognoscitiva a largo plazo fueron determinados por la regresión logística y linear multivariable. RESULTADOS: Entre los pacientes estudiados, la incidencia de la disminución cognoscitiva era el 53 por ciento en la descarga, el 36 por ciento en seis semanas, el 24 por ciento en seis meses, y el 42 por ciento en cinco años. Investigamos a calculadores de la disminución cognoscitiva en cinco años y encontramos que la función cognoscitiva en la descarga era un calculador significativo de la función a largo plazo (P<0.001). CONCLUSIONES: Estos resultados confirman el predominio relativamente alto y la persistencia de la disminución cognoscitiva después de que CABG y sugieren un modelo de la mejora temprana seguido por una disminución posterior que sea predicha por la presencia de disminución cognoscitiva postoperatoria temprana. Las intervenciones para prevenir o para reducir la disminución cognoscitiva a corto y largo plazo después de cirugía cardiaca se autorizan

Más allá de Aspirin.

SP de Newmark TM.

2000;

Más allá de Aspirin.

SP de Newmark TM.

2000;

Agentes del Antihypertensive y la medicación de la hipertensión. En: Goodman y la base farmacológica de Gilman de la terapéutica.

BN de Oates JA.

2001; 10:871-900.

la tensión del retículo endoplásmico y la detención de crecimiento Homocisteina-inducidas lleva a los cambios específicos en la expresión génica en células endoteliales vasculares humanas.

PA de Outinen, Sood SK, Pfeifer SI, y otros.

Sangre. 1 de agosto 1999; 94(3):959-67.

Las alteraciones en el potencial redox celular por la homocisteina promueven la disfunción endotelial de la célula (EC), un evento temprano en la progresión de la enfermedad atherothrombotic. En este estudio, demostramos que tensión del retículo endoplásmico de las causas de la homocisteina (ER) y detención de crecimiento en las células endoteliales humanas de la vena umbilical (HUVEC). Para determinar si estos efectos reflejan cambios específicos en la expresión génica, los microarrays del cDNA fueron defendidos usando las puntas de prueba radiactivas del cDNA generadas del mRNA derivado de HUVEC, cultivado en la ausencia o la presencia de homocisteina. La buena correlación fue observada entre los perfiles de la expresión determinados con este método y por borrar septentrional. Constante con sus efectos nocivos sobre el ER, homocisteina altera la expresión de los genes sensibles a la tensión del ER (IE, GADD45, GADD153, ATF-4, YY1). Varios otros genes observados diferenciado para ser expresado por la homocisteina se saben para mediar el crecimiento y la diferenciación (IE, GADD45, GADD153, Id-1, cyclin D1, FRA-2) de la célula, un hallazgo que apoye la observación que la homocisteina causa una disminución dosis-dependiente de la síntesis de la DNA en HUVEC. Los perfiles adicionales del gen también muestran que la homocisteina disminuye el potencial antioxidante celular (peroxidasa del glutatión, NKEF-B PAG, dismutasa del superóxido, clusterin), que podría potencialmente aumentar los efectos citotóxicos de los agentes o de las condiciones sabidos para causar daño oxidativo. Estos resultados demuestran con éxito el uso de los microarrays del cDNA en la identificación de genes del homocisteina-demandado e indican que la tensión del ER y la detención de crecimiento homocisteina-inducidas reflejan cambios específicos en la expresión génica en la EC vascular humana

La composición de lípido de la membrana del músculo esquelético se relaciona con la adiposidad y la acción de la insulina.

Critique a DA, Lillioja S, SR. de Milner, y otros.

J Clin invierte. DEC 1995; 96(6):2802-8.

La base celular de la resistencia a la insulina es todavía desconocida; sin embargo, las relaciones se han demostrado entre la acción de la insulina en músculo y el perfil del ácido graso del lípido estructural de la membrana importante (fosfolípido). El actual estudio estado dirigido para investigar más lejos la hipótesis que la acción y la adiposidad de la insulina se asocian a los cambios en la composición de lípido estructural de la célula. En 52 indios de Pima del varón adulto, acción de la insulina (abrazadera euglycemic), grasas de cuerpo del porcentaje (pFAT; el pesaje subacuático), y la composición de ácido graso del fosfolípido del músculo (biopsia percutánea de lateralis vastos) eran resueltos. Acción de la insulina (abrazadera de la alto-dosis; MZ) correlacionado con medidas compuestas de no saturación de la membrana (% de los ácidos grasos poliinsaturados de C20-22 [r= 0,463, P < 0,001], índice de la no saturación [r= “- 0,369,” P < 0,01]), de varios ácidos grasos individuales y con la actividad de la desaturasa delta5 (r= “0,451,” P < 0,001). el pFAT (gama 14-53%) correlacionó con varios ácidos grasos y actividad individuales de la desaturasa delta5 (r= “- 0,610,” P < 0,0001). Los índices de la actividad del elongase (r= “- 0,467,” P < 0,001), y la actividad de la desaturasa delta9 (r= “0,332,” P < 0,05) también fueron relacionados con el pFAT pero no la acción de la insulina. Los resultados demuestran que la actividad de la desaturasa delta5 está relacionada independientemente con la resistencia a la insulina y la obesidad. Mientras que la determinación de los mecanismos que son la base de esta relación es importante para las investigaciones futuras, las estrategias tuvieron como objetivo el restaurar de actividades enzimáticas “normales”, y la no saturación de la membrana, puede tener importancia terapéutica en los “síndromes de la resistencia a la insulina.”

Dirija el efecto proinflammatory de la proteína C-reactiva sobre las células endoteliales humanas.

Pasceri V, Willerson JT, Yeh Y.

Circulación. 2000 31 de octubre; 102(18):2165-8.

FONDO: La proteína C-reactiva el reactivo de la agudo-fase (CRP) es un factor de riesgo importante para la enfermedad cardíaca coronaria. Sin embargo, los efectos posibles de CRP sobre las células vasculares no se saben. MÉTODOS Y RESULTADOS: Probamos los efectos de CRP sobre la expresión de las moléculas de la adherencia en células endoteliales de la vena umbilical humana y de la arteria coronaria. La expresión de la molécula de adherencia de célula vascular (VCAM-1), de la molécula intercelular de la adherencia (ICAM-1), y de E-selectin fue evaluada por cytometry de flujo. La incubación con el ser humano recombinante CRP (10 microg/mL) por 24 horas indujo un aumento aproximadamente de diez veces en la expresión de ICAM-1 y una expresión significativa de VCAM-1, mientras que una incubación de seis horas indujo la expresión significativa de E-selectin. La inducción de la molécula de la adherencia era similar a ésa observada en las células endoteliales activadas con interleukin-1beta. En células endoteliales de la arteria coronaria, la inducción de ICAM-1 y VCAM-1 estaban ya presentes en 5 microg/mL y alcanzaron un máximo en 50 microg/mL, en cuyo punto un aumento sustancial en la expresión de E-selectin era también evidente. El efecto de CRP era dependiente en presencia de suero humano en el medio de cultivo, porque no se consideró ningún efecto en las células cultivadas con medio sin suero. En cambio, interleukin-1beta podía inducir la expresión de la molécula de la adherencia en ausencia del suero humano. CONCLUSIONES: CRP induce la expresión de la molécula de la adherencia en células endoteliales humanas en presencia del suero. Estos hallazgos apoyan la hipótesis que CRP puede desempeñar un papel directo en promover el componente inflamatorio de la ateroesclerosis y presentar objetivos potenciales para el tratamiento de la ateroesclerosis

Ácido graso de Omega 3: un alimento dominante en cuidado del cáncer.

Pizzorno J.

2004.Oct.17

Efecto de la suplementación a medio plazo con una dosis moderada de los ácidos grasos poliinsaturados n-3 sobre la presión arterial en pacientes hipertensos suaves.

Prisco D.

2000;(62):129-34.

Síndrome X: Superando el asesino silencioso que puede darle un ataque del corazón.

Reaven G STFB.

2000;

Estudio seleccionado al azar, de doble anonimato, placebo-controlado de la L-arginina oral suplemental en pacientes con paro cardíaco.

Los TS del rector, depositan AJ, KA de Mullen, y otros.

Circulación. 15 de junio 1996; 93(12):2135-41.

FONDO. Los pacientes con paro cardíaco han reducido el flujo de sangre periférico en descanso, durante ejercicio, y en respuesta a los vasodilatadores dependientes del endotelio. El óxido nítrico formado de metabolismo de la L-arginina en células endoteliales contribuye a la regulación del flujo de sangre bajo estas condiciones. Un diseño seleccionado al azar, de doble anonimato del estudio de la cruce fue utilizado para determinar si la L-arginina oral suplemental puede aumentar el flujo de sangre periférico y mejorar la situación funcional en pacientes con el moderado al paro cardíaco severo. MÉTODOS Y RESULTADOS. Quince temas fueron dados 6 semanas de clorhidrato oral de la L-arginina (5,6 a 12,6 g/d) y 6 semanas de cápsulas hechas juego del placebo en secuencia al azar. Comparado con placebo, la L-arginina oral suplemental aumentó perceptiblemente el flujo de sangre del antebrazo durante ejercicio del antebrazo, por término medio a partir de 5,1 +/- 2,8 a 6,6 +/- 3,4 ml. min-1. dL-1 (P < .05). Además, la situación funcional era perceptiblemente mejor en la L-arginina comparada con placebo, según lo indicado por distancias crecientes durante una prueba del paseo de 6 minutos (390 +/- 91 contra 422 +/- 86 m, P < .05) y cuentas más bajas en la vida con el cuestionario del paro cardíaco (55 +/- 28 contra 42 +/- 26, P < .05). La L-arginina oral también mejoró conformidad arterial a partir de 1,99 +/- 0,38 a 2,36 +/- 0,30 mL/mm hectogramo (P < .001) y redujo el circular de niveles de endothelin a partir de 1,9 +/- 1,1 a 1,5 +/- 1,1 pmol/L (P < .05). CONCLUSIONES. La L-arginina oral suplemental tenía efectos beneficiosos en pacientes con paro cardíaco. Otros estudios son necesarios confirmar el potencial terapéutico de la L-arginina oral suplemental e identificar mecanismos de la acción en pacientes con paro cardíaco

Acciones de Cardioprotective del ajo salvaje (ursinum del allium) en isquemia y la reperfusión.

Rietz B, Isensee H, Strobach H, y otros.

Mol Cell Biochem. 17 de febrero 1993; 119(1-2):143-50.

La susceptibilidad a las arritmias ventriculares bajo condiciones de la isquemia y de la reperfusión cardiacas fue investigada en la preparación del corazón de Langendorff de las ratas alimentadas por ocho semanas un perro chino estándar enriquecido con el 2% de hojas pulverizadas del ajo salvaje. Los corazones aislados fueron inundados con una solución modificada de Krebs-Henseleit. La incidencia de la fibrilación ventricular (VF) durante la obstrucción de 20 minutos de la rama descendente de la arteria coronaria izquierda (CHAVAL) fue reducida perceptiblemente en el grupo del ajo salvaje con respecto a los controles no tratados (el 20% contra el 88%). Lo mismo se sostiene para el tamaño de la zona isquémica (33,6% contra 40,9% de peso del corazón). En los experimentos de la reperfusión (minuto 5 después de la isquemia mínima 10), la taquicardia ventricular (VT) ocurrió en el 70% del grupo del ajo salvaje contra 100% en controles no tratados y VF en el 50% contra el 90%. El tiempo hasta el acontecimiento de extrasystoles, el VT o VR fue prolongado. Ningunas alteraciones significativas en la composición de ácido graso cardiaca podían ser observadas. Aunque la producción de la prostaciclina fuera aumentada levemente de corazones del grupo del ajo salvaje, inhibición del cyclooxygenase por el ácido acetilsalicílico (ASA; aspirin) no podría prevenir totalmente los efectos cardioprotective que sugerían que el sistema de la prostaglandina no desempeñe un papel decisivo en la acción cardioprotective del ajo salvaje. Además, una angiotensina moderada que convertía la acción de inhibición de la enzima (ACE) del ajo salvaje fue encontrada in vitro así como in vivo ésa podría contribuir a la presión cardioprotective y arterial que bajaba la acción del ajo salvaje. Si una actividad del barrido del radical libre del ajo salvaje está implicada en sus efectos cardioprotective queda establecer

Hyperhomocysteinemia y fosfato bajo del piridoxal. Factores de riesgo reversibles comunes y independientes para la enfermedad de la arteria coronaria.

Robinson K, EL de Mayer, DP de Miller, y otros.

Circulación. 15 de noviembre 1995; 92(10):2825-30.

FONDO: La alta homocisteina del plasma se asocia a enfermedad de la arteria coronaria prematura en hombres, pero la concentración del umbral que define este riesgo y su importancia en mujeres y los ancianos son desconocidas. Además, aunque la situación baja de la vitamina de B aumente la homocisteina, el vínculo entre estas vitaminas y enfermedad coronaria es confuso. MÉTODOS Y RESULTADOS: Comparamos a 304 pacientes con enfermedad coronaria con 231 temas del control. Factores de riesgo y concentraciones de homocisteina del plasma, de folato, de la vitamina B12, y del piridoxal 5' - el fosfato fue documentado. Una concentración de la homocisteina de 14 mumol/L confirió un ratio de las probabilidades de la enfermedad coronaria de 4,8 (P < .001), y 5 incrementos de mumol/L a través de la gama de homocisteina confirieron un ratio de las probabilidades de 2,4 (P < .001). Los ratios de las probabilidades de 3,5 en mujeres y de 2,9 en esos 65 años o más viejo fueron considerados (P < .05). Homocisteina correlacionada negativamente con todas las vitaminas. Piridoxal bajo 5' - fosfato (< 20 nmol/L) fue visto en el 10% de pacientes pero en el solamente 2% de temas del control (P < .01), rindiendo un ratio de las probabilidades de la enfermedad coronaria ajustado según todos los factores de riesgo, incluyendo la alta homocisteina, de 4,3 (P < .05). CONCLUSIONES: Dentro de la gama considerada actualmente ser normal, el riesgo para la enfermedad coronaria sube con el aumento de la homocisteina del plasma sin importar edad y sexo, sin efecto de umbral. Además de un vínculo con homocisteina, pyridoxal-5'-phosphate bajo confiere un riesgo independiente para la enfermedad de la arteria coronaria

Presión arterial, grasas dietéticas, y antioxidantes.

Salonen JT, Salonen R, Ihanainen M, y otros.

J Clin Nutr. El 1988 de nov; 48(5):1226-32.

Investigamos la asociación de ácidos grasos dietéticos y los antioxidantes con la presión arterial en 722 hombres finlandeses del este envejecieron 54 y, examinados en el estudio isquémico del factor de riesgo de la enfermedad cardíaca de Kuopio en 1984-86. Excluyeron a los hombres con la hipertensión uno mismo-divulgada o la enfermedad cerebrovascular o debajo de la medicación del antihypertensive. Teniendo en cuenta el antropométrico principal, los determinantes dietéticos, médicos, y psicológicos de la presión arterial en análisis de regresión multivariantes, ácido ascórbico del plasma (p = 0,0008) y las concentraciones del selenio del suero (p = 0,0017) tenían un moderado, asociación inversa independiente, la ingestión dietética estimada de ácidos grasos saturados tenía una asociación positiva (p = 0,013), y la ingestión dietética estimada del ácido linolenic tenía (p = 0,048) una asociación inversa con la presión arterial de reclinación mala. La elevación marcada de la presión arterial en los niveles más bajos de las concentraciones del SE del ácido ascórbico y del suero del plasma apoya la hipótesis que los antioxidantes desempeñan un papel en la etiología de la hipertensión

Historia de característica: El conseguir al corazón de la prueba de la homocisteina.

Sandrick K.

CASQUILLO hoy. 2000.Nov

Introducción a la nutrición clínica.

Sardesai VM.

1998;

El efecto del ácido docosahexaenoic sobre concentraciones de la catecolamina del plasma y tolerancia de la glucosa durante la tensión psicológica duradera: un estudio placebo-controlado de doble anonimato.

Sawazaki S, Hamazaki T, Yazawa K, y otros.

J Nutr Sci Vitaminol (Tokio). El 1999 de oct; 45(5):655-65.

Encontramos previamente que la toma ácida docosahexaenoic (DHA) evitó que la agresión aumentara en tiempos de stress mental. En el actual estudio, investigamos si la toma del DHA modificó las catecolaminas del plasma y el cortisol de estudiantes de medicina durante un período de 9 semanas de exámenes finales. También investigamos los efectos de la toma del DHA sobre una prueba de tolerancia de glucosa oral de 75 g (oGTT). Catorce estudiantes de medicina participaron en el actual estudio. Fueron asignados aleatoriamente al control o al grupo del DHA de una manera de doble anonimato. Los temas en el grupo de control (4 varones y 3 hembras) tomaron a 10 el control capsules/d, cada cápsula que contenía el magnesio 280 del aceite vegetal mezclado, y ésas en el grupo del DHA (4 varones y 3 hembras) tomaron 10 DHA capsules/d que contenían 1,5 g DHA por 9 semanas, durante las cuales los temas experimentaron más de 20 exámenes finales agotadores. Al comienzo y final del estudio, las catecolaminas del plasma (epinefrina, noradrenalina (NE) y dopamina) y el cortisol fueron medidos; un oGTT de 75 g también fue realizado. Había diferencias no intra o intergroup en concentraciones de la glucosa del plasma. Sin embargo, las concentraciones del NE fueron reducidas perceptiblemente después de la administración del DHA (- el 31%, p < 0,03). Las otras catecolaminas y cortisol no cambiaron perceptiblemente. El ratio del plasma de epinefrina al NE creciente de cada tema del DHA (el +78%, p < 0,02), y las diferencias del intergroup eran significativos (p < 0,03). Concluimos que estos efectos del DHA se pueden aplicar a la gente bajo tensión psicológica duradera para prevenir enfermedades tensión-relacionadas

Cambios en lípidos y fibrinógeno de la sangre con una nota sobre seguridad en un estudio a largo plazo en los efectos de los ácidos grasos n-3 en los temas que reciben suplementos del aceite de pescado y seguidos por siete años.

Saynor R, Gillott T.

Lípidos. El 1992 de julio; 27(7):533-8.

El actual estudio fue diseñado para evaluar la eficacia de los ácidos grasos n-3 en total de modificación del suero, lipoproteína de la baja densidad y colesterol de la lipoproteína de alta densidad (HDL), así como triglicéridos de suero, durante un período de siete años. Los cambios en fibrinógeno del plasma fueron registrados y la seguridad a largo plazo fue evaluada. Un total de 365 temas con la enfermedad cardíaca isquémica (IHD), la hiperlipidemia o antecedentes familiares fuertes de IHD tenían su dieta complementados con MaxEPA (Seven Seas Ltd. , Ácido eicosapentaenoic 18-19% conteniendo aceite de los pescados del casco, de Inglaterra). Las muestras de sangre venosas fueron recogidas a intervalos regulares para los análisis del lípido y el fibrinógeno y el perfilado clínico rutinario del química y hematológico. La medicación actual fue registrada y la modificación dietética no adicional fue intentada. El triglicérido y el fibrinógeno fueron reducidos perceptiblemente, mientras que una reducción significativa en colesterol total ocurrió solamente en los temas con Mmol/L. del nivel del pre-aceite mayor de 6,5. El colesterol de HDL aumentó perceptiblemente durante el período del estudio. La química clínica y los perfiles hematológicos no fueron afectados al contrario, y la cuenta de plaqueta no cambió perceptiblemente. El tipo de cambios del lípido observados era ésos generalmente considerados antiatherogenic. La reducción del fibrinógeno puede dar lugar a cambios beneficiosos en los procesos patológicos que llevan a la obstrucción trombótica. El consumo de MaxEPA de nuestros pacientes durante un período de siete años no indicó ninguna efectos nociva

El índice disminuido de restenosis coronario después de bajar de la homocisteina del plasma nivela.

Schnyder G, Roffi M, Pin R, y otros.

MED de N Inglés J. 29 de noviembre 2001; 345(22):1593-600.

FONDO: Hemos demostrado previamente una asociación entre los niveles de la homocisteina del plasma y el restenosis totales elevados después de angioplastia coronaria percutánea. Diseñamos este estudio para evaluar el efecto de bajar niveles de la homocisteina del plasma sobre restenosis después de angioplastia coronaria. MÉTODOS: Una combinación del ácido fólico (1 magnesio), de la vitamina B12 (microg 400), y de la piridoxina (magnesio 10)--designado el tratamiento del folato--o el placebo fue administrado a 205 pacientes edad (del medio [+/-SD], 61+/-11 años) por seis meses después de la angioplastia coronaria acertada en un anticipado, de doble anonimato, ensayo aleatorizado. La punto final primaria era restenosis en el plazo de seis meses según lo evaluado por angiografía coronaria cuantitativa. La punto final secundaria era un compuesto de los eventos cardiacos adversos del comandante. RESULTADOS: las características del Base-diente y los resultados angiográficos iniciales después de la angioplastia coronaria eran similares en los dos grupos de estudio. El tratamiento del folato bajó perceptiblemente niveles de la homocisteina del plasma a partir del 11.1+/-4.3 al micromol 7.2+/-2.4 por el litro (P<0.001). En la continuación, el diámetro luminal mínimo era perceptiblemente más grande en el grupo asignado al tratamiento del folato (1.72+/-0.76 contra 1.45+/-0.88 milímetros, P= " 0,02), “y el grado de estenosis era menos severo (39.9+/-20.3 contra el 48.2+/-28.3 por ciento, P= " 0,01).” El índice de restenosis era perceptiblemente más bajo en los pacientes asignados al tratamiento del folato (19,6 contra el 37,6 por ciento, P= " 0,01), “al igual que la necesidad de la revascularización de la lesión de blanco (10,8 contra el 22,3 por ciento, P= " 0,047).” CONCLUSIONES: El tratamiento con una combinación de ácido fólico, de la vitamina B12, y de piridoxina reduce perceptiblemente niveles de la homocisteina y disminuye el índice de restenosis y la necesidad de la revascularización de la lesión de blanco después de angioplastia coronaria. Este tratamiento barato, que tiene efectos secundarios mínimos, se debe considerar como terapia adjunctive para los pacientes que experimentan angioplastia coronaria

Disfunción endotelial primaria: ateroesclerosis.

Shimokawa H.

J Mol Cell Cardiol. El 1999 de enero; 31(1):23-37.

El endotelio sintetiza y lanza varios factores de vasodilatación, incluyendo el óxido nítrico, el factor hyperpolarizing endotelio-derivado, y la prostaciclina. Bajo ciertas condiciones, también libera factores vasocontracting. Así, el endotelio desempeña un papel importante en la regulación de homeostasis vascular. Varios mecanismos intracelulares están implicados en la síntesis del óxido nítrico, incluyendo las proteínas receptor-juntadas de G, la disponibilidad de la L-arginina, los cofactores para el synthase endotelial del óxido nítrico y la expresión de la enzima. La disfunción endotelial por el envejecimiento, la menopausia y la hipercolesterolemia está implicada en el desarrollo de lesiones vasculares ateroscleróticas, y predispone el vaso sanguíneo a varios desordenes vasculares, tales como vasospasm y trombosis. Los mecanismos múltiples están implicados al parecer en la patogenesia de la disfunción endotelial en ateroesclerosis. La producción reducida de óxido nítrico por el endotelio es causada por anormalidades en la transducción endotelial de la señal, la disponibilidad de la L-arginina, los cofactores para el synthase endotelial del óxido nítrico y la expresión de la enzima. Otros mecanismos se pueden también implicar en las relajaciones dependientes del endotelio empeoradas en ateroesclerosis, incluyendo la destrucción creciente del óxido nítrico por el anión del superóxido, la sensibilidad alterada del músculo liso vascular, y el lanzamiento concomitante de factores vasocontracting. Además del tratamiento de los factores de riesgo subyacentes, varios agentes farmacológicos pueden mejorar la disfunción endotelial en ateroesclerosis. Así, el endotelio es una blanco terapéutica nueva para el tratamiento de la enfermedad cardiovascular aterosclerótica

Valor pronóstico de la creatinina del suero y efecto del tratamiento de la hipertensión sobre la función renal. Resultados del programa de la detección y de continuación de la hipertensión. El grupo de la cooperativa del programa de la detección y de continuación de la hipertensión.

Shulman NOTA, CE de Ford, Pasillo WD, y otros.

Hipertensión. 1989 mayo; 13 (5 Suppl): I80-I93.

El programa de la detección y de continuación de la hipertensión siguió a 10.940 personas por 5 años en un ensayo basado en la Comunidad, seleccionado al azar, controlado del tratamiento para la hipertensión. Seleccionaron al azar a los participantes a uno de dos grupos del tratamiento, de cuidado caminado y de cuidado referido. La punto final primaria del estudio era mortalidad por todas causas, con los eventos mórbidos implicando el corazón, el cerebro, y el riñón como puntos secundarios del extremo. La pérdida de función renal, comprobada por un cambio en creatinina del suero, estaba entre estos eventos secundarios. La concentración de la creatinina del suero de la línea de fondo tenía un valor pronóstico significativo para la mortalidad de ocho años. Para las personas con una concentración de la creatinina del suero mayor o igual 1,7 mg/dl, mortalidad de ocho años eran más de tres veces que del resto de los participantes. La incidencia de cinco años estimada de la disminución sustancial en la función renal era 21.7/1,000 en el grupo del caminar-cuidado y 24.6/1,000 en el grupo del referir-cuidado. Entre personas con un nivel de la creatinina del suero de la línea de fondo entre 1,5 y 1,7 mg/dl, la incidencia de cinco años de la disminución era 113.3/1,000 (cuidado caminado) y 226.6/1,000 (el cuidado referido) (p menos de 0,01). La incidencia de la disminución en la función renal era mayor en hombres, negros, y más viejos adultos, así como en ésas con la presión arterial diastólica de una entrada más alta. Entre personas con un nivel de la creatinina del suero de la línea de fondo mayor o igual 1,7 mg/dl, concentración de la creatinina del suero disminuyeron por el 25% o más en 28,6% de caminar-cuidado y 25,2% de participantes del referir-cuidado. Aunque la incidencia del hypercreatininemia clínico significativo en una población hipertensa sea baja, una concentración elevada de la creatinina del suero es un factor de riesgo independiente muy potente para la mortalidad. El levemente más de tarifa reducida del desarrollo del hypercreatininemia y del índice más alto de mejora en el caminar-cuidado comparado con los participantes del referir-cuidado es constante con la creencia que el tratamiento agresivo de la hipertensión puede reducir daño renal y el riesgo creciente asociado de muerte

Presión arterial y cambios metabólicos durante la suplementación dietética de la L-arginina en seres humanos.

Siani A, Pagano E, Iacone R, y otros.

J Hypertens. 2000 mayo; 13 (5 pintas 1): 547-51.

La suplementación dietética de la L-arginina se ha propuesto para invertir la disfunción endotelial en las condiciones patofisiológicas diversas tales como hipercolesterolemia, enfermedad cardíaca coronaria, y algunas formas de hipertensión animal. Particularmente, la administración oral crónica de la L-arginina previno la subida de la presión arterial inducida por el cargamento del cloruro sódico en ratas sensibles a la sal. Para investigar los efectos de dietas L-arginina-ricas sobre la presión arterial y los parámetros metabólicos y de la coagulación realizamos un solo-ciego, controlado, intervención dietética de la cruce en seis voluntarios sanos. Los temas (envejecidos 39+/-4 años, índices de masa corporal [BMI] 26+/-1 kg/m2, medios +/- SEM) recibidos, en secuencia al azar, tres diversas dietas isocalóricas, cada uno por un período de 1 semana (dieta 1: control; Dieta 2: L-arginina enriquecida por las comidas naturales; Dieta 3: idéntico para adietar 1 suplemento oral más de la L-arginina). La toma del sodio fue fijada en un nivel constante (cerca de 180 mmol/día) en los tres períodos del estudio. Una disminución de la presión arterial fue observada con ambas dietas L-arginina-ricas (dieta 2 v 1, SBP: -6,2 milímetros hectogramo [ci del 95%: -0,5 a -11,8], DBP: -5,0 milímetros hectogramo [- 2,8 a -7,2]; Dieta 3 v 1, SBP: -6,2 milímetros hectogramo [- 1,8 a -10,5], DBP: -6,8 milímetros hectogramo [- 3,0 a -10,6]). Un aumento leve en liquidación de la creatinina (P = .07) y una caída en glucosa en sangre de ayuno (P = .008) ocurrieron después de la dieta 3 y, en un grado inferior, después de que el colesterol total del suero de la dieta 2. (P = .06) y el triglicérido (P = .009) disminuyeran y colesterol de HDL aumentaran (P = .04) después de la dieta 2, pero no después de la dieta 3. Estos resultados indican que un aumento moderado en L-arginina bajó perceptiblemente la presión arterial y afectó a metabolismo renal de la función y de carbohidrato en voluntarios sanos

Un meta-análisis del efecto del ajo sobre la presión arterial.

Silagy CA NH.

1994; J Hyperten (12): 463-8.

ningunos

Ajo como meta-análisis del agente-uno de la disminución de lípidos de ensayos controlados seleccionados al azar.

Silagy CA NH.

J R Coll Physicians London. 1994;(28):39-45.

Un meta-análisis del efecto del ajo sobre la presión arterial.

Silagy CA, Neil ha.

J Hypertens. El 1994 de abril; 12(4):463-8.

OBJETIVO: Para emprender un comentario sistemático, incluyendo meta-análisis, de ensayos controlados seleccionados al azar publicados e inéditos de las preparaciones del ajo para determinar el efecto del ajo sobre placebo en relación con de la presión arterial y otros agentes del antihypertensive. IDENTIFICACIÓN DE DATOS: Los estudios fueron identificados por una búsqueda de Medline y de las bases de datos electrónicas de la medicina alternativa, de las referencias enumeradas en críticas primarias y, y a través del contacto directo con los fabricantes del ajo. SELECCIÓN DEL ESTUDIO: Solamente los ensayos controlados seleccionados al azar de las preparaciones del ajo que eran por lo menos 4 semanas en la duración eran juzgados elegibles para la inclusión en el comentario. EXTRACCIÓN DE DATOS: Los datos fueron extraídos de los informes publicados por los dos autores independientemente, con los desacuerdos resueltos por la discusión. RESULTADOS: Ocho ensayos fueron identificados (todos usando la misma preparación secada del polvo del ajo (Kwai) con datos a partir de 415 temas incluidos en los análisis. Solamente tres de los ensayos fueron conducidos específicamente en temas hipertensos, y muchos tenían otros defectos metodológicos. De los siete ensayos que compararon el efecto del ajo con el del placebo, tres mostraron una reducción significativa en la presión arterial sistólica (SBP) y cuatro en la presión arterial diastólica (DBP). La diferencia mala reunida guardapolvo en el cambio absoluto (de línea de fondo a la medida final) de SBP era mayor en los temas que fueron tratados con ajo entonces en ésos tratados con placebo. Para el DBP la reducción de correspondencia en los temas ajo-tratados era levemente más pequeña. CONCLUSIONES: Los resultados sugieren que esta preparación del polvo del ajo pueda ser de un cierto uso clínico en temas con la hipertensión suave. Sin embargo, todavía hay prueba insuficiente de recomendarla como terapia clínica rutinaria para el tratamiento de temas hipertensos. Más-riguroso ensayos diseñados y analizados son necesarios

Ácidos grasos esenciales en salud y enfermedad crónica.

Simopoulos AP.

J Clin Nutr. El 1999 de sept; 70 (3 Suppl): 560S-9S.

Los seres humanos se desarrollaron consumiendo una dieta que contuvo sobre cantidades iguales de los ácidos grasos esenciales n-3 y n-6. Sobre el último 100-150 y ha habido un aumento enorme en el consumo de los ácidos grasos n-6 debido a la toma creciente de los aceites vegetales del maíz, de semillas de girasol, de las semillas de alazor, de la semilla de algodón, y de las sojas. Hoy, en dietas occidentales, el ratio de n-6 a los ácidos grasos n-3 se extiende de aproximadamente 20-30: 1 en vez de la gama tradicional de 1-2: 1. Los estudios indican que una alta toma de los ácidos grasos n-6 desplaza el estado fisiológico a uno que sea prothrombotic y proaggregatory, caracterizado por aumentos en viscosidad de la sangre, vasospasm, y vasoconstricción y disminuya en tiempo de la sangría. los ácidos grasos n-3, sin embargo, tienen propiedades antiinflamatorias, antitrombóticas, antiarrítmicas, hipolipidémicas, y vasodilatadoras. Estos efectos beneficiosos de los ácidos grasos n-3 se han mostrado en la prevención secundaria de la enfermedad cardíaca coronaria, de la hipertensión, del tipo - diabetes 2, y, en algunos pacientes con de la enfermedad renal, de la artritis reumatoide, de la colitis ulcerosa, de la enfermedad de Crohn, y de la enfermedad pulmonar obstructiva crónica. La mayor parte de los estudios fueron realizados con los aceites de pescado [ácido eicosapentaenoic (EPA) y ácido docosahexaenoic (DHA)]. Sin embargo, el ácido alfa-linolenic, encontrado en verduras frondosas verdes, linaza, rabina, y las nueces, desaturates y alarga en el cuerpo humano a EPA y al DHA y en sí mismo puede tener efectos beneficiosos en salud y en el control de enfermedades crónicas

Suplementos alimenticios para el paciente cardiaco.

ST. de Sinatra

MED integrante de la internacional J. El 2001 de enero; 31-43.

Efectos de ácidos oléicos, linoleicos y alfa-linolenic dietéticos sobre la presión arterial, de lípidos del suero, de lipoproteínas y de la formación de precursores del eicosanoid en pacientes con la hipertensión esencial suave.

Cantante P, Jaeger W, Berger I, y otros.

Ronquido Hypertens de J. 1990 junio; 4(3):227-33.

Asignaron a tres grupos y pusieron cuarenta y cuatro hospitalizado masculinos con la hipertensión esencial suave aleatoriamente dietas complementados con 60 ml/day de la aceituna (n = 15), de la semilla de girasol (n = 15) o de los aceites de linaza (n = 14), respectivamente, por dos semanas dentro de un estudio ciego. En el grupo que recibía el aceite de la semilla de girasol un aumento del ácido linoleico en lípidos del suero podría ser observado, mientras que los ácidos araquidónicos y eicosapentaenoic aparecieron sin cambiar en triglicéridos de suero e incluso bajan perceptiblemente en ésteres del colesterol. Los temas que injerían la dieta rica en petróleo de la linaza mostraron un aumento del ácido alfa-linolenic en lípidos del suero, mientras que los ácidos araquidónicos y eicosapentaenoic permanecían sin cambiar en triglicéridos de suero. En ésteres del colesterol, sin embargo, el ácido araquidónico fue disminuido perceptiblemente y el ácido eicosapentaenoic aparecía aumentado solamente a un bajo de la significación. En el grupo puesto en el régimen rico en petróleo verde oliva solamente una caída significativa del ácido linoleico era obvia en triglicéridos de suero. Los resultados pudieron indicar una desaturación y un alargamiento defectuoso de ácidos linoleicos y alfa-linolenic y, por lo tanto, una formación lenta de ácidos araquidónicos y eicosapentaenoic en pacientes con la hipertensión esencial suave, que se debe considerar en estudios dietéticos. Después de que la dieta rica en petróleo de la semilla de girasol una disminución significativa del colesterol total, del colesterol de la lipoproteína de la baja densidad (LDL) y del ratio de LDL/colesterol de la lipoproteína de alta densidad (HDL) fuera encontrada. La presión arterial sistólica durante una prueba de tensión sicofisiológica y una excreción urinaria del sodio aparecía perceptiblemente más baja después de la dieta ácido-rica linoleica. Después de que la dieta rica en petróleo de la linaza, además del colesterol total, colesterol de LDL y el ratio del colesterol de LDL/HDL, los triglicéridos de suero y la actividad de la transferasa del acil del colesterol de la lecitina (LCAT) fuera perceptiblemente deprimida. (EXTRACTO TRUNCADO EN 250 PALABRAS)

Ensayo placebo-controlado seleccionado al azar, de doble anonimato de la coenzima Q10 en pacientes con el infarto del miocardio agudo.

El RB de Singh, vaga GS, Rastogi A, y otros.

Cardiovasc droga Ther. El 1998 de sept; 12(4):347-53.

Los efectos del tratamiento oral con la coenzima Q10 (120 mg/d) fue comparado por 28 días en 73 (el grupo de la intervención A) y 71 (los pacientes del grupo del placebo B) con el infarto del miocardio agudo (AMI). Después del tratamiento, la angina de pecho (9,5 contra 28,1), las arritmias totales (9,5% contra 25,3%), y la función ventricular izquierda pobre (8,2% contra 22,5%) (P < 0,05) fueron reducidas perceptiblemente en el grupo de la coenzima Q que grupo del placebo. Los eventos cardiacos totales, incluyendo muertes cardiacas y el infarto no fatal, también fueron reducidos perceptiblemente en el grupo de la coenzima Q10 comparado con el grupo del placebo (15,0% contra 30,9%, P < 0,02). El grado de la enfermedad cardiaca, la elevación en enzimas cardiacas, y la tensión oxidativa en la entrada al estudio eran comparables entre los dos grupos. Los peróxidos del lípido, las conjugaciones del dieno, y el malondialdehído, que son indicadores de la tensión oxidativa, mostraron una mayor reducción en el grupo del tratamiento que en el grupo del placebo. Los antioxidantes vitamina A, E, y C y el betacaroteno, que eran más bajos inicialmente después del AMI, aumentaron más en el grupo de la coenzima Q10 que en el grupo del placebo. Estos hallazgos sugieren que la coenzima Q10 pueda proveer de efectos protectores rápidos en pacientes el AMI si esté administrada en el plazo de 3 días del inicio de síntomas. Más estudios en un número más grande de pacientes y de continuación a largo plazo son necesarios confirmar nuestros resultados

Efecto de la coenzima hydrosoluble Q10 sobre las presiones arteriales y la resistencia a la insulina en pacientes hipertensos con enfermedad de la arteria coronaria.

RB de Singh, Niaz mA, Rastogi SS, y otros.

Ronquido Hypertens de J. El 1999 de marcha; 13(3):203-8.

En un ensayo seleccionado al azar, de doble anonimato entre los pacientes que recibían la medicación del antihypertensive, los efectos del tratamiento oral con la coenzima Q10 (magnesio 60 dos veces al día) fueron comparados por 8 semanas en 30 (la coenzima Q10: grupo A) y 29 (complejo de la vitamina de B: agrupe B) a los pacientes conocidos para tener la hipertensión esencial y presentación con la enfermedad de la arteria coronaria (cad). Después de 8 semanas de continuación, los índices siguientes fueron reducidos en el grupo de la coenzima Q10: presión arterial sistólica y diastólica, insulina del plasma del ayuno y de 2 h, glucosa, triglicéridos, peróxidos del lípido, malondialdehído y conjugaciones del dieno. Los índices siguientes fueron aumentados: HDL-colesterol, vitaminas A, C, E y betacaroteno (todo cambia P<0.05). Los únicos cambios en el grupo que tomaba el complejo de la vitamina de B eran aumentos en la vitamina C y el betacaroteno (P<0.05). Estos hallazgos indican que el tratamiento con la coenzima Q10 disminuye la presión arterial posiblemente disminuyendo respuesta oxidativa de la tensión y de la insulina en pacientes con la hipertensión sabida que recibe las drogas de antihypertensive convencionales

Relación de los factores de riesgo del comandante de la línea de fondo a la mortalidad coronaria y por todas causas, y a la longevidad: hallazgos de la continuación a largo plazo de las cohortes de Chicago.

Stamler J, tintóreo AR, RB de Shekelle, y otros.

Cardiología. 1993; 82(2-3):191-222.

El foco aquí está en relaciones entre los factores de riesgo importantes y la mortalidad a largo plazo de la enfermedad cardíaca coronaria (CHD) y todas las causas, y en longevidad, en las cohortes de Chicago: la continuación 25-year para la gente provee de gas a los hombres (de la PÁGINA) envejecidos 25-39 (n = 1.119), continuación de 30 años para los hombres de la PÁGINA envejecidos 40-59 (n = 1.235), 24 continuaciones del año para los hombres eléctricos occidentales (NOSOTROS) envejecidos 40-55 (n = 1.882); también continuación de 15 años para cinco cohortes del estudio de la asociación del corazón de Chicago (CHA): los hombres envejecieron 25-39 (n = 7.873), 40-59 (n = 8.515), 60-74 (n = 1.490), y a las mujeres envejecidas 40-59 (n = 7.082) y 60-74 (n = 1.243); también hallazgos de 12 años para los hombres muy poco arriesgados (n = 11.098) y otros hombres (n = 350.564) defendidos para el ensayo múltiple de la intervención del factor de riesgo (MRFIT). Con un alto nivel de consistencia, los análisis multivariantes mostraron relaciones positivas independientes del colesterol de suero de la línea de fondo, de la presión arterial y del uso del cigarrillo al riesgo de muerte de CHD y de todo las causas. Para cohorte, con datos nutritivos de la línea de fondo, colesterol dietético también fuimos relacionados independientemente con estos riesgos de la mortalidad. El impacto combinado del factor de riesgo era fuerte para los hombres y las mujeres de todas las edades de la línea de fondo. Así, para NOSOTROS los hombres, favorable comparado a los niveles observados de colesterol de suero, la presión arterial, uso del cigarrillo y colesterol dietético estimaban para dar lugar a 24 riesgos del año de la muerte el 69% de CHD más bajo, de la muerte por todas causas el 42% más bajo y de longevidad 9 años mayor. Para las mujeres de mediana edad y más viejas de CHA, los niveles favorables de la línea de fondo de colesterol de suero, la presión arterial y el uso del cigarrillo eran estimados de rendir riesgo de 15 años-CHD más bajo por el cerca de 60% y la longevidad mayores por cerca de 5 años. Para MRFIT, hombres muy poco arriesgados (colesterol de suero de < presión arterial sistólica/diastólica 182 mg/dl, < 120/<80), no fumadores, nondiabetic, ningún ataque del corazón anterior), comparado a todos los demás, observó que los índices de mortalidad de 12 años eran más bajos por el 89% para CHD, el 79% para el movimiento, el 86% para todas las enfermedades cardiovasculares, el 30% para los cánceres, el 21% para otras causas, el 53% para todas las causas, y la longevidad era estimada para ser más de 9 años más larga. Estos hallazgos indican los grandes potenciales para la prevención de la epidemia de CHD y para la longevidad creciente con la salud para los hombres y las mujeres, a través de formas de vida mejoradas y de niveles de factor más poco arriesgados consiguientes

- Riesgo - perfil de factor bajo y esperanza cardiovascular y noncardiovascular a largo plazo de la mortalidad y de vida: hallazgos para 5 cohortes grandes de adulto joven y hombres y mujeres de mediana edad.

Stamler J, Stamler R, Neaton JD, y otros.

JAMA. 1 de diciembre 1999; 282(21):2012-8.

CONTEXTO: El nivel de colesterol coronario importante del factor-suero del riesgo tres, la presión arterial, y la incidencia del fumar-aumento de la enfermedad cardíaca coronaria (CHD) y del extremo relacionado señala. En investigaciones anteriores, los riesgos para los grupos poco arriesgados de la referencia eran estimados estadístico porque las muestras contuvieron a demasiado pocas tales personas para medir riesgo. OBJETIVO: Para medir las tasas de mortalidad a largo plazo para los individuos con los niveles favorables para los 3 factores de riesgo importantes, comparados con otros. DISEÑO: Dos estudios anticipados, implicando 5 cohortes basadas en la edad y el sexo, que alistaron a personas con una gama de factores de riesgo. Poco arriesgado fue definido como nivel de colesterol de suero menos de 5,17 mmol/L (<200 mg/dL), la presión arterial menos que orequal a 120/80 milímetro hectogramo, y ningún tabaquismo actual. Excluyeron a todas las personas con una historia de la diabetes, del infarto del miocardio (MI), o, en 3 de 5 cohortes, de las anormalidades del electrocardiograma (ECG). AJUSTE Y PARTICIPANTES: En 18 ciudades de los E.E.U.U., un total de 72144 hombres envejecieron 35 a 39 años y 270671 hombres envejecieron 40 a 57 años defendidos (1973-1975) para el ensayo múltiple de la intervención del factor de riesgo (MRFIT); en Chicago, un total de 10025 hombres envejecieron 18 a 39 años, 7490 hombres envejecidos 40 a 59 años, y a 6229 mujeres envejecidas 40 a 59 años defendidos (1967-1973) para el proyecto de la detección de la asociación del corazón de Chicago en la industria (CHA) (N = “366559).” MEDIDAS PRINCIPALES DEL RESULTADO: mortalidad Causa-específica durante 16 (MRFIT) y 22 años (CHA), riesgos relativos (RRs) de muerte, y mayor esperanza de vida estimada, comparando subcohorts poco arriesgados contra otros por los estratos de la edad. RESULTADOS: Las personas poco arriesgadas comprendieron solamente 4,8% a 9,9% de las cohortes. Los 5 grupos poco arriesgados experimentados perceptiblemente y bajan marcado índices de mortalidad de CHD y de la enfermedad cardiovascular que los que habían elevado el nivel de colesterol, o la presión arterial, o ahumado. Por ejemplo, RRs edad-ajustado de la mortalidad de CHD se extendió a partir de la 0,08 para los hombres de CHA envejecidos 18 a 39 años a 0,23 para los hombres de CHA envejecidos 40 a 59 años. Los riesgos relativos edad-ajustados (RRs) para toda la mortalidad de la enfermedad cardiovascular se extendieron a partir de la 0,15 para los hombres de MRFIT envejecidos 35 a 39 años a 0,28 para los hombres de CHA envejecidos 40 a 59 años. El RR edad-ajustado para la tasa de mortalidad por todas causas se extendió a partir de la 0,42 para los hombres de CHA envejecidos 40 a 59 años a 0,60 para las mujeres de CHA envejecidas 40 a 59 años. La mayor esperanza de vida estimada para los grupos poco arriesgados se extendió a partir de 5,8 años para las mujeres de CHA envejecidas 40 a 59 años a 9,5 años para los hombres de CHA envejecidos 18 a 39 años. CONCLUSIONES: De acuerdo con estos estudios ficticios muy grandes, para los individuos con los niveles favorables de colesterol y de presión arterial que no fuman y no tienen diabetes, anormalidades del MI, o de ECG, la mortalidad a largo plazo es mucho más baja y la longevidad es mucho mayor. Un aumento sustancial en proporción a la población en el curso de la vida poco arriesgado podía contribuir decisivo a terminar la epidemia de CHD

el factor relajante Endotelio-derivado modula los efectos atherothrombogenic de la homocisteina.

Stamler JS, Loscalzo J.

J Cardiovasc Pharmacol. 1992; 20 Suppl 12: S202-S204.

Hyperhomocysteinemia es un factor de riesgo para la ateroesclerosis, y se encuentra en la forma heterozigótica en aproximadamente una mitad de todos los individuos con enfermedad de la arteria coronaria. El grupo del sulfidrilo de homocisteina se ha visto como contribuyendo a los efectos atherogenic de este tiol de poco peso molecular, en gran parte como consecuencia de facilitar la generación de peróxido de hidrógeno del oxígeno. El peróxido de hidrógeno, a su vez, se supone para inducir la disfunción y el daño a la célula endotelial, llevando a la atenuación de sus propiedades antitrombóticas y vasodilatadoras. Pues hemos mostrado que el factor relajante endotelio-derivado (EDRF) y otros óxidos del nitrógeno pueden formar aducciones con los tioles, presumimos que EDRF lanzó de la homocisteina normal de S-nitrosates del endotelio, haciéndolo no tóxico al endotelio. Mostramos que EDRF lanzado de las células endoteliales en presencia de la homocisteina puede llevar a la formación de S-nitrosohomocysteine; que, como otros S-nitrosotioles, S-nitrosohomocysteine induce la inhibición del vasorelaxation y de la plaqueta; y eso, en contraste con la homocisteina, S-nitrosohomocysteine no apoya la generación del peróxido de hidrógeno y no lleva a la disfunción endotelial. Estos datos sugieren que las células endoteliales normales modulen los efectos nocivos de la homocisteina facilitando la formación de la aducción de EDRF, S-nitrosohomocysteine. Los efectos tóxicos de la homocisteina pueden, después, resultar de una incapacidad del endotelio para sostener la producción adecuada de EDRF frente a la concentración elevada de la homocisteina

Química biológica de tioles en la vasculatura y en enfermedad vascular-relacionada.

Stamler JS, Slivka A.

Rev. el 1996 de Nutr de enero; 54 (1 pinta 1): 1-30.

Para todas sus semejanzas en estructura y química común, las funciones de los tioles amino en biología vascular son notable diferentes. Este comentario detalla la química básica de sulfhydryls que dicta sus funciones en salud y enfermedad. Además, la bioquímica y el metabolismo de cada tiol se resumen, en un esfuerzo para destacar sus contribuciones específicas a la biología y a la fisiología normales de los vasos sanguíneos y a la patogenesia de la enfermedad vascular-relacionada

Un estudio de doble anonimato de la cruce en los hombres moderado hipercolesterolémicos que compararon el efecto del extracto del ajo y de la administración envejecidos del placebo sobre los lípidos de la sangre.

Steiner M, Khan AH, Holbert D, y otros.

J Clin Nutr. DEC 1996; 64(6):866-70.

Un estudio de doble anonimato de la cruce que comparaba el efecto del extracto envejecido del ajo con un placebo sobre los lípidos de la sangre fue realizado en un grupo de 41 hombres moderado hipercolesterolémicos [concentraciones del colesterol 5.7-7.5 mmol/L (220-290 mg/dL)]. Después de un período de la línea de fondo de 4 semanas, durante el cual los temas fueron aconsejados adherirse a un paso de programa educativo nacional del colesterol me adiete, ellos fueron comenzados en el extracto envejecido g del ajo 7,2 por día o una cantidad equivalente de placebo como suplemento dietético por un período de 6 MESes, después cambiados al otro suplemento por 4 MESes adicional. Los lípidos de la sangre, los hemogramas, las medidas de la función hepática de la tiroides y, el peso corporal, y la presión arterial fueron seguidos durante el período entero del estudio. Los hallazgos principales eran una reducción máxima en el colesterol de suero total de 6,1% o 7,0% en comparación con la concentración media durante el período de la evaluación de la administración o de la línea de fondo del placebo, respectivamente. el colesterol de la Bajo-densidad-lipoproteína también fue disminuido por el extracto envejecido del ajo, el 4% en comparación con los valores de línea de fondo medios y 4,6% en comparación con concentraciones del período del placebo. Además, había una disminución 5,5% de la presión arterial sistólica y de una reducción modesta de la presión arterial diastólica en respuesta al extracto envejecido del ajo. Concluimos que la suplementación dietética con el extracto envejecido del ajo tiene efectos beneficiosos sobre el perfil del lípido y la presión arterial de temas moderado hipercolesterolémicos

Los cambios en la función de la plaqueta y la susceptibilidad de lipoproteínas a la oxidación se asociaron a la administración del extracto envejecido del ajo.

Steiner M, Lin RS.

J Cardiovasc Pharmacol. El 1998 de junio; 31(6):904-8.

El ajo y algo de sus componentes del organosulfur se han encontrado para ser inhibidores potentes de la agregación de la plaqueta ines vitro. Demostración de su eficacia in vivo, sin embargo, especialmente cuando los períodos extendidos demasiado administrados, son escasos. Realizamos recientemente un estudio de diez meses que comparaba el efecto del extracto envejecido del ajo (EDAD) con placebo sobre los perfiles del lípido de hombres moderado hipercolesterolémicos. En el curso del ensayo de la intervención, examinamos funciones de la plaqueta y la susceptibilidad de lipoproteínas a la oxidación en un subgrupo de esta población del estudio. Los temas del estudio complementados con la EDAD 7,2 por día mostraron una reducción significativa de la epinefrina y, en menor grado, colágeno-indujeron la agregación de la plaqueta pero no podido demostrar una inhibición del difosfato de adenosina (ADP) - agregación inducida. La adherencia de la plaqueta al fibrinógeno, medido en una cámara del flujo laminar a la tarifa moderado alta del esquileo, fue reducida por el aproximadamente 30% en los temas que tomaban la EDAD comparada con el suplemento del placebo. Una tendencia hacia la susceptibilidad disminuida de lipoproteínas a la oxidación también fue observada durante la administración de la EDAD comparada con el período del placebo. Concluimos que el efecto beneficioso de las preparaciones del ajo sobre los lípidos y la presión arterial extiende también a la función de la plaqueta, así el abastecimiento de una protección potencial más amplia del sistema cardiovascular

La alimentación gorda causa in vivo resistencia a la insulina extensa, gastos energéticos disminuidos, y obesidad en ratas.

LH de Storlien, James DE, Burleigh kilómetro, y otros.

J Physiol. El 1986 de nov; 251 (5 pintas 1): E576-E583.

Los niveles de la grasa dietética pueden contribuir a la resistencia a la insulina y a la obesidad en seres humanos pero las pruebas son limitadas. La técnica euglycemic de la abrazadera combinada con la administración del trazalíneas fue utilizada para estudiar la acción de la insulina in vivo en hígado y tejidos periféricos individuales después de alimentar gorda. La tasa metabólica básica y alimento-estimulada fue evaluada por respirometry de circuito abierto. Las ratas del varón adulto par-fueron alimentadas dietas isocalóricas arriba en o el carbohidrato (el 69% de calorías; HiCHO) o grasa (el 59% de calorías; HiFAT) por los días 24 +/- 1. La alimentación de la dieta de HiFAT dio lugar a mayor la reducción de 50% en la utilización neta de la glucosa del entero-cuerpo en la insulina midphysiological nivela (90-100 mU/l) debido a la disposición reducida y, en un grado inferior, al fracaso de la glucosa de suprimir salida de la glucosa del hígado. Los efectos represivos importantes de la dieta de HiFAT sobre la absorción de la glucosa fueron encontrados en los músculos esqueléticos oxidativos (29-61%) y en el tejido adiposo marrón (PALO; 78-90%), el último que explica sobre el 20% del efecto del entero-cuerpo. No había diferencia en tasa metabólica básica pero el thermogenesis en respuesta a la ingestión de la glucosa era más alto en el grupo de HiCHO. En contraste con su peso reducido del PALO, el grupo de HiFAT acumuló un tejido adiposo más blanco, constante con gastos energéticos reducidos. HiFAT que alimentaba también dio lugar a disminuciones importantes de la conversión básica e insulina-estimulada de la glucosa al lípido en el hígado (26-60%) y el tejido adiposo del marrón (88-90%) con relativamente menos efecto en el adiposo blanco (0-43%). Concluimos eso los resultados de alimentación de alto grado en grasas en la resistencia a la insulina debida principalmente a los efectos en músculo esquelético y PALO oxidativos. (EXTRACTO TRUNCADO EN 250 PALABRAS)

El aceite de pescado previene la resistencia a la insulina inducida por la alimentación de alto grado en grasas en ratas.

LH de Storlien, Kraegen guerra electrónica, Chisholm DJ, y otros.

Ciencia. 21 de agosto 1987; 237(4817):885-8.

la diabetes No-insulina-dependiente mellitus es una enfermedad cada vez más frecuente en sociedades occidentales y que se convierten. Una anormalidad metabólica importante de la diabetes no-insulina-dependiente es acción empeorada de la insulina (resistencia a la insulina). Las dietas altas en grasa de las fuentes animales vegetales y nonaquatic (ricas en ácido linoleico, un ácido graso omega-6, y grasas saturadas) llevan a la resistencia a la insulina. En las ratas alimentadas las dietas de alto grado en grasas, el reemplazo del solamente 6 por ciento de los ácidos grasos linoleicos omega-6 del aceite de alazor con los ácidos grasos poliinsaturados de cadena larga omega-3 del aceite de pescado previno el desarrollo de la resistencia a la insulina. El efecto era el más pronunciado del hígado y del músculo esquelético, que tienen papeles importantes en oferta y demanda de la glucosa. Los resultados pueden ser importantes para la terapia o la prevención de la diabetes no-insulina-dependiente mellitus

Grasas dietéticas y acción de la insulina.

LH de Storlien, LA de Baur, ANUNCIO de Kriketos, y otros.

Diabetologia. El 1996 de junio; 39(6):621-31.

La vitamina C mejora la vasodilatación dependiente del endotelio restaurando actividad del óxido nítrico en la hipertensión esencial.

Taddei S, Virdis A, Ghiadoni L, y otros.

Circulación. 9 de junio 1998; 97(22):2222-9.

FONDO: La hipertensión esencial se asocia a la vasodilatación dependiente del endotelio empeorada. La inactivación del óxido nítrico endotelio-derivado por los radicales libre de oxígeno participa en la disfunción endotelial en la hipertensión experimental. Para probar esta hipótesis en seres humanos, evaluamos el efecto de la vitamina C antioxidante sobre respuestas dependientes del endotelio en pacientes hipertensos esenciales. MÉTODOS Y RESULTADOS: En 14 temas sanos (47.1+/-4.8 años; presión arterial, 120.6+/-4.5/80.9+/-3.5 milímetros hectogramo) y 14 pacientes hipertensos esenciales (47.3+/-5.1 años; la presión arterial, 153.9+/-7.1/102.3+/-4.1 milímetros hectogramo), estudiamos las modificaciones del flujo de sangre del antebrazo (pletismografía del tensión-indicador) inducidas por la acetilcolina intrabrachial (0,15, 0,45, 1,5, 4,5, y 15 el microg x minuto de 100 ml (- 1) x (- 1)) o nitroprusiato del sodio (1, 2, y 4 tejido del antebrazo de microg/100 ml por minuto), un dependiente del endotelio y - vasodilatador independiente, respectivamente, en condiciones básicas y durante la infusión de la vitamina C intrabrachial (2,4 tejido del antebrazo de mg/100 ml por minuto). En pacientes hipertensos pero no en temas del control, la vitamina C aumentó (P<0.01) la vasodilatación empeorada a la acetilcolina, mientras que la respuesta al nitroprusiato del sodio era inafectada. Por otra parte, en otros 14 pacientes hipertensos (47.1+/-5.2 años; la presión arterial, 155.2+/-6.9/103.7+/-4.5 milímetros hectogramo), el efecto de facilitación de la vitamina C sobre la vasodilatación a la acetilcolina fue invertida por la N (G) - monometil-L-arginina (100 tejido por minuto), un inhibidor del antebrazo de microg/100 ml del synthase del óxido nítrico, sugiriendo que ésa en aniones del superóxido de la hipertensión esencial empeora la vasodilatación dependiente del endotelio por avería del óxido nítrico. Finalmente, porque en los 7 pacientes hipertensos adjunctive (47.8+/-6.1 años; la presión arterial, 155.3+/-6.8/103.5+/-4.3 milímetros hectogramo), la indometacina (50 tejido por minuto), un inhibidor del antebrazo de microg/100 ml del cyclooxygenase, previno el efecto de refuerzo de la vitamina C sobre la vasodilatación a la acetilcolina, él es posible que en la hipertensión esencial una fuente principal de aniones del superóxido podría ser el camino del cyclooxygenase. CONCLUSIONES: En pacientes hipertensos esenciales, la vasodilatación endotelial empeorada se puede mejorar por la vitamina C antioxidante, un efecto que se pueda invertir por el inhibidor N (G) del synthase del óxido nítrico - monometil-L-arginina. Estos hallazgos apoyan la hipótesis que la inactivación del óxido nítrico por los radicales libre de oxígeno contribuye a la disfunción endotelial en la hipertensión esencial

La homocisteina empeora la función microvascular coronaria del dilatador en seres humanos.

Tawakol A, Forgione mA, Stuehlinger M, y otros.

J Coll Cardiol. 18 de septiembre 2002; 40(6):1051-8.

OBJETIVOS: Intentamos utilizar la tomografía por emisión de positrones (ANIMAL DOMÉSTICO) para probar la hipótesis que el hyperhomocysteinemia efectúa al contrario la función microvascular coronaria del dilatador. FONDO: Hyperhomocysteinemia se asocia a la vasodilatación dependiente del endotelio anormal en arterias humanas periféricas. Sin embargo, su efecto sobre la circulación coronaria no se sabe. MÉTODOS: Dieciocho seres humanos sanos, envejecen 24 a 56 años, fueron alistados en un de doble anonimato, ensayo de la cruce. El flujo de sangre del miocardio básico y adenosina-estimulado (MBF) fue determinado por el ANIMAL DOMÉSTICO: después de la ingestión del placebo y después del hyperhomocysteinemia metionina-inducido. Además, la sonografía braquial fue utilizada para evaluar la vasodilatación flujo-mediada. Además, evaluar el papel del óxido nítrico (NO) en la vasodilatación adenosina-mediada, la respuesta de MBF a la adenosina fue medida en la presencia y la ausencia de la NINGUNA NG-monometil-l-arginina del antagonista del synthase (l-NMMA) (0,3 mg/kg/minuto intravenoso). RESULTADOS: Hyperhomocysteinemia dio lugar a una reducción en la curva de la respuesta a la dosis de MBF a la adenosina (p < 0,05). Esto era la más evidente con la adenosina baja de la dosis, donde el aumento de MBF fue embotado perceptiblemente durante ml/min/g del hyperhomocysteinemia (1,06 +/- 1,00 contra 0,58 +/- 0,78 ml/min/g, placebo contra la metionina, p < 0,05). Semejantemente, la vasodilatación flujo-mediada de la arteria braquial fue empeorada durante el hyperhomocysteinemia (4,4 +/- 2,6% contra 2,6 +/- 2,3%, placebo contra la metionina, p < 0,05). En una serie separada de experimentos, MBF durante la adenosina fue reducido en presencia de l-NMMA (p < 0,05 análisis de variación). Esto era la más evidente en la dosis baja de la adenosina, donde la respuesta de MBF a la adenosina fue embotada en presencia de ml/min/g del l-NMMA (2,08 +/- 1,34 contra 1,48 +/- 1,32 ml/min/g, placebo contra l-NMMA, p < 0,05). CONCLUSIÓN: Los datos, por lo tanto, apoyan la hipótesis que el hyperhomocysteinemia agudo empeora la dilatación microvascular en la circulación coronaria humana como resultado de no redujo NINGUNA biodisponibilidad

Efectos de los ácidos grasos poliinsaturados n-3 sobre homeostasis de la glucosa y la presión arterial en la hipertensión esencial. Un ensayo seleccionado al azar, controlado.

Toft I, Bonaa KH, Ingebretsen OC, y otros.

Ann Intern Med. 15 de diciembre 1995; 123(12):911-8.

OBJETIVO: Para determinar si la suplementación dietética con el aceite de pescado afecta al contrario a control glycemic en pacientes con la hipertensión. DISEÑO: Estudio seleccionado al azar, de doble anonimato, placebo-controlado. PACIENTES: 78 personas con la hipertensión no tratada reclutadas de una encuesta sobre población. INTERVENCIÓN: Asignaron los participantes aleatoriamente para recibir los ácidos eicosapentaenoic y docosahexaenoic, 4 g/d, o el placebo del aceite de maíz, 4 g/d, por 16 semanas. MEDIDAS: Una prueba de tolerancia de glucosa oral; las evaluaciones de la insulina lanzan, disposición de la glucosa, y sensibilidad de la insulina hecha usando la técnica hyperglycemic de la abrazadera para guardar niveles de la glucosa del plasma en 10 mmol/L por 180 minutos; evaluación de la sensibilidad de la insulina hecha usando una técnica hyperinsulinemic euglycemic de la abrazadera (insulina y glucosa de infusión para guardar niveles de la glucosa del plasma en 5 mmol/L); evaluaciones de los niveles de lípido y de la presión arterial. Las medidas fueron hechas antes y después de la intervención. RESULTADOS: Los cambios en respuesta integrada de la glucosa y de la insulina después del desafío oral de la glucosa no diferenciaron entre el aceite de pescado y los grupos del aceite de maíz después de que intervención (- 0,6 +/- 0,7 comparados con -1,0 +/- 0,6 mmol/L [P > 0,3] para la glucosa integrada y 143 +/- 76 comparados con 169 +/- 84 pmol/L [P > 0,3] para la respuesta de la insulina). Cambios en pmol/L de primera fase de la liberación de la insulina (34 +/- 72 en el grupo del aceite de pescado comparado con 191 +/- 112 pmol/L en el grupo del aceite de maíz [P > 0,3]), pmol/L de la liberación de la insulina de la segundo-fase (179 +/- 66 comparado con 257 +/- 122 pmol/L [P > 0,3]), y índice de la sensibilidad de la insulina (- 0,03 +/- 0,01 compararon con -0,01 +/- 0,01 [mumol/kg.min dividido por pmol/L]; P > 0,3) eran también similar en ambos grupos después del tratamiento. El aceite de pescado bajó la presión arterial sistólica por 3,8 milímetros hectogramo más que control (P = 0,04) y bajó la presión arterial diastólica por 2,0 milímetros hectogramo más que control (P = 0,10). Después del tratamiento del aceite de pescado, los niveles del triglicérido disminuyeron por 0,28 +/- 0,08 mmol/L más que control (P = 0,01), y los niveles de colesterol de la lipoproteína de la muy-bajo-densidad disminuyeron por 0,13 +/- 0,04 mmol/L más que control (P = 0,01). CONCLUSIÓN: El aceite de pescado, en las dosis que reducen la presión arterial y niveles de lípido en personas hipertensas, no afecta al contrario a metabolismo de la glucosa

La influencia de diversos ratios y dosificaciones de un w6: suplemento del ácido graso W3 en el perfil del colesterol de la lipoproteína y del ácido graso en primates no humanos en una dieta atherogenic occidental.

van Jaarsveld PJ.

Nutr Res. 1997;(17):1733-47.

Impacto de la presión arterial alto-normal en el riesgo de enfermedad cardiovascular.

Vasan RS, Larson MG, EP de Leip, y otros.

MED de N Inglés J. 1 de noviembre 2001; 345(18):1291-7.

FONDO: La información es limitada con respecto al riesgo absoluto y relativo de enfermedad cardiovascular en personas con la presión arterial alto-normal (presión sistólica de 130 a 139 milímetros hectogramo, presión diastólica de 85 a 89 milímetros hectogramo, o ambas). MÉTODOS: Investigamos la asociación entre la categoría de la sangre-presión en la línea baja y la incidencia de la enfermedad cardiovascular en la continuación entre 6859 participantes en el estudio del corazón de Framingham que estaban inicialmente libres de la hipertensión y de la enfermedad cardiovascular. RESULTADOS: Un aumento de manera gradual en tarifas cardiovasculares del evento fue observado en personas con categorías más altas de la sangre-presión de la línea de fondo. La incidencia acumulativa de diez años de la enfermedad cardiovascular en temas 35 a 64 años de edad que tenían presión arterial alto-normal era el 4 por ciento (el por ciento del intervalo de confianza del 95 por ciento 2 a 5,) para las mujeres y el 8 por ciento (el por ciento del intervalo de confianza del 95 por ciento 6 a 10,) para los hombres; en más viejos años de los temas (esos 65 a 90), la incidencia era el 18 por ciento (el por ciento del intervalo de confianza del 95 por ciento 12 a 23,) para las mujeres y el 25 por ciento (el por ciento del intervalo de confianza del 95 por ciento 17 a 34,) para los hombres. Con respecto a la presión arterial óptima, la presión arterial alto-normal fue asociada a un ratio riesgo-factor-ajustado del peligro para la enfermedad cardiovascular de 2,5 (el intervalo de confianza del 95 por ciento, 1,6 a 4,1) en mujeres y 1,6 (el intervalo de confianza del 95 por ciento, 1,1 a 2,2) en hombres. CONCLUSIONES: la presión arterial Alto-normal se asocia a un riesgo creciente de enfermedad cardiovascular. Nuestros hallazgos acentúan la necesidad de determinar si la baja de la presión arterial alto-normal puede reducir el riesgo de enfermedad cardiovascular

Riesgo residual del curso de la vida para desarrollar la hipertensión en mujeres y hombres de mediana edad: El estudio del corazón de Framingham.

Vasan RS, Beiser A, Seshadri S, y otros.

JAMA. 27 de febrero 2002; 287(8):1003-10.

CONTEXTO: El riesgo a largo plazo para desarrollar la hipertensión es descrito mejor por la estadística del riesgo del curso de la vida. El riesgo del curso de la vida para la hipertensión y las tendencias en este riesgo son en un cierto plazo desconocidos. OBJETIVOS: Para estimar el riesgo residual del curso de la vida para la hipertensión en más viejos adultos de los E.E.U.U. y evaluar tendencias temporales en este riesgo. DISEÑO, AJUSTE, Y PARTICIPANTES: Estudio ficticio anticipado basado en la Comunidad de 1298 participantes del estudio del corazón de Framingham que fueron envejecidos 55 a 65 años y libres de la hipertensión en la línea de fondo (1976-1998). MEDIDAS PRINCIPALES DEL RESULTADO: Riesgo residual del curso de la vida (incidencia acumulativa del curso de la vida no ajustada según causas competentes de la mortalidad) para la hipertensión, definida como presión arterial de 140/90 milímetro hectogramo o mayor o uso de las medicaciones del antihypertensive. RESULTADOS: Los riesgos del curso de la vida de la residual para desarrollar la hipertensión y efectúan 1 tensión arterial alta o más arriba (mayor o igual 140/90 milímetro hectogramo sin importar el tratamiento) estaban los 90% en ambos 55 - y los participantes de 65 años. La probabilidad del curso de la vida de recibir la medicación del antihypertensive era el 60%. Seguía habiendo el riesgo para la hipertensión sin cambiar para las mujeres, pero era el aproximadamente 60% más arriba para los hombres en el período contemporáneo 1976-1998 comparado con un período anterior 1952-1975. En cambio, el riesgo residual del curso de la vida para la tensión arterial alta de la etapa 2 o más arriba (mayor o igual 160/100 milímetro hectogramo sin importar el tratamiento) era considerablemente más bajo en ambos sexos en el período reciente (35%-57% en 1952-1975 contra 35%-44% en 1976-1998), probablemente debido a un aumento marcado en el tratamiento de individuos con la presión arterial substancialmente elevada. CONCLUSIÓN: El riesgo residual del curso de la vida para la hipertensión para los individuos de mediana edad y mayores es el 90%, indicando una carga enorme de la salud pública. Aunque la disminución en el riesgo del curso de la vida para la tensión arterial alta de la etapa 2 o más arriba represente un logro importante, esfuerzos se deba dirigir en la prevención primaria de la hipertensión

Efectos de ácidos grasos esenciales sobre suave para moderar la hipertensión esencial.

Vientre CP, Joubert pH, Booyens J.

Ácidos grasos esenciales de Leukot de las prostaglandinas. El 1988 de julio; 33(1):49-51.

Un estudio placebo-controlado de doble anonimato con un diseño de cruce fue conducido en 25 pacientes negros no-obesos con la hipertensión esencial sencilla del suave-moderado. Fueron asignados aleatoriamente en dos grupos. Después recibiendo las cápsulas del placebo por 4 semanas, recibieron la suplementación dietética con Efamol-marino (conteniendo los ácidos grasos esenciales desaturados n-6 y n3), o las cápsulas de la semilla de girasol y del aceite de linaza por 12 semanas. Después de eso una segunda fase del placebo de 4 semanas y un segundo subsiguiente la fase activa de 12 semanas fue incorporada en durante cuál fue causada una cruce de la suplementación dietética de los grupos. La presión arterial sistólica mala de los pacientes que recibían Efamol-marina fue bajada perceptiblemente después de 8 y 12 semanas, mientras que ésas que recibían la suplementación del aceite del girasol/de linaza no tenían ninguna reducción significativa de la presión arterial. Esta observación puede indicar esa desaturación defectuosa de los ácidos grasos esenciales por la enzima delta-6-desaturase, podría desempeñar un papel importante en la etiología de la hipertensión esencial

Hyperhomocysteinemia y los factores relacionados en 600 hospitalizaron temas mayores.

Ventura P, Panini R, Verlato C, y otros.

Metabolismo. DEC 2001; 50(12):1466-71.

Hyperhomocysteinemia (HHcy) es un desorden metabólico que ocurre con frecuencia en la población mayor. Varios informes han sugerido recientemente anormalidades en la implicación HHcy del metabolismo de la homocisteina (tHcy) como vínculo metabólico en los procesos multifactoriales que caracterizaban muchos geriátricos enfermedad-con énfasis especial en enfermedades vasculares ateroscleróticas y la debilitación cognoscitiva. El actual estudio fue emprendido en una muestra grande de temas hospitalizados los ancianos para determinar (1) el predominio de HHcy, (2) la asociación de HHcy con desordenes vasculares y cognoscitivos, y (3) los factores prediciendo independientemente Hhcy. Seiscientos temas mayores (264 hombres y 336 mujeres; 79 +/- 9 los años medios de la edad,) fueron elegidos aleatoriamente de ésos admitidos como hospitalizado durante 3 años. En todos los pacientes, índice de masa corporal (BMI), área mediados de-superior del músculo del brazo (MUAMA), colesterol del plasma, triglicéridos, proteínas totales, albúmina, cuenta del linfocito, creatinina, homocisteina (ayuno y 4 horas después de la carga oral de la metionina), vitamina B del suero (6), la vitamina B (12), y las concentraciones del folato fue medido. La presencia de enfermedad o el uso de las medicaciones sabidas para afectar a niveles del plasma de la homocisteina también fue registrada. El nivel de ayuno malo del tHcy era 16,8 +/- 12 micromol/L en la muestra entera, 18,18 +/- 13,25 micromol/L en hombres, y 15,86 +/- 12,14 micromol/L en las mujeres (mujeres de los hombres v de P =.005). El nivel malo de Hcy 4 horas después de la carga de la metionina era 37,95 +/- 20,9 en la muestra entera. Predominio del hyperhomocysteinemia (Hcy de ayuno > o = 15 micromol/L o 4 horas después de que la carga de la metionina > o = 35 micromol/L) era el 61% (365/600) (el 67% en hombres y el 56% en mujeres, P <.05). HHcy era raramente (el 8%) un desorden aislado; además de la diabetes (el 20%), la insuficiencia renal (48,2%), y la desnutrición (20,2%), fue asociado a menudo al paro cardíaco (el 30%), a las malignidades (20,5%), y al uso de la diurética (el 56%) y de las drogas de anticonvulsivo (el 13%). La homocisteina del plasma aumenta progresivamente a través de temas de ésas sin la diabetes, desnutrición, insuficiencia renal, obesidad, síndrome del intestino irritable, paro cardíaco a ésos con 1, 2, o enfermedades más concurrentes. El análisis de regresión de manera gradual múltiple mostró que el 72% de variabilidad de ayuno total del tHcy del plasma fue explicado por edad, el folato del suero, la albúmina del plasma, el uso de la diurética, y la función renal (medida como liquidación de la creatinina del plasma). En conclusión, los documentos del actual estudio que el hyperhomocysteinemia, en ancianos hospitalizó a pacientes son (1) un hallazgo común, (2) asociado con frecuencia a desordenes vasculares y cognoscitivos, y (3) probablemente un fenómeno secundario en la mayoría de los casos. El calculador principal de los altos niveles de la homocisteina del plasma era edad, folato del suero, albúmina del plasma, liquidación de la creatinina del plasma, y uso de drogas diuréticas. Estas variables explican una proporción grande de variabilidad de Hcy del plasma

Tabaquismo, presión arterial ambulativa e hipertrofia cardiaca en la hipertensión esencial.

Verdecchia P, Schillaci G, Borgioni C, y otros.

J Hypertens. El 1995 de oct; 13(10):1209-15.

OBJETIVO: Para evaluar el papel de la presión arterial en la asociación entre el tabaquismo y la masa ventricular dejada en los temas masculinos y femeninos con la hipertensión esencial. DISEÑO: Un estudio del caso-control con el ratio a juego de 1: 4. PACIENTES Y MÉTODOS: Estudiamos a 115 fumadores pesados (> o = 20 cigarrillos/día; 91 hombres) y 460 no fumadores (364 hombres) con la hipertensión esencial. Los temas fueron hechos juego por el sexo, la edad (en el plazo de 5 años) y presiones arteriales sistólicas y diastólicas de la clínica (dentro de 5 mmHg). Todos los temas experimentaron 24 supervisiones ambulativas no invasores y la ecocardiografía de la presión arterial de la apagado-terapia de h. RESULTADOS: Haciendo juego, la presión arterial de la clínica era casi idéntica en los fumadores y los no fumadores (158/99 contra 158/98 mmHg). La presión arterial ambulativa diurna era perceptiblemente más alta en los fumadores que en los no fumadores (150/97 contra 143/93 mmHg), mientras que la presión arterial de la noche no diferenció entre los dos grupos (129/79 contra 126/78 mmHg). Los fumadores tenían 24 h más alto pero no ritmo cardíaco de la clínica. La variabilidad de la presión arterial sistólica y diastólica era levemente mayor en fumadores cuando estaba expresada en términos de desviación estándar de los 24 h medios (15.9/13.0 contra 14.6/12.2 mmHg), pero no después de la corrección para la presión arterial media. La masa ventricular izquierda era mayor en los fumadores que en los no fumadores (119 contra 110 g/m2), y seguía habiendo esta diferencia después del ajuste para la presión arterial de la clínica y otros covariates relacionados. Sin embargo, cuando la presión arterial de la clínica fue substituida por la presión arterial ambulativa diurna en la ecuación, los valores ajustados de la masa ventricular izquierda no diferenciaron entre los fumadores y los no fumadores (113 contra 112 g/m2). CONCLUSIÓN: En pacientes con la hipertensión esencial, el tabaquismo pesado (> o = 20 cigarrillos/día) se asocia a un aumento definido en masa ventricular izquierda con una subida de la presión arterial de la jornada completa. Un mecanismo pressor de ese tipo no se puede detectar por la medida estándar de la presión arterial en la clínica, que haría la presión arterial ambulativa que supervisa una herramienta de diagnóstico valiosa en este ajuste

Dyslipemia en la diabetes mellitus.

Vergas BL.

1999(25):32-40.

La sensibilidad de la insulina se relaciona con la composición de ácido graso de los lípidos del suero y de los fosfolípidos del músculo esquelético en hombres de 70 años.

Vessby B, Tengblad S, Lithell H.

Diabetologia. El 1994 de oct; 37(10):1044-50.

Los datos recientes indican que la sensibilidad periférica de la insulina se puede influenciar por calidad de la grasa dietética y la composición de ácido graso del fosfolípido del músculo esquelético. Durante salud una encuesta de la sensibilidad de 70 años de la insulina de los hombres fue medida por la técnica hyperinsulinaemic euglycaemic de la abrazadera y la composición de ácido graso de los ésteres del colesterol de suero fue determinada (n = 215) por cromatografía líquida de gas. En una submuestra los ácidos grasos de los fosfolípidos y de los triglicéridos del músculo esquelético eran resueltos después de biopsia fina de la aguja del M. lateralis vastos (n = 39). La sensibilidad periférica de la insulina fue correlacionada perceptiblemente y negativamente de los ácidos palmíticos (r = -0,31, p < 0,001), palmitoléicos (r = “- 0,25,” p < 0,001) y di-homo-gamma-linolenic de la proporción (r = “- 0,33,” p < 0,001) y positivamente al contenido (r = “0,28,” p < 0,001) del ácido linoleico en los ésteres del colesterol de suero. Había una relación negativa incluso más fuerte a la proporción de ácido palmítico en los phospholipds del músculo esquelético (r = “- 0,45,” p < 0,004). La composición de ácido graso también fue relacionada perceptiblemente con la sensibilidad de la insulina en un análisis de regresión múltiple de manera gradual en presencia de otras variables clínicas, que fueron asociadas a la acción de la insulina en análisis univariante. Así, más el de 51% de la variación de la sensibilidad de la insulina fueron explicados por una ecuación que contenía el índice de masa corporal, la concentración del triglicérido de suero y el contenido del ácido palmítico en los fosfolípidos del músculo esquelético. Se concluye que la composición de ácido graso en suero y de los fosfolípidos del músculo esquelético puede influenciar la acción de la insulina en hombres mayores

Factores de riesgo coronarios, función endotelial, y ateroesclerosis: un comentario.

RA de Vogel.

Clin Cardiol. 1997 mayo; 20(5):426-32.

Los factores de riesgo tradicionales para la enfermedad cardíaca coronaria, que incluyen hipercolesterolemia, la hipertensión, el tabaquismo, la diabetes mellitus, y la dieta de alto grado en grasas, todos se han asociado a debilitaciones en la función endotelial. La función empeorada del endotelio puede promover el desarrollo de la ateroesclerosis con sus efectos sobre el vasoregulation, adherencia de la plaqueta y del monocito, crecimiento liso vascular de la célula muscular, y coagulación. La tensión oxidativa creciente puede ser otro mecanismo por el cual la disfunción endotelial contribuye a la ateroesclerosis, aunque la controversia exista en este problema. La modificación del factor de riesgo, bajando particularmente concentraciones elevadas de colesterol de la lipoproteína de baja densidad, mejora la función endotelial. Por lo menos siete estudios clínicos han demostrado la función endotelial mejorada con reducciones del colesterol en pacientes con elevaciones marcado elevada o aún de la frontera en concentraciones del colesterol, independientemente de si la enfermedad cardíaca coronaria está presente. Otras intervenciones que mejoran la función endotelial incluyen la reducción de la presión arterial, el cese que fuma, y la administración del estrógeno a las mujeres posmenopáusicas

Los ácidos grasos, los eicosanoids, y los agentes hipolipidémicos regulan la expresión génica a través del atascamiento directo a los receptores proliferator-activados peroxisome.

Wahli W, banda de Devchand, IJpenberg A, y otros.

Adv Exp Med Biol. 1999; 447:199-209.

Aldosterona y spironolactone en paro cardíaco.

Weber KT.

MED de N Inglés J. 2 de septiembre 1999; 341(10):753-5.

Enfermedad vascular hipertensa. En: Los principios de Harrison de medicina interna.

Williams GH.

2001; 15:1414-30.

Enfermedad vascular hipertensa. En: Los principios de Harrison de medicina interna.

Williams GH SEA.

1987; 11:1024-37.

Un estudio anticipado de factores alimenticios y de la hipertensión entre mujeres de los E.E.U.U.

Witteman JC, WC de Willett, Stampfer MJ, y otros.

Circulación. El 1989 de nov; 80(5):1320-7.

La relación de diversos factores alimenticios con la hipertensión fue examinada anticipado entre 58.218 enfermeras registradoas de la hembra predominante blanca de los E.E.U.U., envejecidas 34-59 años. En 1980, todas las mujeres terminaron un cuestionario dietético independientemente validado. Durante 4 años de continuación, 3.275 mujeres divulgaron una diagnosis de la hipertensión; la validez del uno mismo-informe fue mostrada en una submuestra. Envejezca, peso relativo, y el consumo del alcohol era los calculadores más fuertes para el desarrollo de la hipertensión. El calcio y el magnesio dietéticos tenían asociaciones inversas independientes y significativas con la hipertensión. Para las mujeres con una toma del calcio por lo menos de 800 mg/día, el riesgo relativo de hipertensión era 0,78 (el intervalo de confianza del 95%, 0.69-0.88) en comparación con una toma de menos de 400 mg/día. El riesgo relativo para la toma del magnesio de 300 mg/día o comparada más con una toma de menos de 200 mg/día era 0,77 (el intervalo de confianza del 95%, 0.67-0.88). Para las mujeres con las altas tomas del calcio y del magnesio comparados con ésos que tenían tomas bajas de ambos, el riesgo relativo de hipertensión era 0,65 (el intervalo de confianza del 95%, 0.53-0.80). No se observó ningunas asociaciones independientes con la hipertensión para las tomas del potasio, de la fibra, y saturaron y poliinsaturados de los ácidos grasos. Estos hallazgos anticipados añaden a las pruebas cada vez mayor para apoyar la necesidad de ensayos aleatorizados de determinar si hay un papel protector del calcio y del magnesio dietéticos en la regulación de la presión arterial

Ácidos y lipoproteínas transporte-grasos dietéticos del suero en seres humanos.

Zock PL, Mensink RP.

Curr Opin Lipidol. El 1996 de febrero; 7(1):34-7.

los ácidos Transporte-grasos aumentan el LDL-colesterol del suero y disminuyen niveles del HDL-colesterol en seres humanos cuando están substituidos para los ácidos grasos no saturados cis en la dieta. los ácidos Transporte-grasos también aumentan niveles de la lipoproteína (a) en relación con otros ácidos grasos. Los efectos sobre LDL y HDL se pueden mediar por la proteína de la transferencia del éster del colesterilo