Venta estupenda del análisis de sangre de Life Extension

Revista de Life Extension

LE Magazine diciembre de 2003
imagen
Acercamientos naturales en el tratamiento de la insuficiencia cardiaca congestiva
Por el Dr. Sergey A. Dzugan

La terapia de la testosterona se ha propuesto como tratamiento adicional para los hombres con el CHF.La testosterona 67 reduce la presión arterial y aumenta la relajación de arterias braquiales; la inyección directa de la testosterona en las arterias coronarias produce la dilatación y el flujo de sangre coronario creciente.68-70 el efecto vasodilatador resultante puede aliviar la congestión pulmonar y mejorar la perfusión periférica. La terapia del andrógeno podía también mejorar la función cardiaca reduciendo la tensión en el músculo cardíaco antes y después de la contracción así como aumentando el flujo de sangre coronario. Además, la terapia del andrógeno es útil en aumentar fuerza muscular esquelética en pacientes del CHF.La terapia del reemplazo de 71 andrógenos podía potencialmente aliviar síntomas mejorando la función cardiaca y vascular así como aumentando fuerza y resistencia. Puede también reparar el desequilibrio catabólico-anabólico del CHF y suprimir la activación del cytokine que eso lleva a la progresión de la enfermedad.

Los niveles óptimos de hormonas esteroides tales como pregnenolone, DHEA, progesterona, estrógeno, testosterona, y cortisol son necesarios para mantener salud óptima en varones y hembras. La alteración en estas hormonas puede desempeñar un papel significativo en el CHF. En un estudio, los pacientes recibieron terapia hormonorestorative con las hormonas tales como pregnenolone, DHEA, gel del triestrogen, gel de la progesterona, y gel de la testosterona para corregir niveles del colesterol.El 72 cientos por ciento de los pacientes respondió. Esto es porque el cuerpo humano contiene todas las enzimas y cofactores que necesita procesar las hormonas naturales cuando ocurren en sus proporciones humanas naturales. la terapia Hormono-restaurativa promete ser un protocolo terapéutico importante en el tratamiento del CHF, junto con los suplementos que aumentan naturalmente volumen cardiaco.

Referencias

1. Kromhout D. Diet y enfermedad cardiovascular. Salud de J Nutr que envejece 2001 5(3): 144-9.

2. BM de Massie, Sah NOTA. El desarrollo tiende en los factores epidemiológicos de paro cardíaco: Análisis razonado para las estrategias preventivas y la gestión completa de las enfermedades. Corazón J. el 1997 de la de junio; 133(6): 703-12.

3. de Lorgeril M, dieta de Salen P, de Martin JL, de Monjaud I, de Delaye J, de Mamelle N. Mediterranean, tors tradicionales del fac- del riesgo, y el índice de plications cardiovasculares de COM después del infarto del miocardio: informe final del estudio del corazón de la dieta de Lyon. Circulación. 16 de febrero 1999; 99(6): 779-85.

4. von Schacky C, Angerer P, Kothny W, Theisen K, Mudra H. El efecto de los ácidos grasos dietéticos omega-3 sobre ateroesclerosis coronaria. Un ensayo seleccionado al azar, de doble anonimato, placebo-controlado. Ann Intern Med. 6 de abril 1999; 130(7): 554-62.

5. Hu FB, Stampfer MJ, Manson JE, y otros ingestión dietética del ácido alfa-linolenic y riesgo de enfermedad cardíaca isquémica fatal entre mujeres. J Clin Nutr. 1999 mayo; 69(5): 890-7.

6. Daviglus ml, Stamler J, Orencia AJ, y otros consumo de pescados y el riesgo de 30 años de infarto del miocardio fatal. MED de N Inglés J. 10 de abril 1997; 336(15): 1046-53.

7. Connor NOSOTROS. ¿Los ácidos grasos n-3 de pescados previenen muertes de enfermedad cardiovascular? J Clin Nutr. El 1997 de julio; 66(1): 188-9.

8. Consumo de Albert cm, de Hennekens CH, de O'Donnell CJ, y otros de pescados y riesgo de muerte cardiaca súbita. JAMA. 7 de enero 1998; 279(1): 23-8.

9. McCarron DA, Oparil S, Chait A, y otros gestión alimenticia de factores de riesgo cardiovasculares. Un ensayo clínico seleccionado al azar. Arco interno MED 1997 27 de enero; 157(2): 169-77.

10. Ness AR, Powles JW. Fruta y verdura, y enfermedad cardiovascular: un comentario. Internacional J Epidemiol el 1997 de febrero; 26(1): 1-13.

11. McDougall J, Litzau K, Haver E, Saunders V, Spiller GA. Reducción rápida del colesterol de suero y de la presión arterial por un doce-día, muy baja en grasa, estrictamente dieta del vegetariano. J Coll Nutr el 1995 de oct; 14(5): 491-6.

12. Wolk A, Manson JE, Stampfer MJ, y otros toma a largo plazo de la fibra dietética y riesgo disminuido de enfermedad cardíaca coronaria entre mujeres. JAMA 1999 2 de junio; 281(21): 1998-2004.

13. Morelli V, Zoorob RJ. Terapias alternativas: Parte II. Insuficiencia cardiaca congestiva e hipercolesterolemia. De sept. del médico de la Fam el 2000 15; 62(6): 1325-30.

14. Enfermedad cardiovascular de Gavagan T. Cuidado remilgado el 2002 de junio; 29(2): 323-38, vi.

15. Único MJ, Jeejeebhoy KN. Requisitos alimenticios condicionados: importancia terapéutica al paro cardíaco. Herz el 2002 de marcha; 27(2): 174-8.

16. Único MJ, Jeejeebhoy KN. Requisitos alimenticios condicionados y la patogenesia y el tratamiento del fracaso del miocardio. Cuidado el 2000 de Curr Opin Clin Nutr Metab de nov; 3(6): 417-24.

17. Jeejeebhoy F, Keith M, Freeman M, y otros la suplementación alimenticia con los alimentos cardiacos esenciales del miocito de los repletes de MyoVive y reduce tamaño ventricular izquierdo en pacientes con la disfunción ventricular izquierda. Corazón J el 2002 de la de junio; 143(6): 1092-100.

18. Bagchi D. Un comentario de las ventajas clínicas de la coenzima Q10. MED 1997 10:139-48 de los Adv de J.

19. WG de Nayler. El uso de la coenzima Q10 de proteger el músculo cardíaco isquémico. En Yamamura Y, Folkers K, Ito Y (eds): Aspectos biomédicos y clínicos de la coenzima Q, vol. 2. Amsterdam, Elsevier-norte Holland Biomedical, el an o 80, págs. 409-25.

20. Awata N, y otros. Los efectos de la coenzima Q10 sobre la enfermedad cardíaca isquémica evaluada por ejercicio dinámico prueban. En Yamamura Y, Folkers K, Ito Y (eds): Aspectos biomédicos y clínicos de la coenzima Q, vol. 2. Amsterdam, Elsevier-norte Holland Biomedical, el an o 80, págs. 247-54.

21. Nakamura Y, Takahashi M, Hayashi J, y otros protección del miocardio isquémico con la coenzima Q10. Cardiovasc Res el 1982 de marcha; 16(3): 132-7.

22. Grúa FL, Navas P. La diversidad de la función de la coenzima Q. Mol Aspects Med 1997 18 Suppl: S1-6.

23. Frei B, Kim bujía métrica, BN de Ames. Ubiquinol-10 es un antioxidante lípido-soluble eficaz en las concentraciones fisiológicas. Proc Acad nacional Sci los E.E.U.U. 1990 junio; 87(12): 4879-83.

24. Ondarroa M, Quinn PJ. Los estudios espectroscópicos de resonancia magnética de Proton de la interacción de ubiquinone-10 con el fosfolípido modelan las membranas. EUR J bioquímica 1986 3 de marzo; 155(2): 353-61.

25. Yamamura Y, y otros uso clínico de la coenzima Q para el tratamiento de la enfermedad cardiovascular. 31:168 de Jpn Circ J 1967.

26. Eficacia de Langsjoen pH, de Langsjoen pH, de Folkers K. Long-term y seguridad de la terapia de la coenzima Q10 para la cardiomiopatía dilatada idiopática. J Cardiol 16 de febrero 1990; 65(7): 521-3.

27. Judy WV, y otros estudio doble de doble anonimato de la cruce de la coenzima Q10 en paro cardíaco. En Folkers K, Yamamura Y (eds): Aspectos biomédicos y clínicos de la coenzima Q, vol. 5. Amsterdam, Elsevier, 1986, págs. 315-22.

28. Langsjoen pH, Langsjoen. Descripción del uso de coQ10 en enfermedad cardiovascular. Biofactors 1999 9 (2-4): 273-84.

29. Soja, Mortensen SA. Tratamiento de la escasez cardiaca crónica con la coenzima Q10, resultados del meta-análisis en ensayos clínicos controlados. Ugeskr Laeger 1997 1 de diciembre; 159(49):7302-8.

30. Morisco C, Trimarco B, Condorelli M. Effect de la terapia de la coenzima Q10 en pacientes con la insuficiencia cardiaca congestiva: un estudio seleccionado al azar multicentro a largo plazo. Clin Investig 1993 71 (8 Suppl): S134-6.

31. CA de Baggio E, de Gandini R, de Plancher, estudio multicentro de Passeri M, de Carmosino G. italian en la seguridad y eficacia de la coenzima Q10 como terapia adjunctive en paro cardíaco. Investigadores de la vigilancia de la droga CoQ10. Mol Aspects Med 1994 15 Suppl: s287-94.

32. Langsjoen pH, Langsjoen. Coenzima Q10 en enfermedad cardiovascular con énfasis sobre paro cardíaco e isquemia del miocardio. Corazón J 1998 7 de Asia Pac: 160-68.

33. Judy WV, Pasillo JH, retiro de Folkers K. Coenzyme Q10 – recaída clínica en pacientes de la insuficiencia cardiaca congestiva. En Folkers K, GP de Littaru, Yamagami T (eds): Aspectos biomédicos y clínicos de la coenzima Q. Amsterdam, Elsevier Science, 1991, págs. 283-98.

34. Aumento de Langsjoen pH, de Folkers K, de Lyson K, de Muratsu K, de Lyson T, de Langsjoen P. Pronounced de la supervivencia de pacientes con cardiomiopatía cuando está tratado con la coenzima Q10 y terapia convencional. El tejido de la internacional J reacciona 1990 12(3): 163-8.

35. Judy WV, Folkers K, Pasillo JH. La supervivencia a largo plazo mejorada en la coenzima Q10 trató a los pacientes crónicos del paro cardíaco comparados a los pacientes convencionalmente tratados. En Folkers K, GP de Littarru, Yamagami T (eds): Aspectos biomédicos y clínicos de la coenzima Q, vol. 4. Amsterdam, Elsevier Science, 1991, págs. 291-98.

36. Fugh-Berman A. Herbs y suplementos dietéticos en la prevención y el tratamiento de la enfermedad cardiovascular. Prev Cardiol 2000 3(1): 24-32.

37. Goa kilolitro, Brogden RN. L-carnitina. Un comentario preliminar de su farmacinética, y su uso terapéutico en enfermedad cardiaca isquémica y deficiencias primarias y secundarias de la carnitina en la relación a su papel en metabolismo del ácido graso. Drogas 1987 34(1): 1-24.

38. Mancini M, Rengo F, Lingetti M, GP de Sorrentino, estudio de Nolfe G. Controlled en la eficacia terapéutica de la L-carnitina del propionyl- en pacientes con la insuficiencia cardiaca congestiva. De sept. de Arzneimittelforschung el 1992; 42(9): 1101-4.

39. Pucciarelli G, Mastursi M, Latte S, y otros. Los efectos clínicos y hemodinámicos de la propionyl-L-carnitina en el tratamiento de la insuficiencia cardiaca congestiva. Clin Ter el 1992 de nov; 141(11):379-84.

40. Caponnetto S, Canale C, Masperone mA, Terracchini V, Valentini G, Brunelli C. Efficacy del tratamiento de L-propionylcarnitine en pacientes con la disfunción ventricular izquierda. De sept. del corazón J del EUR el 1994; 15(9): 1267-73.

41. Azuma J, y otros ensayo seleccionado al azar de doble anonimato de la cruce del taurino en insuficiencia cardiaca congestiva. Curr Ther Res 1983 34(4): 543-57.

42. Azuma J, y otros efecto terapéutico del taurino en insuficiencia cardiaca congestiva: Un ensayo de doble anonimato de la cruce. Clin Cardiol 1985 8:276-82.

43. Interruptor de Schaffer, Lombardini JB, Azuma J.Interaction entre las acciones del taurino y la angiotensina II. Aminoácidos 2000; 18(4): 305-18.

44. Fong HH, Bauman JL. Espino. J Cardiovasc Nurs el 2002 de julio; 16(4): 1-8.

45. Schmidt U, y otros eficacia de la preparación LI 132 del espino (Crataegus) en 78 pacientes con la insuficiencia cardiaca congestiva crónica definida como clase funcional de NYHA II. 1:17 1994 - 24 de Phytomedicine.

46. Weikl A, Assmus KD, Neukum-Schmidt A, y otros extracto especial WS 1442 del Crataegus. Evaluación de la eficacia objetiva en pacientes con el paro cardíaco (NYHA II). Fortschr MED 1996 30 de agosto; 114(24): 291-6.

47. Extracto WS 1442 de Leuchtgens H. Crataegus Special en paro cardíaco de NYHA II. Un estudio de doble anonimato seleccionado al azar controlado placebo. MED 1993 111 de Fortschr (20 - 21): 352-4.

48. Tauchert M, Gildor A, extracto WS 1442 del Crataegus de la dosis de Lipinski J. Alto en el tratamiento del paro cardíaco de la etapa II de NYHA. Herz 1999 24(6): 465-74.

49. Monografía clínica del extracto de Busse W. Standardized Crataegus. Rev Nat Med de Q 1996 189-97.

50. Weihmayr T, eficacia de Ernst E. Therapeutic del Crataegus. MED 1996 114 de Fortschr (1-2): 27-9.

51. O'Conolly VM, y otros tratamiento del funcionamiento cardiaco (NYHA efectúa I a II) en edad avanzada con el extracto estandardizado del gus de los cratae. MED 1986 104:805-8 de Fortschr.

52. Schussler M, Holzl J, efectos de Fricke U. Myocardial de flavonoides de especies del Crataegus. Arzneimittelforschung 1995 45(8): 842-5.

53. Bahorun, actividades antioxidantes del T. de los extractos del monogyna del Crataegus. Planta Medica 1994 60:323-8

54. Ms de Seelig. Correlación del magnesio y de la insuficiencia cardiaca congestiva. Wien Med Wochenschr 2000 150 (15-16): 335-41.

55. Efectos de Cohen N, de Alon I, de Almoznino-Sarafian D, y otros metabólico y clínico de la suplementación oral del magnesio en pacientes furosemida-tratados con la insuficiencia cardiaca congestiva severa. Clin Cardiol 2000 23(6): 433-6.

56. CD de Hix. Magnesio en insuficiencia cardiaca congestiva, el infarto del miocardio agudo y dysrhythmias. J Cardiovasc Nurs 1993 8(1): 19-31.

57. Suh JH, Shigeno Y, Morrow JD, y otros tensión oxidativa en el corazón de la rata del envejecimiento es invertido por la suplementación dietética con (R) - (alfa) - ácido lipoico. FASEB J. el 2001 de marcha; 15(3): 700-6.

58. Factor de necrosis de Anker SD, de Clark AL, de Kemp M, y otros de tumor y metabolismo del esteroide en paro cardíaco crónico: relación posible para muscle perder. J Coll Cardiol 1997 30(4): 997-1001.

59. Moleta J. Cholesterol, interacciones con testosterona y cortisol en enfermedades cardiovasculares. Berlín: Saltador Verlag; 1987

60. Noirhomme P, Jaquet L, sotobosque M, y otros. El efecto de la ayuda circulatoria mecánica crónica sobre la activación neuroendocrina en pacientes con paro cardíaco de la fase final. 16:63 1999 – 7 del EUR J Cardiothorac Surg.

61. Anker SD, Chua TP, Ponikowski P, y otros cambios hormonales y desequilibrio catabólico/anabólico en paro cardíaco crónico y su importancia para la caquexia cardiaca. Circulación 1997 96:526-34.

62. Tappler B, disfunción Pituitario-gonadal de Katz M. en fracaso cardiaco de baja producción. Clin Endocrinol 1979 10(3): 219-26.

63. Niebauer J, CD de Pflaum, Clark AL, y otros deficiente insulina-como el factor de crecimiento 1 en paro cardíaco crónico predice la composición alterada del cuerpo, la activación anabólica de la deficiencia, del cytokine y del neurohormonal. J Coll Cardiol 1998 32:393-7.

64. Cisne JW, Walton C, Godsland SI, y otros resistencia a la insulina en paro cardíaco crónico. Corazón J 1994 15:1528-32 del EUR.

65. Kontoleon PE, Anastasiou-Nana MI, paladio de Papapetrou, y otros perfil hormonal en pacientes con el ure congestivo del fracaso del corazón. Internacional J Cardiol 2003 87 (2-3): 179-83.

66. Moriyama Y, Yasue H, Yoshimura M, y otros. Los niveles del plasma de sulfato del dehydroepiandrosterone se disminuyen en pacientes con paro cardíaco crónico en proporción a la severidad. J Clin Endocrinol Metab 2000 85(5): 1834-40.

67. Pugh PJ, kilómetro inglés, TH de Jones, Channer KS. Testosterona: ¿un tónico natural para el corazón de fall? QJM 2000 93(10): 689-94.

68. Marin P, Holmang S, Jonsson L, y otros. Los efectos del tratamiento de la testosterona sobre la composición y el metabolismo del cuerpo en hombres obesos de mediana edad. Internacional J Obes 1992 16(12): 991-7.

69. La ONG PJ, Patrizi G, WC de Chong, y otros testosterona aumenta reactividad flujo-mediada de la arteria braquial en hombres con enfermedad de la arteria coronaria. J Cardiol 2000 85(2): 269-72.

70. Webb cm, McNeill JG, CS de Hayward, y otros efectos de la testosterona sobre la regulación vasomotora coronaria en hombres con enfermedad cardíaca nary del coro-. Circulación 1999 100(16): 1690-6.

71. Shapiro J, Christiana J, Frishman WH. Testosterona y otros esteroides anabólicos como drogas cardiovasculares. J Ther 1999 6(3): 167-74.

72. Dzugan SA, tratamiento de Arnold Smith R. Hypercholesterolemia: ¿una nueva hipótesis o apenas un accidente? Med Hypotheses 2002 59(6): 751-6.