Venta del cuidado de piel de Life Extension

Extractos

Life Extension revista junio de 2009
Extractos

Nueve pilares de pérdida de peso

Evaluación de la tolerancia de la glucosa, de la hiperglucemia de sobremesa y del hyperinsulinemia influenciando la incidencia de la enfermedad cardíaca coronaria.

FONDO: Recientemente, la frecuencia de los pacientes que tienen intolerancia de la glucosa ha estado aumentando de Japón. La intolerancia y la resistencia a la insulina/el hyperinsulinemia de la glucosa se piensan para influenciar la progresión de la ateroesclerosis. El actual estudio examinó tolerancia de la glucosa, resistencia a la insulina, hiperglucemia de sobremesa/hyperinsulinemia y factores de riesgo coronarios usando la prueba de tolerancia de glucosa oral de 75 g (OGTT). PACIENTES Y MÉTODOS: Los factores de riesgo coronarios fueron examinados y OGTT con la medida de la glucosa del plasma y de la insulina del suero fue hecho para evaluar el metabolismo y la resistencia a la insulina de la glucosa en 263 pacientes que experimentaron la angiografía coronaria; 202 temas fueron diagnosticados como teniendo la enfermedad cardíaca coronaria (CHD) y 61 temas eran normal. Comparamos a los dos grupos. RESULTADOS: El índice de tener diabetes era perceptiblemente alto en el grupo de CHD. Del resultado de OGTT, 22,3% de pacientes de CHD tenían tolerancia empeorada mellitus y 36,6% tenida de la diabetes de la glucosa, así la tarifa total de la intolerancia de la glucosa era 57,7% en el grupo de CHD. No se observó ninguna diferencia significativa en la evaluación-r modelo homeostática (HOMA-R), solamente la glucosa y la insulina en 2 horas después de que OGTT eran todo el perceptiblemente altos en el grupo de CHD. CONCLUSIÓN: El índice de intolerancia de la glucosa y los niveles de glucosa y de insulina de sobremesa eran altos en el grupo de CHD. Concluimos que la hiperglucemia y el hyperinsulinemia de sobremesa influenciaron la incidencia de CHD.

MED del interno. 2007;46(9):543-6

Las tomas elevadas del cromo suplemental mejoran variables de la glucosa y de la insulina en individuos con el tipo - diabetes 2.

El cromo es un alimento esencial implicado en metabolismo normal del carbohidrato y de lípido. Se postula el requisito del cromo de aumentar con intolerancia y diabetes crecientes de la glucosa. El objetivo de este estudio era probar la hipótesis que la toma elevada del cromo suplemental está implicada en el control del tipo - diabetes 2. Individuos que son tratados para el tipo - la diabetes 2 (180 hombres y mujeres) fue dividida aleatoriamente en tres grupos y complementada con: 1) placebo, 2) Cr 1,92 Cr del micromol (microg 100) como picolinate del cromo dos veces por día, o 3) del micromol 9,6 (microg 500) dos veces por día. Los temas continuos para tomar sus medicaciones normales y fueron dados instrucciones para no cambiar sus hábitos de consumición y de vida normales. Los valores de HbA1c mejorados perceptiblemente después de 2 meses en el grupo que recibía el Cr 19,2 del pmol (microg 1.000) por día y eran más bajos en ambos grupos del cromo después de 4 meses (placebo, 8,5 +/- 0,2%; Cr del micromol 3,85, 7,5 +/- 0,2%; 19,2 Cr del micromol, 6,6 +/- 0,1%). La glucosa de ayuno era más baja en el grupo 19,2 del micromol después de 2 y 4 meses (valores de cuatro meses: placebo, 8,8 +/- 0,3 mmol/l; Cr 19,2 del micromol, 7,1 +/- 0,2 mmol/l). Los valores de dos horas de la glucosa eran también perceptiblemente más bajos para los temas que consumían el Cr suplemental 19,2 del micromol después de 2 y 4 meses (valores de cuatro meses: placebo, 12,3 +/- 0,4 mmo/l; Cr 19,2 del micromol, 10,5 +/- 0,2 mmol/l). El ayuno y 2 valores de la insulina de h disminuyeron perceptiblemente en ambos grupos que recibían el cromo suplemental después de 2 y 4 meses. El colesterol total del plasma también disminuyó después de 4 meses en los temas que recibían el Cr del micromol 19,2/del día. Estos datos demuestran que el cromo suplemental tenía efectos beneficiosos significativos sobre HbA1c, la glucosa, la insulina, y las variables del colesterol en temas con el tipo - diabetes 2. Los efectos beneficiosos del cromo en individuos con diabetes fueron observados en los niveles más arriba que el límite superior de la ingestión dietética diaria segura y adecuada estimada.

Diabetes. El 1997 de nov; 46(11): 1786-91

El cacao reduce la presión arterial y la resistencia a la insulina y mejora la vasodilatación dependiente del endotelio en hypertensives.

El consumo de chocolate oscuro flavanol-rico (DC) se ha mostrado a la presión arterial de la disminución (BP) y a la resistencia a la insulina en los temas sanos, sugiriendo ventajas similares en pacientes con la hipertensión esencial (EH). Por lo tanto, probamos el efecto de DC sobre BP ambulativo de 24 horas, la dilatación flujo-mediada (FMD), y las pruebas de tolerancia de glucosa orales (OGTTs) en pacientes con el EH. Después de una fase chocolate-libre de siete días de la riña, 20 nunca-trataron, califican a pacientes de I con EH (10 varones; 43.7+/-7.8 años) fueron seleccionados al azar para recibir 100 g por el día DC (que contiene 88 flavanoles del magnesio) o 90 g por el chocolate blanco flavanol-libre del día (WC) de una manera isocalórica por 15 días. Después de un segundo período chocolate-libre de siete días, cruzaron a los pacientes encima al otro tratamiento. Evaluaron BP ambulativo de 24 horas no invasor, FMD, OGTT, el colesterol de suero, y a los marcadores de la inflamación vascular en el final de cada tratamiento. La evaluación del modelo del homeostasis de la resistencia a la insulina (HOMA-IR), el índice cuantitativo del control de la sensibilidad de la insulina (QUICKI), y el índice de la sensibilidad de la insulina (ISI) eran calculados de valores de OGTT. BP ambulativo disminuyó después de DC (BP sistólico de 24 horas -11.9+/-7.7 milímetros hectogramo, P<0.0001; BP diastólico de 24 horas -8.5+/-5.0 milímetros hectogramo, P<0.0001) pero no WC. DC pero no el WC disminuyó HOMA-IR (P<0.0001), pero mejoró QUICKI, ISI, y FMD. DC también disminuyó el colesterol del suero LDL (a partir 3.4+/-0.5 a 3.0+/-0.6 mmol/L; P<0.05). En resumen, DC disminuyó BP y el colesterol del suero LDL, FMD mejorado, y sensibilidad mejorada de la insulina en hypertensives. Estos resultados sugieren que, mientras que la toma total de equilibrio de la caloría, flavanoles de productos del cacao puede proveer de una cierta ventaja cardiovascular si está incluida como parte de una dieta sana para los pacientes el EH.

Hipertensión. El 2005 de agosto; 46(2): 398-405

Los ácidos grasos Omega-3 mejoran tolerancia de la glucosa y componentes del síndrome metabólico en esquimales de Alaska: el proyecto de Alaska Siberia.

OBJETIVOS: Para probar la hipótesis que los predominios inusualmente bajos de la resistencia a la insulina (IR), del síndrome metabólico (ms) y de la diabetes (DM) en esquimales de Alaska, comparados a los indios americanos, se relacionan con la dieta esquimal tradicional, arriba en ácidos grasos de C20-C22 omega-3 (FAs). Para determinar si la tensión arterial baja relativamente, los triglicéridos de suero bajos y los altos niveles de colesterol de HDL en esquimales resultan del alto consumo de omega-3 FA. DISEÑO DEL ESTUDIO: Estudio transversal. MÉTODOS: Medimos concentraciones del FA del plasma en 447 Norton Sound Eskimos (35-74 años de edad) y defendido para el DM, CHD y los factores de riesgo asociados. Una evaluación dietética (memoria 24-hr) fue obtenida para la comparación el día antes del muestreo de la sangre. RESULTADOS: Las concentraciones del plasma omega-3 FA fueron correlacionadas altamente con omega-3 dietético FAs y los niveles de HDL y correlacionadas inverso con los niveles del plasma de insulina, de la insulina de 2 h (OGTT), de HOMI-IR, de la glucosa de 2 h (OGTT), de niveles del triglicérido y de presión arterial diastólica. CONCLUSIONES: El alto consumo de omega-3 afecta FAs positivamente a los componentes del ms, de la sensibilidad de la insulina y de la tolerancia de la glucosa. Este hallazgo sugiere que el alto consumo de C20-C22 omega-3 proteja FAs contra el desarrollo de la intolerancia del ms y de la glucosa.

Salud circumpolar de la internacional J. El 2005 de sept; 64(4): 396-408

El efecto de la regulación glycemic a corto plazo con gliclazide y del metformin sobre lipemia de sobremesa.

AIM: El lipemia de sobremesa exagerado ahora se acepta como factor de riesgo independiente en atherogenesis en el tipo - diabetes 2 mellitus. Investigamos si un mejor control glycemic mejora el ayuno y el perfil de sobremesa del lípido en el tipo - 2 pacientes diabéticos a corto plazo. MÉTODOS: Treinta y dos tipos - estudiaron a 2 pacientes diabéticos antes y después de la regulación glycemic deseada con gliclazide y metformin. Los niveles básicos de glucosa, de colesterol total, de lipoproteína de alta densidad, de lipoproteína de la baja densidad, de triglicérido, de insulina, y de C-péptido fueron evaluados en el estado de ayuno. Luego, dieron los pacientes una comida mezclada kcal 400 estándar como desayuno, conteniendo la grasa del 35%. En las 2das y 4tas horas después del desayuno, la glucosa, el triglicérido, la insulina, y los niveles de sobremesa del C-péptido fueron determinados otra vez. RESULTADOS: La disminución significativa fue observada de niveles de colesterol totales después de una mejor regulación glycemic (p<0.05). Además, los niveles del triglicérido disminuyeron perceptiblemente a partir 175.36+/-17.85 mg/dl a 138.73+/-14.93 mg/dl en el estado de ayuno (p<0.05), a partir 197.26+/-20.85 mg/dl a 154.15+/-14.61 mg/dl en la 2da hora después de la comida mezclada (p<0.05), y a partir 209.63+/-28.54 mg/dl a 155.63+/-15.68 mg/dl (p<0.05) en la 4ta hora después de la comida mezclada, cuando un mejor perfil glycemic fue proporcionado. El área debajo de la curva para los niveles del triglicérido disminuyó perceptiblemente con la mejor regulación glycemic (p<0.01). CONCLUSIONES: La regulación glycemic mejorada puede bajar el ayuno aumentado y los niveles de sobremesa del triglicérido que son factores de riesgo ateroscleróticos importantes en pacientes diabéticos incluso en a corto plazo. Puesto que viene esta mejora en niveles del triglicérido temprano, los pacientes diabéticos pueden ser evaluados para ayunar y los niveles de sobremesa del triglicérido en el primer mes de la terapia.

Diabetes del Exp Clin Endocrinol. El 2005 de febrero; 113(2): 80-4

Efecto de la restricción de la caloría con o sin ejercicio sobre sensibilidad de la insulina, la función de la beta-célula, el tamaño de célula gorda, y el lípido ectópico en temas gordos.

OBJETIVO: El propósito de este artículo era determinar las relaciones entre la grasa de cuerpo entero, el tejido adiposo visceral (IVA), el tamaño de célula gorda (FCS), la deposición gorda ectópica en el hígado (lípido intrahepático [IHL]) y el músculo (lípido intramyocellular [IMCL]), y el índice de la sensibilidad de la insulina (S (i)) en temas gordos, glucosa-tolerantes sanos y los efectos de la restricción de la caloría por dieta solamente o conjuntamente con ejercicio sobre estas variables. DISEÑO Y MÉTODOS DE LA INVESTIGACIÓN: Asignaron cuarenta y ocho voluntarios gordos aleatoriamente a cuatro grupos: el control (100% de las necesidades energéticas), los gastos energéticos de la restricción de la caloría del 25% (CR), 12,5% de la restricción +12,5% de la caloría con el ejercicio estructurado (CREX), o la pérdida de peso del 15% por una dieta baja en calorías siguieron por peso el mantenimiento por 6 meses (LCD). El peso, el por ciento de grasas de cuerpo, el IVA, IMCL, IHL, el FCS, y S (i) fueron evaluados en la línea de fondo y los RESULTADOS del mes 6.: En la línea de fondo, el FCS fue relacionado con el IVA e IHL (P < 0,05) pero no con IMCL. El FCS era también el determinante más fuerte de S (i) (P < 0,01). La pérdida de peso en el mes 6 era 1 el +/- 1% (control, medio +/- SE), 10 el +/- 1% (CR), 10 el +/- 1% (CREX), y 14 el +/- 1% (LCD). El IVA, el FCS, el por ciento de grasas de cuerpo, e IHL fueron reducidos en los tres grupos de la intervención (P < 0,01), pero IMCL era sin cambios. S (i) fue aumentado en el mes 6 (P = 0,05) en los grupos del CREX (37 el +/- 18%) y del LCD (70 el +/- 34%) (P < 0,05) y tendió a aumentar del grupo del CR (40 el +/- 20%, P = 0,08). Juntas las mejoras en S (i) fueron relacionadas con la pérdida en peso, masa gorda, e IVA, pero no IHL, IMCL, o el FCS. CONCLUSIONES: Los adipocytes grandes llevan a la deposición del lípido en los tejidos viscerales y hepáticos, promoviendo resistencia a la insulina. La restricción de la caloría por dieta solamente o con ejercicio invierte esta tendencia.

Cuidado de la diabetes. El 2006 de junio; 29(6): 1337-44

Cambios en la resistencia a la insulina que sigue cirugía bariatric: papel de la pérdida calórica de la restricción y de peso.

El predominio del tipo - la diabetes 2 mellitus (T2DM) y la obesidad en el mundo occidental está aumentando constantemente. La cirugía de Bariatric es un tratamiento eficaz de T2DM en pacientes obesos. El mecanismo por el cual la cirugía de la pérdida de peso mejora metabolismo y resistencia a la insulina de la glucosa sigue siendo polémico. En este comentario, proponemos que dos mecanismos participen en la mejora del metabolismo de la glucosa y la resistencia a la insulina observada después de pérdida de peso y de cirugía bariatric: pérdida calórica de la restricción y de peso. Los alimentos modulan la secreción de la insulina con el eje entero-insular. La masa gorda participa en metabolismo de la glucosa a través del lanzamiento de adipocytokines. T2DM mejora después de que sea restrictivo y puentea procedimientos, y combinaciones de procedimientos restrictivos y de puente en pacientes mórbidamente obesos. Los procedimientos restrictivos disminuyen la toma calórica y nutritiva, disminuyendo el estímulo del eje entero-insular. Las operaciones gástricas de puente (GBP) pueden también afectar al eje entero-insular divirtiendo los alimentos lejos de la zona próxima del SOLDADO ENROLLADO EN EL EJÉRCITO y entregando los alimentos incompleto digeridos a la zona distal del SOLDADO ENROLLADO EN EL EJÉRCITO. GBP y la diversión biliopancreatic combinan mecanismos restrictivos y de puente. Todos los procedimientos llevan a la pérdida de peso y disminuyen en el Massachusetts gordo. La disminución de la masa gorda afecta perceptiblemente a niveles de circulación de adipocytokines, que afectan favorable resistencia a la insulina. Los datos revisados aquí sugieren que todas las formas de cirugía de la pérdida de peso llevan a la restricción calórica, a la pérdida de peso, a la disminución de la masa gorda y a la mejora en T2DM. Esto sugiere que las mejoras en el metabolismo y la resistencia a la insulina de la glucosa que siguen cirugía bariatric resulten a corto plazo del estímulo disminuido del eje entero-insular por la aportación calórica disminuida y al largo plazo la masa gorda disminuida y resultando cambia en el lanzamiento de adipocytokines. Los cambios observados en el metabolismo y la resistencia a la insulina de la glucosa que siguen cirugía bariatric no requieren la postulación de mecanismos reguladores nuevos.

Obes Surg. El 2005 de abril; 15(4): 462-73

Efecto de DHEA sobre la acción abdominal de la grasa y de la insulina en mujeres y hombres mayores: un ensayo controlado seleccionado al azar.

CONTEXTO: La administración de Dehydroepian-drosterone (DHEA) se ha mostrado para reducir la acumulación de gordo visceral abdominal y para protegerla contra resistencia a la insulina en animales de laboratorio, pero no se sabe si DHEA disminuye obesidad abdominal en seres humanos. DHEA está extensamente - disponible como suplemento dietético sin una prescripción. OBJETIVO: Para determinar si la terapia del reemplazo de DHEA disminuye gordo abdominal y mejora la acción de la insulina en personas mayores. DISEÑO Y AJUSTE: Ensayo seleccionado al azar, de doble anonimato, placebo-controlado conducido en un centro de investigación de origen universitario de los E.E.U.U. de junio de 2001 a febrero de 2004. PARTICIPANTES: Cincuenta y seis personas mayores (28 mujeres y 28 hombres envejecidos 71 [gama, 65-78] años) con la disminución relativa a la edad del nivel de DHEA. INTERVENCIÓN: Asignaron los participantes aleatoriamente para recibir 50 mg/d de DHEA o del placebo a juego por 6 meses. MEDIDAS PRINCIPALES DEL RESULTADO: Las medidas primarias del resultado eran cambio de seis meses en la grasa abdominal visceral y subcutánea medida por respuestas de resonancia magnética de la proyección de imagen y de la glucosa y de la insulina a una prueba de tolerancia de glucosa oral (OGTT). RESULTADOS: De los 56 hombres y mujeres alistados, 52 experimentaron evaluaciones de la continuación. La conformidad con la intervención era el 97% en el grupo de DHEA y el 95% en el grupo del placebo. De acuerdo con análisis de la intención-a-invitación, la terapia de DHEA comparada con placebo indujo disminuciones significativas del área gorda visceral (- 13 cm2s contra +3 cm2s, respectivamente; P = .001) y grasa subcutánea (- 13 cm2s contra +2 cm2s, P = .003). El área de la insulina debajo de la curva (AUC) durante el OGTT fue reducida perceptiblemente después de 6 meses de la terapia de DHEA comparados con el placebo (- 1119 muU/mL por 2 horas contra +818 muU/mL por 2 horas, P = .007). A pesar de los niveles más bajos de la insulina, la glucosa AUC era sin cambios, dando por resultado un aumento significativo en un índice de la sensibilidad de la insulina en respuesta a DHEA comparado con el placebo (+1,4 contra -0,7, P = .005). CONCLUSIÓN: El reemplazo de DHEA podía desempeñar un papel en la prevención y el tratamiento del síndrome metabólico asociado a obesidad abdominal.

JAMA. 10 de noviembre 2004; 292(18): 2243-8

Reducción de las concentraciones inflamatorias del cytokine y mejora de funciones endoteliales en mujeres obesas después de la pérdida de peso durante un año.

FONDO: La grasa visceral es un sitio dominante del regulador para el proceso de la inflamación, y las lesiones ateroscleróticas son esencialmente una respuesta inflamatoria. MÉTODOS Y RESULTADOS: Estudiaron a cincuenta y seis mujeres obesas premenopausal sanas (rango de edad 25 a 44 años, el índice de masa corporal 37.2+/-2.2, cintura a) de la gama 0,78 a 0,92 del ratio de la cadera y a 40 mujeres normales de edad comparable del peso. Comparado con las mujeres nonobese, las mujeres obesas habían aumentado concentraciones básicas de factor-alfa de la necrosis del tumor (TNF-alfa, P<0.01), de interleukin-6 (IL-6, P<0.01), de P-selectin (P<0.01), de la adherencia intercelular molecule-1 (ICAM-1, P<0.02), y de la adherencia vascular molecule-1 (VCAM-1, P<0.05). Respuestas vasculares a la L-arginina (3 g IV), el precursor natural del óxido nítrico, fueron empeorados en mujeres obesas: las reducciones en la presión arterial mala (P<0.02), la agregación de la plaqueta al difosfato de adenosina (P<0.05), y la viscosidad de la sangre (P<0.05) eran perceptiblemente más bajas con respecto a ésas en el grupo nonobese. Las concentraciones de TNF-alfa y de IL-6 fueron relacionadas (P<0.01) con la obesidad visceral, así como con los niveles y las respuestas del adhesin a la L-arginina. Después de 1 año de un programa multidisciplinario de la perdida de peso (dieta, ejercicio, asesoramiento del comportamiento), todas las mujeres obesas perdieron por lo menos el 10% de su peso original (9.8+/-1.5 kilogramos, se extienden 7,5 a 13 kilogramos). Comparado con la línea de fondo, la pérdida de peso continua fue asociada a la reducción de las concentraciones del cytokine (P<0.01) y del adhesin (P<0.02) y a la mejora de respuestas vasculares a la L-arginina. CONCLUSIÓN: En mujeres obesas, la activación endotelial correlaciona con las grasas de cuerpo viscerales, posiblemente con la secreción inadecuada de cytokines. La pérdida de peso representa un método seguro para downregulating el estado inflamatorio y mejorar la disfunción endotelial en mujeres obesas.

Circulación. 19 de febrero 2002; 105(7): 804-9

La suplementación de un desayuno alto en carbohidratos con el beta-glucano de la cebada mejora la respuesta glycaemic de sobremesa para las comidas pero no las bebidas.

Está creciendo el ayuda para el papel protector de la fibra soluble en diabetes tipo II. El beta-glucano soluble de la fibra encontrado en productos de cereal incluyendo avena y cebada puede ser el componente activo. Hay pruebas de embotar de sobremesa de las respuestas de la glucosa en sangre y de la insulina a los carbohidratos dietéticos cuando la fibra soluble de la avena se complementa en la dieta pero pocos ensayos se han realizado usando cebada natural o productos enriquecidos del beta-glucano de la cebada. El objetivo de este ensayo era investigar el efecto de sobremesa de una cebada altamente enriquecida beta - producto del glucano en la glucosa en sangre, la insulina y los lípidos cuando estaba dado con una alta-CHO comida y una alta-CHO bebida. 18 magros, los hombres sanos terminaron un ensayo de la intervención de 4 tratamientos

comprendiendo (i) alto-CHO (control de comida), (ii) alto-CHO (food+fibre), (iii) alto-CHO (control de la bebida), (iv) alto-CHO (drink+fibre) donde una dosis 10g del suplemento de la fibra del beta-glucano de la cebada (Cerogen) que contenía el beta-glucano 6.31g fue añadida a los controles de la comida y de la bebida. Había un aumento de la glucosa y de la insulina que seguían los 4 tratamientos. Adición del beta - el suplemento del glucano embotó perceptiblemente las respuestas glycaemic e insulinaemic en la comida (p<0.05) pero no los tratamientos de la bebida (p>0.05) cuando estaba comparado a los controles. Los altos-CHO desayunos disminuyeron total, LDL- y el HDL-colesterol de la línea de fondo a 60 minutos postprandially pero no había efectos diferenciados del tratamiento del beta-glucano sobre los lípidos de circulación. Concluimos que un suplemento del beta-glucano de la cebada de la alta dosis puede mejorar control de la glucosa cuando está añadido a una alta-CHO comida almidonada, probablemente debido a la viscosidad gastrointestinal creciente, pero no cuando está añadido a una alta-CHO bebida donde la absorción rápida combinada con la concentración y la viscosidad disminuidas del beta-glucano puede evitar este mecanismo.

Asia Pac J Clin Nutr. 2007;16(1):16-24

Fibra dietética, aumento de peso, y factores de riesgo de la enfermedad cardiovascular en adultos jovenes.

CONTEXTO: La composición dietética puede afectar a la secreción de la insulina, y la alta insulina nivela, a su vez, puede aumentar el riesgo para la enfermedad cardiovascular (CVD). OBJETIVO: Para examinar el papel del consumo de la fibra y de su asociación con los niveles de la insulina, el aumento de peso, y otros factores de riesgo del CVD compararon con otros componentes dietéticos importantes. DISEÑO Y AJUSTE: El desarrollo del riesgo de la arteria coronaria en los adultos jovenes (CARDIA) estudia, un estudio ficticio sobre la base de la población multicentro del cambio en factores de riesgo del CVD durante 10 años (1985-1986 a 1995-1996) en Birmingham, Ala; Chicago, III; Minneapolis, Minn; y Oakland, California. PARTICIPANTES: Un total de 2.909 adultos blancos y negros sanos, 18 a 30 años de edad en la inscripción. MEDIDAS PRINCIPALES DEL RESULTADO: El peso corporal, los niveles de la insulina, y otros factores de riesgo del CVD en el año 10, ajustaron según valores de línea de fondo. RESULTADOS: Después del ajuste para los factores de la confusión del potencial, la fibra dietética mostró asociaciones lineares de lo más bajo posible a los quintiles más altos de la toma con el siguiente: peso corporal (blancos: 174.8-166.7 libras [78.3-75.0 kilogramos], P<.001; negros: 185.6-177.6 libras [83.5-79.9 kilogramos], P = .001), ratio de la cintura-a-cadera (blancos: 0.813-0.801, P = .004; negros: 0.809-0.799, P = .05), insulina de ayuno ajustada según el índice de masa corporal (blancos: 77.8-72.2 pmol/L [11.2-10.4 microU/mL], P = .007; negros: 92.4-82.6 pmol/L [13.3-11.9 microU/mL], P = .01) e insulina de dos horas del postglucose ajustada según el índice de masa corporal (blancos: 261.1-234.7 pmol/L [37.6-33.8 microU/mL], P = .03; negros: 370.2-259.7 pmol/L [53.3-37.4 microU/mL], P<.001). La fibra también fue asociada a la presión arterial y a los niveles de triglicérido, de colesterol de la lipoproteína de alta densidad, de colesterol de la lipoproteína de baja densidad, y de fibrinógeno; estas asociaciones fueron atenuadas substancialmente por el ajuste para el nivel de ayuno de la insulina. En comparación con fibra, la toma de la grasa, el carbohidrato, y la proteína tenían asociaciones contrarias o débiles con todos los factores de riesgo del CVD. CONCLUSIONES: El consumo de la fibra predijo niveles de la insulina, aumento de peso, y otros factores de riesgo del CVD más fuertemente que sume o consumo de la grasa saturada. Las dietas de alto contenido de fibra pueden proteger contra obesidad y el CVD bajando niveles de la insulina.

JAMA. 27 de octubre 1999; 282(16): 1539-46

Índice de masa corporal bajo en comedores otra cosa que carne: el papeles posible de la grasa animal, de la fibra dietética y del alcohol.

OBJETIVO: Para examinar las asociaciones de la dieta y de otros factores de la forma de vida con el índice de masa corporal (BMI) usando datos del estudio vegetariano de Oxford. TEMAS: 1914 no fumadores masculinos y 3.378 femeninos envejecieron 20-89 y en el reclutamiento al estudio. MEDIDAS: Todos los temas terminaron un cuestionario de la dieta/de la forma de vida en el reclutamiento que daba los detalles de su dieta usual y otras características incluyendo altura y peso, fumando y bebiendo hábitos, cantidad de ejercicio, empleo e historia reproductiva. Las respuestas al cuestionario de la frecuencia de la comida fueron utilizadas para clasificar temas como comedores de la carne o comedores otra cosa que carne, y para estimar tomas de la grasa animal y de la fibra dietética. Los temas fueron clasificados más a fondo según su consumo del alcohol, nivel del ejercicio, clase social, últimos vicios de fumar y paridad. RESULTADOS: BMI malo era más bajo en comedores otra cosa que carne que en comedores de la carne en todos los grupos de la misma edad para los hombres y las mujeres. BMIs malo edad-ajustado guardapolvo en kg/m2 era 23,18 y 22,05 para los comedores masculinos de la carne y los comedores otra cosa que carne respectivamente (P < 0,0001) y 22,32 y 21,32 para los comedores femeninos de la carne y los comedores otra cosa que carne respectivamente (P < 0,0001). Además del consumo de la carne, la toma dietética de la fibra, el consumo de grasa animal, la clase social y el fumar del pasado eran todo el asociado independientemente a BMI en hombres y mujeres; el consumo del alcohol fue asociado independientemente a BMI en hombres, y la paridad fue asociada independientemente a BMI en mujeres. Después de ajustar según estos factores, las diferencias en BMI malo entre los comedores de la carne y los comedores otra cosa que carne fueron reducidas por el 36% en hombres y el 31% en mujeres. CONCLUSIONES: Los comedores otra cosa que carne son más finos que comedores de la carne. Esto puede ser en parte debido a una toma más alta de la fibra dietética, una toma más baja de la grasa animal, y solamente en hombres una toma más baja del alcohol.

Internacional J Obes Relat Metab Disord. 1998 mayo; 22(5): 454-60

Continuado en la página 2 de 3