Liquidación de la primavera de Life Extension

Extractos

Life Extension revista julio de 2012
Extractos

UC-II

Los collagens del cartílago: un comentario de su estructura, organización, y papel en la patogenesia de la artritis experimental en animales y en enfermedad reumática humana.

Esta contribución revisa la estructura y la organización de moléculas del colágeno encontró en cartílago y los papeles que pueden jugar en enfermedades reumáticas. El cartílago es único en sus propiedades físicas y composición molecular, y contiene suficientes cantidades de tipos II, IX, X, y XI colágeno para juzgar estas moléculas como “cartílago-específico.” El cuerpo vítreo del ojo, “cartílago-como” tejido es también rico en los mismos collagens pero es el tipo X deficiente. Los tipos VI y XII colágeno están presentes en cartílago así como tejidos noncartilaginous. Los tipos II, IX, y XI colágeno se organizan en las fibrillas de la matriz, donde el tipo II constituye el bulto de la fibrilla, el tipo XI regulan tamaño de la fibrilla, y el tipo IX facilita la interacción de la fibrilla con las macromoléculas proteoglycan. Los defectos genéticos en estos collagens pueden producir suave a las anormalidades de desarrollo severas, incluyendo la displasia spondyloepiphyseal acompañada a menudo por una forma acelerada de osteoartritis. La sensibilización con el colágeno puede producir enfermedades reumáticas experimentales. El tipo colágeno de II induce una poliartritis erosiva en ciertas tensiones de ratas, de ratones, y de primates más altos que puedan asemejarse a artritis reumatoide y a polychondritis de recaída. El tipo colágeno de XI es arthritogenic en ratas pero no ratones; el tipo IX induce autoinmunidad en ambas especies pero no artritis. La artritis es iniciada por los anticuerpos de fijación de complemento que atan al tipo colágeno de II en cartílago autólogo, y la producción de estos anticuerpos es MHC restringidos y dependiente del linfocito T. Es confuso si las células de T solamente pueden inducir artritis, aunque ayuden probablemente a sostenerla. El trazado y el caracterizar de epitopos del linfocito T en el tipo colágeno de II ha dado lugar a la síntesis de los pequeños péptidos homólogos y substituidos del tipo colágeno de II que suprimen artritis de una manera antígeno-específica por una variedad de rutas, incluyendo de la mucosa. Por otra parte, la artritis colágeno-inducida ha demostrado un modelo valioso estudiar la contribución de cytokines y de otros agentes biológicos en la patogenesia de lesión común y cómo puede ser que sean utilizados para desarrollar nuevas terapias. La autoinmunidad del colágeno se ha implicado en la artritis reumatoide y el polychondritis de la patogenesia. Los anticuerpos de circulación al tipo colágeno de II se encuentran en ambas enfermedades. Los anticuerpos a los tipos IX y XI colágeno están también presentes en sueros reumatoides pero son menos frecuentes. El cartílago y el synovium reumatoides contienen los anticuerpos al tipo colágeno de II en un predominio lejos mayor que el suero, sugiriendo un proceso inmune antígeno-conducido intra-articular. Aunque sea eficaz en los modelos animales, tentativas de tratar artritis reumatoide con el tipo oral administrado colágeno de II hayan probado evasivo. Sigue habiendo ser probado y podrían probar diversos acercamientos usando más nuevas formulaciones y oligopeptides seleccionados o modificados eficaz en el tratamiento de las enfermedades reumáticas humanas.

Comida quím. de J Agric. 23 de noviembre 2011; 59(22): 12254-63

Eficacia y seguridad del tipo-Ii undenatured glycosylated colágeno (UC-II) en la terapia de perros artríticos.

DeParle L.A., Gupta R.C., Canerdy T.D., Goad J.T., D'Altilio M., Bagchi M., Bagchi D. Efficacy y seguridad del tipo-Ii undenatured glycosylated colágeno (UC-II) en la terapia de perros artríticos. Veterinario del J. Pharmacol. Therap.28, 385-390. En perros grandes de la raza, la artritis es muy común debido a obesidad, lesión, el envejecimiento, el desorden inmune, o predisposiciones genéticas. Este estudio por lo tanto fue emprendido para evaluar eficacia y seguridad clínicas del tipo-Ii undenatured colágeno (UC-II) en perros obeso-artríticos. Quince perros en tres grupos no recibieron ningún UC-II (grupo I) o UC-II con 1 mg/día (grupo II) o 10 mg/día (grupo III) por 90 días. El cojera y el dolor fueron medidos sobre una base semanal por 120 días (tratamiento de 90 días más posts-tratamiento de 30 días). Las muestras de sangre fueron probadas para el nitrógeno de la creatinina y de urea de sangre (marcadores de lesión renal); y aminotransferasa de la alanina y aminotransferasa del aspartato (pruebas de lesión hepática). Los perros que recibían 1 magnesio o 10 el magnesio UC-II/day por 90 días mostraron disminuciones significativas en dolor total y dolor durante la manipulación del miembro y cojera después del esfuerzo físico, con la mayor mejora mostrada magnesio 10. En cualquier dosis de UC-II, no se observó ningunos efectos nocivos y no se observó ningunos cambios significativos en la química del suero, sugiriendo que UC-II fue tolerado bien. Además, los perros que recibían UC-II por 90 días mostrados aumentaron el nivel de actividad física. Después del retiro de UC-II por un período de 30 días, todos los perros experimentaron una recaída del dolor total, del cojera ejercicio-asociado, y del dolor sobre la manipulación del miembro. Estos resultados sugieren que el tratamiento diario de perros artríticos con UC-II mejore muestras y síntomas de la artritis, y UC-II se tolera bien pues no se observó ningunos efectos nocivos.

Veterinario Pharmacol Ther de J. El 2005 de agosto; 28(4): 385-90

Eficacia y seguridad terapéuticas del tipo undenatured colágeno de II solo o conjuntamente con la glucosamina y la condroitina en perros artríticos.

Esta investigación fue emprendida para evaluar la eficacia y la seguridad terapéuticas del tipo undenatured glycosylated colágeno de II (UC-II) solamente o conjuntamente con el ácido clorhídrico de la glucosamina y el sulfato de la condroitina en perros artríticos. Veinte perros divididos en cuatro grupos (n = 5) fue tratada diariamente oral por 120 días: grupo I, placebo; grupo II, 10 magnesio UC-II; grupo III, glucosamina del magnesio 2.000 + condroitina del magnesio 1.600; el grupo IV, UC-II (magnesio 10) + la glucosamina (magnesio 2.000) + la condroitina (magnesio 1.600), siguió por un período del retiro de 30 días. Sobre una base mensual, los perros fueron examinados para el dolor total, el dolor sobre la manipulación del miembro, y el cojera ejercicio-asociado. Las muestras del suero eran analizadas para los marcadores de la función hepática (ALT y bilirrubina) y de la función renal (BOLLO y creatinina). El peso corporal también fue medido en un intervalo mensual. Los perros en grupo no exhibí ningún cambio en condiciones artríticas. Los perros que recibían UC-II solamente mostraron reducciones significativas en dolor total en el plazo de 30 días (el 33%) y dolor sobre la manipulación del miembro y cojera ejercicio-asociado después de 60 días (el 66% y el 44%, respectivamente) de tratamiento. Las reducciones máximas en dolor fueron observadas después de 120 días de tratamiento (reducción total del dolor, el 62%; reducción del dolor sobre la manipulación del miembro, el 91%; y reducción en cojera ejercicio-asociado, el 78%). La actividad total de los perros en el UC-II complementados con el grupo de la glucosamina y de la condroitina (el grupo IV) era perceptiblemente mejor que la glucosamina + grupo condroitina-complementado (grupo III). La glucosamina y la condroitina aliviaron un cierto dolor, pero conjuntamente con UC-II (el grupo IV) proporcionó reducciones significativas en el dolor total (el 57%), el dolor sobre la manipulación del miembro (el 53%), y el cojera ejercicio-asociado (el 53%). Retiro de siguiente de los suplementos, todos los perros (los grupos II a IV) experimentaron una recaída del dolor. Ningunos de los perros en cualquier grupo mostraron cualesquiera efectos nocivos o cambio en marcadores de la función del hígado o del riñón o peso corporal. Los datos de este estudio placebo-controlado demuestran que el tratamiento diario de perros artríticos con UC-II solo o conjuntamente con la glucosamina y la condroitina alivia marcado dolor artrítico-asociado, y estos suplementos se toleran bien pues no se observó ningunos efectos secundarios.

Métodos Mech de Toxicol. 2007;17(4):189-96

Efectos de la administración oral del tipo colágeno de II sobre artritis reumatoide.

La artritis reumatoide es un pensamiento sinovial inflamatorio de la enfermedad para implicar las células de T que reaccionan a un antígeno dentro de la junta. El tipo colágeno de II es la proteína principal en cartílago articular y es un autoantigen potencial en esta enfermedad. El tolerization oral a los autoantigens suprime los modelos animales de la enfermedad autoinmune transmitida por células de T, incluyendo dos modelos de artritis reumatoide. En esto seleccionada al azar, el ensayo de doble anonimato que implicaba a 60 pacientes con la artritis reumatoide severa, activa, una disminución del número de juntas hinchadas y de juntas blandas ocurrió en los temas alimentados el tipo colágeno del pollo de II por 3 meses pero no en los que recibieron un placebo. Cuatro pacientes en el grupo del colágeno tenían remisión completa de la enfermedad. No hay efectos secundarios evidentes. Estos datos demuestran eficacia clínica de un acercamiento oral del tolerization para la artritis reumatoide.

Ciencia. 24 de septiembre 1993; 261(5129): 1727-30

Tratamiento de la artritis reumatoide con el tipo oral colágeno de II. Resultados de un ensayo multicentro, de doble anonimato, placebo-controlado.

OBJETIVO: La administración oral del tipo cartílago-derivado colágeno de II (CII) se ha mostrado para mejorar artritis en los modelos animales de la inflamación común, y estudios preliminares ha sugerido que esta terapia nueva es clínico beneficiosa y segura en pacientes con la artritis reumatoide (RA). El actual estudio fue emprendido para probar la seguridad y la eficacia de 4 diversas dosificaciones de la CII oral administrada en pacientes con RA. MÉTODOS: Alistaron en 6 diversos sitios y fueron seleccionados al azar a doscientos setenta y cuatro pacientes con RA activo para recibir placebo o 1 de 4 500, o 2.500 microg de las dosificaciones (20, 100,/días) de la CII oral por 24 semanas. Los parámetros de la eficacia fueron evaluados mensualmente. Las tasas de respuesta acumulativas (porcentaje de los pacientes que cumplen los criterios para la respuesta en cualquier momento durante el estudio) eran analizadas que utilizaban 3 sistemas de criterios compuestos: los criterios de Paulus, la universidad americana de los criterios de la reumatología para la mejora en RA, y un requisito para > o del = reducción 30% en cuentas comunes hinchadas y blandas. RESULTADOS: El ochenta y tres por ciento de pacientes terminó 24 semanas del tratamiento. Las tendencias numéricas a favor del grupo del tratamiento de 20 microg/del día fueron consideradas con las 3 medidas compuestas acumulativas. Sin embargo, un aumento estadístico significativo (P = 0,035) en la tasa de respuesta para el grupo de 20 microg/del día contra placebo fue detectado usando solamente los criterios de Paulus. La presencia de anticuerpos del suero a la CII en la línea de fondo fue asociada perceptiblemente a una probabilidad creciente de la respuesta al tratamiento. Los eventos adversos no tratamiento-relacionados fueron detectados. La eficacia considerada con la dosificación más baja es constante con los hallazgos de los estudios animales y con los mecanismos sabidos de la tolerancia oral en los cuales dosis más bajas de autoantigens oral administrados inducen preferencial la enfermedad-supresión de las células reguladoras. CONCLUSIÓN: Los efectos positivos fueron observados con la CII en la dosificación más baja probada, y la presencia de anticuerpos del suero a la CII en la línea de fondo puede predecir respuesta a la terapia. No se asoció ningunos efectos secundarios a este agente terapéutico nuevo. Otros estudios controlados se requieren para evaluar la eficacia de este acercamiento del tratamiento.

Rheum de la artritis. El 1998 de febrero; 41(2): 290-7

Un ensayo experimental del tipo oral colágeno de II en el tratamiento de la artritis reumatoide juvenil.

OBJETIVO: Para evaluar la eficacia del tipo oral colágeno del pollo de II (CCII) en el tratamiento de la artritis reumatoide juvenil (JRA). MÉTODOS: Trataron a diez pacientes con JRA activo con CCII por 12 semanas. Parámetros de la eficacia, que la cuenta común hinchada y blanda incluida y la cuenta, la fuerza de apretón, el tiempo que caminaba de 50 pies, la duración de la tiesura de la mañana, y decenas globales del paciente y del médico severidad de la enfermedad, fueron evaluados mensualmente. RESULTADOS: Todos los pacientes terminaron el curso completo de la terapia. Ocho pacientes tenían reducciones en cuentas hinchadas y blandas de la junta después de 3 meses de CCII. El medio cambia de línea de fondo en hinchado y las cuentas comunes blandas para los 8 respondedores en el final del estudio eran -61% y -54%, respectivamente. Los valores medios para otros parámetros de la eficacia también mostraron la mejora de la línea de fondo. No había eventos adversos que eran considerados ser tratamiento relacionado. CONCLUSIÓN: CCII oral puede ser una terapia segura y de manera efectiva para JRA, y su uso en esta posterior investigación de las autorizaciones de la enfermedad.

Rheum de la artritis. El 1996 de abril; 39(4): 623-8

Efectos del tipo undenatured oral administrado colágeno de II contra enfermedades inflamatorias artríticas: una exploración mecánica.

La artritis aflige aproximadamente 43 millones de americanos o aproximadamente 16,6% de la población de los E.E.U.U. Los dos mas comunes y los tipos más conocidos de artritis son la osteoartritis (OA) y artritis reumatoide (RA). Una cantidad significativa de investigación científica se ha hecho en tentativas de explicar qué inicia formas de artritis, se promueve y se perpetúa cómo él y cómo intervenir con eficacia en el proceso de la enfermedad y promover el remodelado del cartílago. Las estrategias farmacológicas actuales dirigen principalmente la supresión inmune y mecanismos antiinflamatorios y han tenido éxito limitado. La investigación reciente proporciona pruebas que las alteraciones en la configuración tridimensional de glicoproteínas son responsables de la señalización del reconocimiento/de la respuesta que cataliza ataque del linfocito T. La administración oral de autoantigens se ha mostrado para suprimir una variedad de patologías autoinmunes experimental inducidas, incluyendo el RA antígeno-inducido. La interacción entre el tejido linfoide tripa-asociado en el duodeno y los epitopos del tipo undenatured oral administrado colágeno de II facilita tolerancia oral al antígeno y ataque sistémico del linfocito T de los troncos en el cartílago común. Los estudios anteriores han mostrado que las pequeñas dosis del tipo undenatured oral administrado colágeno del pollo de II desactivan con eficacia ataque del linfocito T del asesino. Un tipo undenatured glycosylated nuevo material del colágeno de II (UC-II) fue desarrollado para preservar actividad biológica. La presencia de epitopos activos en el colágeno de UC-II es confirmada por una prueba enzima-ligada del análisis del inmunosorbente y distingue esta forma del colágeno hidrolizado o desnaturalizado. La toma oral de pequeñas cantidades de UC-II glycosylated presenta epitopos activos, con las estructuras tridimensionales correctas, a los remiendos de Peyer, que influencia la señalización requerida para el desarrollo de la tolerancia inmune. UC-II ha demostrado la capacidad de inducir dolor común de la tolerancia, con eficacia de reducción e hinchamiento en temas del RA. Un estudio experimental fue conducido por 42 días para evaluar la eficacia de UC-II (10 mg/día) en cinco temas femeninos (58-78 años) que sufrían de dolor común significativo. La reducción significativa del dolor incluyendo la tiesura de la mañana, tiesura después de períodos de resto, el dolor que empeora con el uso de la junta afectada y la pérdida de gama común de movimiento y de función fue observada. Así, UC-II puede servir como herramienta terapéutica nueva en condiciones y síntomas inflamatorios comunes del OA y del RA.

Internacional J Clin Pharmacol Res. 2002;22(3-4):101-10

El papel de la matriz del cartílago en osteoartritis.

La osteoartritis (OA) implica todas las estructuras de la junta. Cómo se inicia la enfermedad y qué disparador de los factores el proceso de la enfermedad sigue siendo confuso, aunque el ambiente mecánico parezca tener un papel. Nuestra comprensión de la biología de la enfermedad ha sido obstaculizada por la falta de acceso a las muestras de tejido de pacientes con enfermedad del primero tiempo, porque los síntomas reconocibles aparecen clínico tarde en el proceso osteoarthritic. Sin embargo, los nuevos datos sobre los procesos tempranos en cartílago articular y nuevas herramientas para identificar los primeros tiempos del OA están proporcionando penetraciones frescas en la secuencia de evento patológica. La destrucción progresiva del cartílago implica la degradación de los componentes de la matriz, y el bastante activo, con todo ineficaz, la reparación intenta. El lanzamiento de moléculas hechas fragmentos proporciona oportunidades de supervisar el proceso de la enfermedad en pacientes, y de investigarlo si estos fragmentos son implicados en la propagación del OA, por ejemplo, induciendo la inflamación. El papel del hueso no se ha aclarado completamente, pero los cambios en hueso parecen ser secundarios a las alteraciones en cartílago articular, que cambian el ambiente mecánico de las células de hueso y las inducen, a su vez, modular la estructura del tejido.

Nat Rev Rheumatol. El 2011 de enero; 7(1): 50-6

Un ensayo clínico multicentro, de doble anonimato, seleccionado al azar, controlado de la fase III del tipo colágeno del pollo de II en artritis reumatoide.

INTRODUCCIÓN: El tipo colágeno del pollo de II (CCII) es una proteína extraída del cartílago de la pechuga de pollo y exhibe las posibilidades intrigantes del tratamiento de enfermedades autoinmunes induciendo tolerancia oral. Las 24 semanas, de doble anonimato, doble-simulado, seleccionadas al azar, methotrexate (MTX) - estudio controlado fueron conducidas para evaluar la eficacia y la seguridad de CCII en el tratamiento de la artritis reumatoide (RA). MÉTODOS: Incluyeron a quinientos tres pacientes del RA en el estudio. Los pacientes recibieron 0,1 diarios del magnesio del magnesio CCII (n = 326) o 10 una vez por semana de MTX (n = 177) por 24 semanas. Al paciente evaluó a cada paciente para el dolor, la tiesura de la mañana, la cuenta común blanda, la cuenta común hinchada, el cuestionario de la evaluación de la salud (HAQ), las evaluaciones el investigador y, la tarifa de sedimentación de eritrocito (ESR), y la proteína C-reactiva (CRP) usando las herramientas del estándar en la línea de fondo (semana 0) y en las semanas 12 y 24. Además, el factor reumatoide (RF) fue evaluado en las semanas 0 y 24. La medida de una batería de parámetros bioquímicos en suero, de parámetros hematológicos, y de análisis de orina fue realizada para evaluar la seguridad de CCII. RESULTADOS: Cuatrocientos cincuenta y cuatro pacientes (94,43%) terminaron las 24 continuaciones de la semana. En ambos grupos, había disminuciones del dolor, de la tiesura de la mañana, de la cuenta común blanda, de la cuenta común hinchada, de HAQ, y de evaluaciones de investigador y de paciente, y todas las diferencias eran estadístico significativas. En el grupo de MTX, el ESR y CRP disminuyeron. El RF no cambió en cualquier grupo. En 24 semanas, 41,55% de pacientes en el grupo CCII y 57,86% en el grupo de MTX resolvieron la universidad americana de los criterios de la mejora de la reumatología el 20% (ACR-20) y 16,89% y 30,82%, respectivamente, cumplieron los criterios de la mejora del ACR el 50% (ACR-50). Las tasas de respuesta para ACR-20 y ACR-50 en el grupo CCII eran más bajos que las del grupo de MTX, y esta diferencia era estadístico significativa (P < 0,05). (Cuenta de la actividad de la enfermedad usando 28 cuentas comunes) los valores DAS28 de los dos grupos del tratamiento eran calculados, y había una diferencia estadístico significativa entre los dos grupos del tratamiento (P < 0,05). Las denuncias gastrointestinales eran comunes en ambos grupos, pero había menos y efectos secundarios más suaves en el grupo CCII que en el grupo de MTX. La incidencia de eventos adversos entre los dos grupos era estadístico significativa (P < 0,05). CONCLUSIONES: CCII es eficaz en el tratamiento del RA y es seguro para el consumo humano. CCII ejerce sus efectos beneficiosos controlando respuestas inflamatorias con la inducción de tolerancia oral en pacientes del RA.

Artritis Res Ther. 2009; 11(6): R180. Epub 2009 1 de diciembre

La administración oral del tipo-Ii péptido 250-270 del colágeno suprime inmunorespuesta celular y humoral específica en artritis colágeno-inducida.

El antígeno oral es un acercamiento atractivo para el tratamiento de enfermedades autoinmunes e inflamatorias. El establecimiento de marcadores inmunes y de métodos en la evaluación de los efectos de inmunorespuestas celulares y humorales antígeno-específicas ayudará al uso de la tolerancia oral en el tratamiento de enfermedades humanas. El actual artículo observó los efectos del colágeno II (CII) del pollo, del péptido humano polimerizado recombinante 250-270 del colágeno II (rhCII 250-270) y del péptido humano sintetizado de la CII 250-270 (syCII 250-270) sobre la inducción de la respuesta autoinmune antígeno-específica en las células mononucleares de la sangre periférica de la artritis reumatoide (RA) (PBMC) y sobre la inmunorespuesta celular y humoral específica en la artritis colágeno-inducida (Cia) y los ratones alimentados con CII (250-270) antes de la inmunización con la CII. En el estudio, la proliferación, la activación y la producción intracelular del cytokine de linfocitos antígeno-específicos de T eran analizadas simultáneamente por cytometry de la incorporación y de flujo de la bromodeoxiuridina (BrdU) en el nivel unicelular. Las células antígeno-específicas del anticuerpo y de la anticuerpo-formación fueron detectadas por ELISA y ELISPOT, respectivamente. La CII (250-270) fue encontrada para haber estimulado la respuesta de linfocitos específicos en PBMC de pacientes del RA, incluyendo la expresión del aumento del marcador superficial CD69 y CD25 del antígeno de la activación, y la síntesis de la DNA. Los ratones, alimentados con CII (250-270) antes de la inmunización de la CII, tenían cuentas artríticas perceptiblemente más bajas que los ratones inmunizados con la CII sola, y el peso corporal del anterior creciente durante el período del estudio. Además, la actividad del linfocito T, la proliferación y la secreción específicas del interferón (IFN) - gamma en células del bazo fueron suprimidas activamente en CII (250-270) - los ratones alimentados, y las actividades del anticuerpo anti-CII del suero, anti-CII (250-270) y la frecuencia de las células de anticuerpo-formación del bazo del específico eran perceptiblemente más bajas en ratones alimentados de la CII (250-270) - que en los ratones inmunizados con la CII sola. Estas observaciones sugieren que la administración oral de CII (250-270) pueda suprimir la inmunorespuesta celular y humoral en artritis colágeno-inducida, y el análisis simultáneo de inmunorespuestas celulares y humorales antígeno-específicas en el nivel unicelular ayudará a la comprensión de los mecanismos orales de la tolerancia en la Cia y al desarrollo de la intervención terapéutica innovadora para el RA.

Clin Immunol. El 2007 de enero; 122(1): 75-84. Epub 2006 11 de octubre