Venta estupenda del análisis de sangre de Life Extension

Referencias de la salud del clavo

Prevención y tratamiento, 5ta edición de la enfermedad

Las referencias en esta página corresponden con la versión de la impresión de la prevención y del tratamiento,5ta edición de la enfermedad. Puesto que ponemos al día continuamente los protocolos en línea en respuesta a nuevos progresos científicos, animan a los lectores a revisar las últimas versiones de los protocolos.

  1. Fawcett RS, anormalidades del clavo de Linford S y otros: Pistas a la enfermedad sistémica. Médico de la Fam. 15 de marzo 2004; 69(6): 1417-24.
  2. EM de Farber, psoriasis de Nall J. Nail. Cutis. El 1992 de sept; 50(3): 174-8.
  3. Gupta AK, predominio Jain de HC y otros y epidemiología del onychomycosis insospechado en los pacientes que visitan las oficinas en Ontario, Canadá de los dermatólogos: Una encuesta multicentra de 2001 pacientes. Internacional J Dermatol. 1997;36:783–7.
  4. Gupta AK, predominio Jain de HC y otros y epidemiología del onychomycosis en los pacientes que visitan las oficinas de los médicos: Una encuesta canadiense multicentra de 15.000 pacientes. J AcadDermatol. 2000;43:244–8.
  5. Faergemann J, Baran R. Epidemiology, presentación clínica y diagnosis del onychomycosis. Br J Dermatol. El 2003 de sept; 149 (Suppl 65): 1-4.
  6. Gupta AK, predominio de Konnikov N y otros y epidemiología del onychomycosis de la uña del pie en temas diabéticos: Una encuesta multicentra. Br J Dermatol. 1998;139(4):665–71.
  7. Dolan C, concurso de la foto de Pasillo JA y otros: Clavos próximos del finger blanco. Médico de la Fam. En junio de 2004; 69(12): 2903-4.
  8. Kyle AA, Dahl milivoltio. Terapia tópica para las infecciones por hongos. J ClinDermatol. 2004;5(6):443–51.
  9. Shaw J, informe del tema de las pruebas de R. Best del cuerpo: ¿Incisión y drenaje preferibles a los antibióticos orales en la infección paronychial aguda del clavo? MED J. el 2005 de la emergencia de nov; 22(11): 813-4.
  10. Food and Drug Administration. http://www.fda.gov/cder/drug/advisory/sporanox-lamisil/qa.htm. 10 de julio de 2006 alcanzado.
  11. Tavakkol A, seguridad de Fellman S y otros y eficacia del terbinafine oral en el tratamiento del onychomycosis: El análisis del subgrupo mayor en la mejora da lugar a Lamisil Onychomycosis-concomitante y al desbridamiento (ACORAZADOS), una abierto-etiqueta, ensayo aleatorizado. J GeriatrPharmacother. El 2006 de marcha; 4(1): 1-13.
  12. AU de Sikder, estudio Mamun SA y otros del itraconazole oral y terapia del pulso del terbinafine en onychomycosis. MED J. el 2006 de Mymensingh de enero; 15(1): 71-80.
  13. Avner S, combinación de Nir N y otros del terbinafine oral y del ciclopirox tópico comparó al terbinafine oral para el tratamiento del onychomycosis. Invitación de J Dermatolog. 2005;16(5-6):327–39.
  14. Estudios clínicos y farmacocinéticos de Kawada A, de Aragane Y y otros del itraconazole continuo para el tratamiento del onychomycosis. J Dermatol. El 2004 de febrero; 31(2): 104-8.
  15. Hiruma M, Matsushita A y otros. Una terapia del pulso de la semana con el itraconazole (200 magnesio day-1) para el onychomycosis: Evaluación de los resultados de tratamiento según fondo paciente. Micosis. 2001 mayo; 44 (3-4): 87-93.
  16. Rigopoulos D, CA de Katoulis y otros. Un ensayo aleatorizado de la laca del clavo de la solución del amorolfine el 5% en asociación con terapia del pulso del itraconazole comparó con el itraconazole solo en el tratamiento del onychomycosis de la uña de la candida. Br J Dermatol. El 2003 de julio; 149(1): 151-6.
  17. Sigurgeirsson B, eficacia a largo plazo de Olafsson JH y otros del tratamiento con el terbinafinevsitraconazole en onychomycosis: Un estudio complementario anticipado cegador de cinco años. Arco Dermatol. 2002;138:353–7.
  18. Tosti A, BM de Piraccini y otros recae de onychomycosis después del tratamiento acertado con antifungals sistémicos: Una continuación de tres años. Dermatología. 1998;197:162–6.
  19. Heno RJ. El futuro de la terapia del onychomycosis puede implicar una combinación de acercamientos. Br J Dermatol. 2001; 145 (suppl 60): 3-8.
  20. Zakeri M, terapia tópica del calcipotriol de Valikhani M y otros en psoriasis del clavo: Un estudio de 24 casos. Dermatol J. 2005 1 de diciembre en línea; 11(3): 5.
  21. Tratamiento local de Fritz K. Successful del psoriasis del clavo con el fluorourocil 5. Z Hautkr. 15 de diciembre 1989; 64(12): 1083-8.
  22. Iida N, Ohsumi N. Treatment de las deformidades severas de las uñas del pie por el método modificado de Zadik con la piel artificial. Mano Surg de Scand J PlastReconstrSurg. 2004;38(3):155–9.
  23. Barel A, efecto de Colomme M y otros de la toma oral del ácido orthosilícico colina-estabilizado sobre piel, clavos y pelo en mujeres con la piel photodamaged. Arco Dermatol Res. El 2005 de oct; 297(4): 147-53.
  24. Williams HC, uso acertado de Buffham R y otros de la solución tópica de la vitamina E en el tratamiento del clavo cambia en síndrome amarillo del clavo. Arco Dermatol. En julio de 1991; 127:1023-8.
  25. Rommel A, onglesjaunes del DES del síndrome de Havet M y otros: Vitamina E. Ann DermatolVenereol del la del à de Réponse. 1985;112:625–7.
  26. Venencie PY, Dicken CH. Síndrome amarillo del clavo: Informe de cinco casos. J AcadDermatol. 1984;10:187–92.
  27. Ayres S, síndrome del clavo de Mihan R. Yellow: Respuesta a la vitamina E. Arch Dermatol. 1973;108:267–8.
  28. Floersheim GL. Tratamiento de uñas frágiles con biotina. Z Hautkr. 1989; 64:41-8 [en alemán].
  29. Hochman LG, clavos frágiles de Scher RK y otros: respuesta a la suplementación diaria de la biotina. Cutis. El 1993 de abril; 51(4): 303-5.
  30. Colombo VE, tratamiento de Gerber F y otros de uñas frágiles y onychoschizia con biotina: Microscopia electrónica de la exploración. J AcadDermatol. DEC 1990; 23 (6 pintas 1): 1127-32.
  31. Cashman MW, SB de Sloan (2010). “Nutrición y enfermedad del clavo”.Clínicas en dermatología 28 (4): 420–425.
  32. Hausmann M, síndrome del clavo de Keller R. Yellow. Pneumologie. El 1994 de enero; 48(1): 30-3.
  33. Arroyo JF, Cohen ml. Mejora del síndrome amarillo del clavo con el cinc oral supplementation.ClinExpDermatol. El 1993 de enero; 18(1): 62-4.