Venta del cuidado de piel de Life Extension

Revista de Life Extension

Life Extension revista junio de 2013
Comidas estupendas

Naranjas

Por William Gamonski
Un apretón del poder alimenticio

Un apretón del poder alimenticio

Las naranjas poseen sobre 60 diversos flavonoides, haciéndoles una fruta nutritiva para comer sobre una base diaria.1 inmenso rico en la hesperidina y la naringina, naranjas están emergiendo como arma para la salud de impulso del ojo, enfermedad cardíaca que lucha, están previniendo piedras de riñón, y están aumentando inmunidad.

La historia de la naranja

Mientras que las naranjas están extensamente - hoy disponible y bastante barato, una vez eran consideradas un lujo estimado antes del siglo XX . La naranja (sinensis de la fruta cítrica) originó en Asia hace miles de años, con los tipos mas comunes siendo amargos y dulces. Estes último llegaron a ser populares a través de Europa en el siglo XV ante exploradores españoles la trajeron a la Florida y a California, actualmente dos de los productores más grandes de los E.E.U.U. de los agrios. Otros productores importantes del mundo incluyen el Brasil, México, e Israel.1

Hechos alimenticios anaranjados, 1 15grande
Hechos alimenticios anaranjados, 1 grande

Alimentos

Cantidad

DV (%)

Vitamina C magnesio 97,9 163%
Fibra dietética 4,4 g 18%
Folato magnetocardiograma 55,2 14%
Tiamina 0,2 magnesios 11%
Potasio magnesio 333 10%
Calcio magnesio 73,6 7%
Vitamina B6 0,1 magnesios 6%

Salud de impulso del ojo

Salud de impulso del ojo

El glaucoma es una neuropatía visual a largo plazo definida por anormalidades estructurales en las fibras de nervio de las estructuras así como del nervio óptico sí mismo del ojo. Puede dar lugar a pérdida permanente de la visión si está ido no tratado.2 una gran cantidad de carotenoides, incluyendo la luteína y la beta-criptoxantina, junto con vitamina C, hacen naranjas bien equipadas para proteger contra esta enfermedad a menudo sin síntoma. En un estudio, los investigadores en la Universidad de California revelaron que ésos que consumían más de dos porciones de naranjas frescas por semana produjeron una reducción del 82% en el riesgo del glaucoma comparado a los que injirieron menos de uno que servía por semana.3

Un estudio reciente publicado en el diario de la neurología sugiere que la vitamina C en naranjas pudo ser en gran parte responsable de este efecto protector potente.4 células nerviosas retinianas contienen los receptores de GABA, que ayudan a modular su transmisión de señales eléctricas al cerebro. Sin las suficientes cantidades de la vitamina, los receptores de GABA funcionan incorrectamente, haciendo las células nerviosas retinianas encender señales a una tarifa excesiva. Las células nerviosas este de la carga de trabajo constantes de las causas “queman” e inducen muerte celular. Las naranjas ricas de la vitamina C permiten que los receptores de GABA funcionen correctamente, de tal modo protegiendo contra la pérdida de células nerviosas retinianas y preservando la visión.4

Junto con glaucoma, una mayor toma de naranjas muestra la promesa en la defensa contra la degeneración macular relativa a la edad, la causa más común de la pérdida de la visión en individuos sobre la edad de 50.5 datos analizados los investigadores de más de 118.400 adultos entre las edades de 30 a 55 con respecto a toma de la fruta y verdura durante un período de 18 años. Encontraron que los que comieron tres o más porciones de naranjas por semana tenían un 39% más poco arriesgado de la degeneración macular relativa a la edad que los que consumieron menos de dos porciones por mes.6

Seleccionando y almacenando las naranjas1
Seleccionando y almacenando naranjas
  1. Las naranjas más frescas son invierno disponible con verano.
  2. Elija las naranjas completamente maduradas que son empresa y tienen una textura lisa.
  3. Evite las naranjas que son suaves y cambiantes en color.
  4. Las naranjas pueden ser almacenadas en el refrigerador o en la temperatura ambiente por aproximadamente dos semanas.



Ayuda cardiovascular

Puesto que la disfunción endotelial es quizás la causa subyacente principal de la enfermedad cardíaca, los científicos están persiguiendo continuamente nuevas avenidas dietéticas para proteger y para mejorar su función. Con sus propiedades antioxidantes y antiinflamatorias, las naranjas están comenzando a emerger como el candidato ideal a este papel. Un estudio publicado en el diario americano de la nutrición clínica encontró que los participantes con el riesgo creciente para la enfermedad cardiovascular que injerían cerca de 2 tazas de zumo de naranja rojo diario para una semana experimentaron disminuciones significativas de los marcadores inflamatorios que acompañaron una mejora 38,5% en la función endotelial.7

En un estudio separado, los investigadores franceses observaron resultados comparables entre el zumo de naranja y la suplementación de la bebida de la hesperidina en la función endotelial y la presión arterial diastólica después de cuatro semanas en los voluntarios sanos, sugiriendo la alta concentración de hesperidina en zumo de naranja contribuye a su efecto positivo sobre los vasos sanguíneos.8

Los niveles de la homocisteina se han mostrado para inducir la disfunción endotelial y para aumentar el riesgo para la enfermedad vascular.9 naranjas contienen una plétora de folato, que aumenta metabolismo de la homocisteina. El folato se requiere para que el synthase de la metionina convierta la homocisteina peligrosa en la metionina del aminoácido, así previniendo la acumulación de la homocisteina.9

Las naranjas también aparecen alterar favorable metabolismo de lípido, especialmente en ésos con rico en colesterol. Los investigadores brasileños asignaron a pacientes con 3 tazas normales y ricas en colesterol de zumo de naranja o un control por 60 días. En el final del estudio, el colesterol de LDL cayó perceptiblemente en el grupo rico en colesterol por 19 mg/dL, sin afectar al colesterol de HDL y a los triglicéridos. Los resultados fueron atribuidos a un aumento del 27% en la transferencia del colesterol libre a HDL adonde ha transportado de nuevo al hígado para la excreción. No se divulgó ningunos cambios del lípido para el grupo normal del colesterol.10

Prevención de la piedra de riñón

Las piedras de riñón son una condición cada vez más común que afecta a aproximadamente 1 en 11 individuos en los E.E.U.U.11 piedras de riñón eran una vez probablemente un desorden doloroso que empeoró raramente la función a largo plazo del riñón, pero la investigación reciente sugiere de otra manera, con los formadores de piedra hasta el 67% más probablemente para desarrollar enfermedad de riñón crónica que formadores de la no-piedra.12 suplementos del citrato del potasio han dibujado la considerable atención para que su capacidad inhiba la formación de calcio-oxalato, el tipo más común de piedras de riñón. Sin embargo, su asociación con efectos secundarios gastrointestinales ha llevado a investigadores a explorar otras alternativas eficaces.13 puesto que los agrios son naturalmente ricos en citrato del potasio, los investigadores investigaron el potencial de los agrios, particularmente zumo de naranja y limonada, en la prevención del acontecimiento de las piedras de riñón.

Los científicos divulgados en el diario clínico de la sociedad americana de la nefrología que los voluntarios humanos con y sin una historia de las piedras de riñón que se adherían a una dieta de piedra de la prevención complementaron con 13,5 onzas de zumo de naranja tres veces diarias con las comidas para una semana aumentaron sus niveles del citrato y valor de pH urinario, que disminuyeron el riesgo de piedras del oxalato del calcio, mientras que ésos complementados con limonada no experimentaron ningún tal cambio.13

Aumento de inmunidad

Aunque las naranjas se importunen a menudo como aumentadores de presión inmunes debido a su contenido de la vitamina C, los hallazgos recientes indican que la fibra de la pectina pudo ser su destacado verdadero para mejorar inmunidad. Los científicos en la Universidad de Illinois dieron a ratones ricos de una dieta baja en grasa en pectina soluble de la fibra o fibra insoluble por seis semanas antes de inyectarlas con una endotoxina para imitar una infección bacteriana. Los resultados mostraron que el grupo de la pectina se convirtió en el 50% menos enfermo y recuperado más rápido que ratones en el grupo insoluble. La fibra de la pectina fue mostrada para aumentar la función inmune estimulando la producción de la molécula antiinflamatoria interleukin-4.14

Resumen

Resumen

Las naranjas contienen una gran cantidad de alimentos, de los flavonoides a la vitamina C, a la fibra de la pectina. La investigación ha mostrado que esta fruta popular protege contra el desarrollo del glaucoma y de la degeneración macular relativa a la edad, dos de las causas principales de la ceguera. Además, las naranjas mejoran salud del corazón, bloquean la formación de piedras de riñón comunes del calcio-oxalato, y aumentan inmunidad, que les hacen uno de las frutas más sanas para comer sobre una base regular.

Mientras que la fruta anaranjada contiene los ingredientes sanos, evite el consumo regular de zumo de naranja, aunque los estudios divulgaron en efectos favorables a corto plazo de este informe del artículo sobre los marcadores vasculares del riesgo. La razón es que los concentrados del zumo de naranja contienen la fructosa que causa los puntos agudos de la glucosa de la después-comida que a largo plazo pueden aumentar el riesgo de un anfitrión de enfermedades. No dude en para gozar de las naranjas, pero no del jugo concentrado.

Si usted tiene cualesquiera preguntas sobre el contenido científico de este artículo, llame por favor a un consejerode la salud del ® de Life Extension en 1-866-864-3027.

Referencias

  1. Disponible en: http://www.whfoods.com/genpage.php?tname=foodspice&dbid=37. 27 de diciembre de 2012 alcanzado.
  2. McKinnon SJ, Goldberg LD, Peeples P, Walt JG, Bramley TJ. Gestión actual del glaucoma y la necesidad de la terapia completa. Cuidado de la J Manag. El 2008 de febrero; 14: S20-7.
  3. Giaconi JA, Yu F, kilolitro de piedra, y otros. La asociación del consumo de frutas/de verduras con el riesgo disminuido de glaucoma entre más viejas mujeres afroamericanas en el estudio de fracturas osteoporotic. J Ophthalmol. El 2012 de oct; 154(4): 635-44.
  4. Ci de Calero, Vickers E, GM de Cid, y otros modulación alostérica de los receptores retinianos de GABA por el ácido ascórbico. J Neurosci. El 2011 de junio; 31(26): 9672-82.
  5. Sayen A, Huberto I, Berrod JP. Degeneración macular relativa a la edad. Rev Prat. El 2011 de febrero; 61(2): 159-64.
  6. Cho E, Seddon JM, Rosner B, WC de Willett, SE de Hankinson. Estudio anticipado de la toma de frutas, verduras, vitaminas, y carotenoides y riesgo de maculopathy relativo a la edad. Arco Ophthalmol. El 2004 de junio; 122(6): 883-92.
  7. Buscemi S, Rosafio G, Arcoleo G, y otros efectos de la toma roja del zumo de naranja sobre la función endotelial y marcadores inflamatorios en temas adultos con riesgo cardiovascular creciente. J Clin Nutr. El 2012 de abril; 95(5): 1089-95.
  8. Morand C, Dubray C, Milenkovic D, y otros hesperidina contribuye a los efectos protectores vasculares del zumo de naranja: un estudio seleccionado al azar de la cruce en voluntarios sanos. J Clin Nutr. El 2011 de enero; 93(1): 73-80.
  9. Blom HJ, Smulders Yvo. Descripción del metabolismo de la homocisteina y del folato. Con specialreferences a los defectos de la enfermedad cardiovascular y de tubo de los nervios. J hereda Metab. El 2011 de febrero; 34(1): 75-81.
  10. TB de Cesar, Aptekmann NP, P.M. de Araujo, Vinagre cc, Maranhao RC. El zumo de naranja disminuye el colesterol de la lipoproteína de baja densidad en temas hipercolesterolémicos y mejora transferencia del lípido a la lipoproteína de alta densidad en temas normales e hipercolesterolémicos. Nutr Res. El 2010 de oct; 30(10): 689-94.
  11. JR CD de las escalas, CA de Smith, Hanley JM, CS de Saigal. Predominio de las piedras de riñón en los Estados Unidos. EUR Urol. El 2012 de julio; 62(1): 160-5.
  12. Gobierne el ANUNCIO, Bergstralh EJ, Melton LJ 3ro, Li X, Weaver AL, Lieske JC. Piedras de riñón y el riesgo para la enfermedad de riñón crónica. Clin J Soc Nephrol. El 2009 de abril; 4(4): 804-11.
  13. CV de Odvina. Valor comparativo del zumo de naranja contra la limonada en la reducción piedra-formando riesgo. Clin J Soc Nephrol. 2006Nov; 1(6): 1269-74.
  14. El CL del jerez, Kim SS, Dilger RN, y otros comportamiento de la enfermedad inducido por la endotoxina se puede atenuar por la fibra soluble dietética, pectina, con la para arriba-regulación de la polarización IL-4 y Th2. Brain Behav Immun. 2010 mayo; 24(4): 631-40.
  15. Disponible en: http://nutritiondata.self.com/facts/fruits-and-fruit-juices/1966/2. 4 de enero de 2013 alcanzado.