Venta estupenda del análisis de sangre de Life Extension

Revista de Life Extension

LE Magazine diciembre de 1998


Informe

Ayudas del estudio de Ribavarin
La fundación


Pacientes curativos de la hepatitis C El epatitisC de H ha matado a decenas de miles de americanos cuyas vidas habrían podido ser ahorradas si no estaba para el prejuicio político de Food and Drug Administration contra una droga con eficacia probada. Como se detalla en aplicaciones anteriores la revista de Life Extension, el ribavirín es una droga antivirus del amplio-espectro que se ha mostrado para suprimir perceptiblemente la infección de la hepatitis C cuando está combinada con interferón-alfa. El fda finalmente aprobó el ribavirín en 1998 para tratar a pacientes adultos de la hepatitis C, pero con una captura: los pacientes de la hepatitis C deben primero fallar un régimen de seis meses penoso de la terapia del interferón antes de que a les se permita utilizar terapia del interferón-ribavirín de la combinación.

El virus de la hepatitis C inflige el daño masivo a las células de hígado que lleva a menudo a la cirrosis y al cáncer de hígado primario. Es crucial para ésos infectados con el virus de la hepatitis C para eliminar el virus de sus cuerpos antes de que cause daño hepático irreversible. La literatura científica apoya el uso del ribavirín y del interferón como el tratamiento primario para la mayoría de las infecciones de la hepatitis C. Pero puesto que la terapia del interferón en sí mismo es eficaz solamente en el 20 por ciento de casos, la prohibición del fda en usar terapia del interferón-ribavirín de la combinación condena al 80 por ciento de pacientes de la hepatitis C al fracaso del tratamiento y al daño hepático severo.

El Life Extension Foundation cree que la supresión del fda del ribavirín proporciona un ejemplo del buen sentido de apenas cómo es incompetente la agencia está en la evaluación de datos científicos. La fundación ha gastado cientos de miles de dólares que exponían el fracaso del fda para aprobar el ribavirín; este problema más reciente proporciona pruebas evidentes adicionales del fraude y de la incompetencia del fda.

El último estudio del ribavirín fue publicado en el diario médico británico The Lancet (1998, vol. 351, problema 9096, páginas 83-87). En este ensayo de doble anonimato, asignaron 100 pacientes aleatoriamente al tratamiento con interferón conjuntamente con el ribavirín, o con interferón más placebo, por 24 semanas. La punto final primaria al estudio era erradicación de la hepatitis C. Los hallazgos del estudio mostraron al ese 36 por ciento de los pacientes en la eliminación experimentada grupo del interferón-y-ribavirín del virus de la sangre, comparada con el solamente 18 por ciento de pacientes en el grupo del interferón-y-placebo. Los científicos concluyeron que los pacientes con los niveles del virus de la hepatitis C en su sangre deben ser tratados con interferón y ribavirín.

Al igual que obvio, la adición de ribavirín a la terapia del interferón dobló el número de pacientes de la hepatitis C que erradicación experimentada del virus de su sangre, según el estudio publicado en The Lancet. Este nuevo informe confirma los estudios anteriores que muestran una mejora constante del 50 por ciento en terapia de la hepatitis C cuando el ribavirín se añade a la terapia estándar del interferón.

Mientras que el fda no ha aprobado el ribavirín como la terapia primaria para tratar la hepatitis C, su doctor puede poder prescribirla a usted. Usted no conseguirá probablemente el reembolso del seguro, puesto que el fda no aprueba del ribavirín hasta que ocurra el fracaso con terapia del interferón en sí mismo primero. La marca para el tratamiento aprobado por la FDA de la combinación del ribavirín-interferón es Rebetron, disponible de Schering-arado (la compañía no vende el ribavirín en sí mismo).

El fda dice que es ilegal para cualquier persona que vende el ribavirín para promover su uso para las aplicaciones no aprobadas. Puesto que el Life Extension Foundation no vende el ribavirín, podemos informar a miembros y a sus doctores sobre usar el ribavirín para las aplicaciones no aprobadas. (Para toda la información sobre medidas y la dosificación de seguridad del ribavirín, refiera a la aplicación de septiembre la revista de Life Extension.)

Proporcionan los miembros de fundación la información para permitirles escaparse a veces del campo de exterminación de FDA. El problema es, allí es millares de otras terapias salvavidas que son negadas por el FDA. Animamos todo el mundo que informe a sus miembros congreso sobre las atrocidades del fda que se han convertido en la causa principal de la incapacidad y muerte en los Estados Unidos.

Ribavirín-interferón contra la hepatitis C

Lo que sigue es el extracto científico real del diario médico The Lancet que detalla la eficacia de la terapia del ribavirín-interferón en el tratamiento de la hepatitis C.

Ensayo seleccionado al azar, de doble anonimato, placebo-controlado del interferón alpha-2b con y sin el ribavirín para la hepatitis crónica C. Lancet, 1998, vol. 351, Iss 9096, pp 83-87

Antecedentes: Los estudios piloto sugirieron que más pacientes con la infección crónica del virus de la hepatitis C (HCV) tuvieran una respuesta virológica continua cuando estuvieran tratados con la combinación del interferón alpha-2b y de ribavirín que con el interferón alpha-2b solamente. Investigamos las respuestas y la seguridad bioquímicas y virológicas del tratamiento con el interferón alpha-2b y el ribavirín comparado con el interferón alpha-2b solamente.

Métodos: En este ensayo de doble anonimato, asignaron al tratamiento con el interferón alpha-2b (3 MU tres veces a la semana) conjuntamente con el ribavirín (el magnesio 1.000 o 1.200 por día) o el placebo por 24 semanas y después fueron seguidos 100 pacientes aleatoriamente para 24 semanas más. Otra continuación fue hecha 1 año después de que el tratamiento activo paró. La punto final primaria era la respuesta virológica continua, definida como ningún ARN perceptible de HCV por la polimerización en cadena en la semana 24 y la semana 48. Retrospectivo, la carga de la línea de fondo HCV-RNA era analizada como calculador de una respuesta virológica continua. Los datos eran analizados por la intención de tratar.

Hallazgos: 18 (el 36%) de los 50 pacientes en el interferón alpha-2b y el grupo del ribavirín tenían una respuesta virológica continua, comparada con nueve (el 18%) de los 50 pacientes en el interferón alpha-2b y del grupo del placebo (p=0.047). En la continuación de 1 año, la proporción de pacientes con respuesta virológica era mayor en el interferón alpha-2b y el grupo del ribavirín que el interferón alpha-2b y el grupo del placebo (el 42% contra el 20%, p=0.03), respectivamente. Más pacientes con las concentraciones de la línea de fondo HCV-RNA mayores que los equivalentes del genoma de 3x 10(6) (Eq) por el ml tenían una respuesta continua con el interferón alpha-2b y el ribavirín que con el interferón alpha-2b y el placebo (12/29 contra 1/26, p=0.009), mientras que la respuesta continua no diferenció entre los dos grupos del tratamiento para las cantidades de HCV-RNA menos que 3x 10(6) Eq por mt (6/21 contra 8/24, p=0.67), respectivamente.

Interpretación: Más pacientes con la hepatitis crónica C tienen una respuesta virológica continua con el interferón alpha-2b y el ribavirín que con solamente el tratamiento del interferón alpha-2b. Sugerimos que los pacientes con las altas cargas de HCV-RNA sean tratados con el interferón alpha-2b y el ribavirín. -



De nuevo al foro de la revista